Activos del CBI alcanza los $117.219 millones

Activos del CBI alcanza los $117.219 millones

Créditos internos a noviembre de 2015 se situaron en $45.257,7 millones

IMG_2246 web

Los activos de los 91 bancos que operan en Panamá, al cierre de noviembre de 2015 crecieron 8,35% en comparación con igual mes del año anterior, al ubicarse en $117.219 millones, indican las estadísticas de la Superintendencia de Bancos de Panamá (SBP).

Además, señalan que los depósitos internos de los bancos con Licencia General (Sistema Bancario) en el mismo período aumentaron 4,72% al situarse en $48.015,1 millones y los créditos internos lo hicieron en 11,98% hasta situarse en $45.257,70 millones.

Las cifras evidencian que la plaza bancaria panameña, a pesar de que aún no estén disponibles los resultados de diciembre y que Panamá fue incluida en la lista gris del Grupo de Acción Financiera Internacional (Gafi), podrá decir que 2015 fue un buen año.

Capital Financiero, como parte de este reporte periodístico sobre la banca panameña privada, comparte la entrevista realizada al presidente de la Asociación Bancaria de Panamá (ABP), Jaime D. Moreno R., también vicepresidente senior y gerente general de Bac International Bank, In. Panamá. Entidad bancaria que junto a Banco General, lidera la plaza panameña y que a noviembre de 2015 contaba con $14.542,6 millones en activos (no incluye las subsidiarias), según las estadísticas de la SBP.

– ¿Cómo evalúa el desempeño del CBI en 2015?

– El año pasado como ABP, apoyamos el país en las acciones para abordar las amenazas externas, como la inclusión de Panamá en la lista gris del Gafi y en los pasos que tenían que tomar para salir de ella.

Muy importante, fue la aprobación de la Ley 23 de 2015 y de la Ley 18 que modifica la custodia de las acciones al portador. Creo que fue muy importante para la banca donde la ABP participó activamente, tanto en la lectura y en los comentarios, como la asistencia a la Asamblea Nacional de Diputado para exponer los beneficios de la Ley 23 para Panamá y como un primer paso para salir de la lista gris de Gafi.

Otro gran reto, a raíz de ser incluido en la lista gris y motivado por las mayores exigencias a los bancos corresponsables por parte de los regulados de los países donde se encuentran, les hacía poco rentable mantener dicha relación con un banco específico o sencillamente no tenían interés de estar en este negocio.

Recordemos que se cancelaron más de 20 relaciones de corresponsalías bancarias por parte de bancos extranjeros, principalmente norteamericanos por el tema de presiones de sus reguladores en cuanto a la política de conozca su cliente que tenían que aplicar a los bancos en Panamá y en otras jurisdicciones. Fue algo que nos impactó directamente en Panamá.

A raíz de ello, en los primeros días de diciembre del 2015 se realizó en Panamá una reunión con representantes del Departamento de Tesoro y otras autoridades de Estados Unidos (EE.UU.) para abordar el tema de los corresponsable bancarios. En esta reunión participaron las máximas autoridades del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y de las Superintendencias de Banco, Seguros y de Valores, además de representantes de la ABP.

La reunión fue un éxito y tuvimos la oportunidad de hablar directamente con funcionarios del Departamento del Tesoro de EE.UU., y lo que queda es el seguimiento de los temas tratados en esa reunión. Lo cual no ha abandonado la ABP.

– ¿Está optimista que Panamá saldrá de la lista del Gafi?

– Estoy muy optimista y creo que los pasos que ha dado el país, es una evidencia de que las cosas se pueden hacer bien. Se hicieron rápido y bien. Están implementadas y recientemente, tuvimos la visita de los representantes de Gafi (segunda semana de enero). Estoy muy optimista que muy pronto recibamos un tipo de comunicación, y que en febrero Panamá salga oficialmente de la lista gris del Gafi.

Los representantes del Gafi, durante su vista a Panamá sostuvieron reuniones con funcionarios del gobierno, de las superintendencias de bancos, seguros, valores e Intendencia de sujetos no financieros. También se reunieron con banqueros, sujetos no regulados y en la práctica vieron cómo se han implementado las nuevas leyes aprobadas.

– ¿Cuáles son los retos para el negocio bancario que traen las nuevas leyes?

– Sí nos impacta porque los bancos clasificamos a los clientes según el tipo de riesgo, alto, mediano y bajo que dice la SBP, pero muchos bancos trabajamos con dos de ellos, alto o bajo.

Ser de riesgo alto implica ejecutar una debida diligencia ampliada. Es decir, ir más allá, investigar, cuestionar y documentar más cuando exista una transacción de un cliente con riesgo alto. Esto tiene un impacto en los costos de la organización. Todas estas regulaciones han impactado los costos para adecuar los procesos de los bancos a las nuevas normas vigentes.

Las debidas diligencias ampliadas requieren más recursos por parte del banco pero además de eso, cada día hay más actividades que son consideradas de alto riesgo por lo cual se requiere más debidas diligencias ampliadas, más monitoreo, más comparaciones o desviaciones de la actividad esperada como la real de la persona.

Los bancos debemos tener mecanismos que nos permitan identificar cuando una transacción escapa a la actividad normal del cliente y en el caso que amerite hacer el reporte de transacción sospechosa a la Unidad de Análisis Financiero del país.

– ¿Cuáles son sus principales objetivos para este 2016?

– Que Panamá sea respetado como país y no sea objeto de tantas presiones externas como las que se sufre hoy en día.

Reforzar el trabajo y terminar lo que se inició el año pasado para seguir protegiendo el CBI. Lo que representa un trabajo constante de actualización y queda mucho por hacer para poder hacer crecer el CBI pero con excelencia.   

José Hilario Gómez
jgomez@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL