Autos autónomos dejan de ser ciencia ficción

Autos autónomos dejan de ser ciencia ficción

El F015 de Mercedes-Benz cuenta con seis pantallas táctiles de alta resolución

f015

En un intento por resaltar su visión de la conducción autónoma, el fabricante alemán Mercedes-Benz, presentó el F015 Luxury in Motion, un vehículo eléctrico conceptual que se maneja solo y permite a los pasajeros mantenerse conectados con el mundo exterior.

Durante la presentación del vehículo en CES 2015 en Las Vegas, Dietar Zetsche, presidente del Directorio de Daimler AG y director de la División de Vehículos de Mercedes-Benz, dijo que el auto apunta a las carreteras del futuro, por donde transitarán cápsulas exclusivas sobre ruedas.

Cualquiera que se centre solamente en la tecnología no ha entendido cómo la conducción autónoma cambiará la sociedad, dijo Zetsche.

El vehículo será mucho más que un medio de transporte y se convertirá en un espacio de vida móvil, agregó.

El F015 tiene una carrocería alargada y una parte fundamental del diseño es el parabrisas, que se alarga hasta convertirse en un quemacocos de una sola pieza de vidrio.

Las ruedas, de 26 pulgadas, están colocadas de manera que permiten aprovechar el máximo de espacio para los pasajeros, dijo Zetsche.

Los pasajeros se sientan en pedestales que rotan automáticamente 30 grados cuando se abren las puertas.

Mantener a los pasajeros conectados con el mundo exterior es una característica clave. Seis pantallas táctiles de alta resolución permiten a los pasajeros usar sus manos, gestos o movimientos del ojo para navegar, buscar o ver qué sucede fuera del vehículo.

Zetsche dijo que el F015 se puede usar como vehículo autónomo o pilotado.

Bajo control del seudopiloto automático, varias luces LED se iluminan para proyectar una cebra en la calle e informar a los peatones que pueden cruzar sin peligro.

Pero, Mercedes no es la única marca que mostró sus nuevos modelos durante la feria.

Con su vehículo conceptual M4 Concept Iconic Lights, BMW mostró cómo la tecnología avanzada puede revolucionar los sistemas de iluminación de los vehículos.

Las luces delanteras de láser tienen la capacidad de proyectar los rayos de luz de formas muy específicas, e incluso agregar prestaciones de asistencia al conductor.  Las luces traseras  de Oled son una forma eficiente y flexible de iluminación trasera.

En el video de demostración se observa cómo el patrón de luz ilumina dinámicamente la carretera. Y para llevar este concepto más adelante, una cámara identifica peligros potenciales en la carretera, como un venado o peatones y las luces delanteras iluminan específicamente esa área para alertar al conductor sobre el peligro.

BMW comercializa esta tecnología en Alemania, pero el Departamento de Transporte de Estados Unidos debe cambiar las reglas en vigor para poder legalizar esta tecnología en el país.

Thomas Hausmann, quien está a cargo de los sistemas de iluminación de BMW, explicó que esta luz trasera de Oled demorará un par de años en llegar a la producción.

Los paneles Oled  que BMW está probando no están listos para el mundo automotriz porque tendrían que sobrevivir a temperaturas de hasta 80 grados Celsius (176 grados Fahrenheit).

Mencionó  que BMW espera que las luces retengan el 70% de su poder de iluminación tras 10.000 horas de uso, pero que en este momento no llegan a esa cifra.

Aunque el desarrollo de vehículos autónomos está en sus primeras etapas, Adam Jonas, analista del sector automotriz de Morgan Stanley, pronosticó que para el 2026 se logrará una sociedad utópica,  en donde los asuntos de responsabilidad, infraestructura y la aceptación por parte del consumidor serán superados para permitir la implementación de vehículos completamente autónomos.

Los vehículos autónomos ya no serán cosa de ciencia ficción, escribió Jonas en una nota a sus clientes y añadió que     son cosas reales  y estarán en las carreteras mucho antes de lo que se puede pensar.

Con esa visión de futuro, Google ha experimentado con vehículos autónomos desde 2009, y ya tiene recorrido más de 1,2 millones de kilómetros de prueba en sus vehículos robotizados.

Un prototipo completamente funcional, que Google presentó el mes pasado,  usa sensores y software para maniobrar el vehículo con seguridad en vez de tener un volante, acelerador y frenos.

Aunque Google ha estado a la vanguardia del desarrollo y pruebas de tecnologías para vehículos autónomos, no está solo en su visión del futuro.

Nissan, General Motors y el proveedor de componentes Continental esperan que los vehículos autónomos estén en las carreteras para 2020.

Por su parte, Ford ha revelado un prototipo de vehículo autónomo, mientras que  Tesla Motors, fabricante de vehículos eléctricos, desea que su sistema controle el  90% de las labores de conducción para 2016, un cronograma  agresivo y similar al que Google estima  se puede lograr. 

Sassha Fuenmayor Yépez
sassha.fuenmayor@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia