Agroexportadores apuestan a la tecnología

El cambio climático, ya no es un problema para los productores que trabajan en fincas verticales

3c85f1b

No cabe la menor duda que el cambio climático está afectando a muchos sectores  económicos, entre los que figura el sector agropecuario que años tras años ha venido enfrentado los efectos de este fenómeno, que  está impactando a todos los países de una forma u otra.

Ante esta situación los empresarios están apostando a las nuevas tecnologías para tratar de minimizar los efectos del cambio climático. Y en el caso de Panamá algunos empresarios han ido a Japón,  para conocer en el terreno la tecnología que se está implementando en ese país para producir en ambiente controlado o las también conocidas fincas veticales.

David Proenza, fundador y CEO de la empresa Urban Farms, y presidente del recién realizado Congreso de Agricultura en Ambiente Controlado, en entrevista con Capital Financiero aseguró que luego de la visita a Japón  iniciaron en conjunto con productores locales el proceso de experimentación  y hoy  están en el mercado ofreciendo alimentos de alta calidad a una población creciente.

Proenza conversó sobre las ventajas de las agricultura vertical y los  planes de su empresa en Panamá.

-¿Cuál fue el objetivo del Congreso de Agricultura en Ambiente Controlado?

-El propósito del congreso fue brindarle a los inversionistas, productores, banqueros y al resto de los actores  que tienen  que ver con el sector agropecuario el debido conocimiento sobre la nueva forma de producir  en ambiente controlado.

En la forma tradicional  de producir no se puede  controlar nada, por ejemplo,  si llueve estamos sujetos a que nuestra cosecha sea víctima de plagas, y  sí esto ocurre debemos echarle más químicos, que son  nocivos para la salud del consumidor, lo  que se traduce, además  en más gastos para la compañía productora.

Mientras que  en un  ambiente controlado, todos los factores que necesita una planta para su  crecimiento se controla por medio  de tecnologías, incluyendo la temperatura, la humedad, el oxígeno,  la nutrición y la luz, sin utilizar ningún tipo de químico.

Por ello, estamos produciendo productos altamente nutritivos y sanos para los consumidores.

-¿Estas nuevas tecnologías para producir en ambiente controlado, en cuánto incrementan  los gasto de operación?

-El  costo de producción en vez de aumentar disminuye casi un 30%, porque no hay que limpiar el terreno, prepararlo, ni utilizar ninguna clase de químicos que es el costo más alto de toda producción.

Pero cabe resaltar que como el equipo para la producción de los alimentos son nuevos e innovadores requieren de una inversión, pero no se compara con el ahorro que tendremos en cada cosecha.

Y hago una simple comparación, si un productor siembra en el campo 1.000 semillas, está claro que hasta con el mejor clima al final no producirá 1.000 plantas, pero si esas 1.000 semillas se producen en ambiente controlado está garantizado que producirá 1.000 plantas.

Lo que significaría un 100% de rendimiento y en el campo en los mejores momentos obtendré  alrededor de un 70% de rendimiento.

Aunado a esto está el factor tiempo, ya que, por ejemplo, la lechuga o hierbas aromáticas que en el campo requieren  de entre 60 y  80 días para producir, nosotros como controlamos todo, podemos producir en la mitad de  ese tiempo, es decir, entre 30 a 40 días.

Esto significa que en la finca vertical podemos tener 12 ciclos al año de producción, mientras que en el método tradicional no podemos tener ni siquiera tres.

-¿Cree usted que con estas nuevas tecnologías los productores tendrán mayor acceso al crédito?

-Deberían, pero desafortunadamente la realidad en el mercado panameño en cuanto al financiamiento para el sector agropecuario es que vas a un banco y te atienden de maravilla hasta el momento que le dices que eres agricultor.

Y la razón la comprendo, porque para una entidad bancaria o financiera es  muy riesgoso aprobar un crédito, donde el pago dependa de una producción, donde ni el productor sabe si tendrá o no éxito en la cosecha.

Hay  muchos productores en Panamá que están sufriendo las consecuencias del cambio climático, por lo cual queremos compartir estas tecnologías con ellos, con el objetivo de que el resto del país y la región de América Latina puedan aprender de estas nuevas tecnologías para producir alimentos en ambiente  controlado.

Sin embarg, hay que resaltar que los bancos no quieren arriesgarse a prestarle a los que producen con métodos tradicionales ni a lo que producen por medio de ambiente controlado, lo que es un error, porque por primera vez el productor puede controlar más del 95% de todos los factores de producción.

Al tiempo de cuantificar la cantidad de semilla, fertilizantes y el rendimiento de la cosecha que tendrá y cuánto recibirá de ganancia. Por primera vez a través de las tecnologías el productor puede asegurarse que tiene un negocio rentable, lo que  le sirve al banco para que evalúen que este tipo de crédito no tiene mayor riesgo, porque para las entidades el factor más importante es el retorno del préstamo y los réditos.

En un  ambiente controlado por medio de computadoras todos los factores de riesgos se van eliminando.

-¿Ante esta nueva manera de producir, qué les recomienda a los  gerentes  de los bancos?

-Educar y actualizar a los banqueros de cómo analizar los riesgos de producción agrícola, porque los riesgos de la producción tradicional no se dan en la producción con  ambiente controlado, por las nuevas tecnologías que se están utilizando, que  eliminan los riesgo de perder la producción, además de cosechar productos sanos y con mayores nutrientes.

En la medida que se  actualicen los bancos en torno a  los avances que se están registrando en el sector agropecuario, las oportunidades del acceso al crédito de los productores se incrementarán, la producción de alimentos  sanos aumentará y la cartera agropecuaria también.

Es decir que la clave para que los productores se beneficien de más financiamientos, es el conocimiento de las nuevas herramientas que están utilizando los trabajadores del campo.

-¿Qué empresa fue la pionera en traer esta tecnología a Panamá?

-La compañía de capital panameño agroexportadora Urban Farms es considerada la empresa pionera y líder en el desarrollo de sistemas de producción en ambiente controlados, con  soluciones innovadoras de alta tecnología y sostenible que contribuyen a proveer alimentos a una población mundial creciente.

La empresa  tiene como meta asociarse con entidades calificadas para crear una red global de centros de producción en ambiente controlado, con el fin de cultivar todo tipo de alimentos, entre ellos, pepinos, tomates, fresas, melones, hiervas aromáticas para exportar alimentos frescos de forma eficiente con bajos costos, altos márgenes de ganancias y  una producción confiable los 365 días del año.

El desarrollo de la agricultura vertical genera una mayor rentabilidad para el productor e incrementa los salarios y  brinda estabilidad laboral al colaborador por el hecho de que este tipo tecnología permite producir alimentos todo el año.    

Karelia Asprilla
karelia.asprilla@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia