Altos niveles de CO2 en oficinas afectan la salud y la productividad

Altos niveles de CO2 en oficinas afectan la salud y la productividad
Es importante que desde el diseño de un proyecto se tome en cuenta estos elementos para instalar sistemas de ventilación y climatización.| Cortesía

En Panamá se le presta poca atención a la calidad del aire en las oficinas, áreas comunes y centros comerciales, a pesar de que representa un impacto para la salud, según expertos, quienes además aseguran que en otros países hoy en día es común que en los proyectos desde su diseño se contemplen elementos como la eficiencia energética, el adecuado manejo de los residuos, niveles óptimos de oxigenación, entre otros aspectos.

Según Mirelis Mancilla, gerente de Mercado y Ventas de Dorado City Center, es importante que desde el diseño de un proyecto se tome en cuenta estos elementos para instalar sistemas de ventilación y climatización adaptados a la cantidad de personas que ocuparán cada espacio, con el fin de lograr así la calidad del aire ideal.

Agregó que además, es posible garantizar niveles óptimos de oxigenación en todos los espacios, programando una temperatura adecuada.

Un estudio publicado en Environmental Health Perspectives revela que el aire de las oficinas tiene un impacto sobre la salud y que también incide en la capacidad de concentración de los ocupantes, consecuentemente en el bienestar y desempeño laboral. Temperaturas muy altas o muy bajas, así como la acumulación de altos niveles de dióxido de carbono (CO2) en el ambiente, pueden provocar cansancio y alergias.

“Los edificios verdes, con certificación LEED® proporciona un sistema de aire con purificación automática, lo que se traduce en una buena ventilación en las oficinas y espacios que contribuye evitar las acumulaciones de CO2 y ayuda a la productividad de los colaboradores”, detalló Mancilla que Dorado City Center, plaza reconocida con dicha certificación.

Una serie de estudios, dirigidos por la Universidad de Harvard y la SUNY Upstate Medical University, publicados por la revista Recursos Humanos.Com muestran que los ocupantes de los edificios verdes tienen en promedio:

Un 26,4% mayor puntuación de la función cognitiva.
Un puntaje de nivel de actividad aplicada 44% más alto, lo que refleja la capacidad de tomar decisiones que permitan alcanzar las metas del lugar de trabajo.
Un puntaje de nivel de actividad 38% superior, lo que refleja la capacidad de prestar atención a la tarea en cuestión.
30% menos síntomas de problemas respiratorios, fatiga e irritaciones de la piel.
Un 6,4% más alto nivel de calidad del sueño.

Los especialistas en la materia aseguran que, dado que muchos colaboradores pasan la mayor parte de su tiempo de sus oficinas, es importante cada vez más una certificación que asegure que el entorno de trabajo contribuya a la salud en general, al rendimiento personal, al nivel de compromiso y al logro.

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias