Ganancia espiritual y proyección de Panamá, grandes triunfos de la JMJ

Ganancia espiritual y proyección de Panamá, grandes triunfos de la JMJ
Monseñor José Domingo Ulloa compartió sus impresiones con los medios de comunicación| Violeta Villar

Para monseñor José Domingo Ulloa, la ganancia espiritual y la proyección de Panamá hacia el exterior son los grandes triunfos de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ).

Sin embargo, sin tener todavía datos estadísticos finales, explicó a Capital Financiero que “en un periodo de 15 días, han pasado por Panamá más de 250,000 personas, quienes han generado un importante consumo en distintos sectores”.

El arzobispo reconoció que esta cifra no indica que todos los visitantes se movilizaran por la JMJ Panamá 2019 pero considera que es un número importante a considerar.

Afirmó que además la derrama económica se ha sentido tanto en el interior de la República como en ciudad capital.

El arzobispo se reunió con los medios de comunicación este 28 de enero, un día después de la despedida del papa Francisco de tierras panameñas.

También participaron en el encuentro con los medios Alexandre Awi Mello, secretario del Dicasterio de Laicos, Familia y Vida y Víctor Chang, secretario ejecutivo del Comité Organizador Local de la JMJ.

Monseñor Ulloa reiteró que para el Papa es el panameño un pueblo noble y acogedor.

Dijo que el verdadero panameño “siempre acoge al extranjero y eso lo hemos podido ver cuando ha sido capaz de darle su propia cama al otro para que pudiera estar de manera digna”, comentó el arzobispo.

Agradeció a Panamá por ofrecer su mejor rostro y deseó que esta JMJ “sirva para mantenernos y que nadie nos quite lo que realmente somos”.

También extendió palabras de agradecimiento al Estado panameño y a su gobierno.

“Todos pudimos entender que por encima de la política, estaba el proyecto de país y se pusieron a la disposición de la Iglesia que tenía la gran responsabilidad”, afirmó.

Agradeció la presencia de más de 700 mil personas en la última celebración religiosa.

En lo pastoral, resaltó la importancia de haber reforzado el sentido de la Iglesia-comunidad, donde cada quien tiene su lugar “sin protagonismos personales”.

Por otra parte, destacó la importancia del Primer Encuentro Mundial de Indígenas y del aporte de los afrodescendientes a la vida de las comunidades como tema relevante de la JMJ.

El arzobispo resaltó el trabajo arduo por el cuidado de la naturaleza, con acciones específicas para mantener limpios los lugares de las grandes concentraciones.

Reiteró el agradecimiento a otras comunidades religiosas por su apoyo.

Al final entendimos que sí es posible unirnos cuando hay causa común y la causa común es buscar lo que nos une y no lo que separa”, dijo.

Considera que otro de los grandes objetivos cumplidos fue la “proyección positiva del verdadero Panamá durante la JMJ”.

Incluso le dio gracias a Dios por las dificultades porque impiden momentos de soberbia.

Expresó que muchas personas no creyeron en el proyecto de la JMJ “pero así como siempre creí que íbamos al Mundial de Fútbol, también estaba convencido que sacaríamos la JMJ adelante”.

Alexandre Awi Mello, secretario del Dicasterio de Laicos, Familia y Vida, quien es de Brasil, contó que la última misa de la JMJ en su país significó la participación del 2% de la población.

En cambio en Panamá se trató del 20% de la población (700 mil personas), cifra que permite darse cuenta “de la magnitud del evento”.

Hasta la fecha, de 2,500 periodistas registrados, la JMJ culminó con 3,196 comunicadores, entre nacionales y extranjeros.

Víctor Chang, secretario ejecutivo del COL, reconoció el trabajo del equipo y el esfuerzo de muchos benefactores, proveedores y voluntarios.

Con respecto a la proyección, peregrinos de más de 150 países están hablando de la JMJ en Panamá.

Podemos sentirnos orgullosos del país y de la voluntad de un pueblo que cuando se lo propone puede hacer cosas maravillosas”, reflexionó.

Chang explicó que las proyecciones económicas de la Iglesia se hicieron sobre el número de peregrinos estimados (entre 250,000 y 300,000) que no pudieron venir en muchos casos por la situación económica de sus países.

Afirmó que los miembros del Comité y las autoridades económicas esperan tener en los próximos días cifras concretas que consideren impuestos, tasas aeroportuarias, consumo en restaurantes y ocupación hotelera, entre otros aspectos que definen la derrama económica.

De cualquier modo, resaltó, 700 mil personas movilizándose en la ciudad generan un impacto económico importante.

Con respecto al uso posterior del Papamóvil, el arzobispo de Panamá manifestó el interés de tenerlo en exposición al público.

De igual modo, si alguno de los países vecinos lo requiere para un evento similar, Panamá debe prestarlo así como hizo Colombia con el suyo (si bien no se usó) ante esta visita del papa Francisco.

Violeta Villar Liste
violeta.villar@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia