Centro Bancario mantiene su dinamismo

Reforzar los controles y adoptar nueva tecnología son los retos del 2015

Panama

El desempeño del Centro Bancario Internacional (CBI) durante  el 2014 se resume en cinco pilares: Capitalización, liquidez, crédito, crecimiento y rentabilidad, los que  produjeron  incrementos significativos en el total de activos.

Y prueba de esto  fue  el buen  desempeño de los bancos del CBI  que sobrepasaron  el 8% de capitalización mínima sobre su total de activos ponderados por riesgo, lo que se conoce como el Índice de Adecuación de Capital (IAC), alcanzando   un 14,8%.

Esto significa que los bancos  que operan en el mercado local cuentan con suficientes reservas para enfrentar un ciclo económico con tendencia a la baja.

Las estadísticas de la Superintendencia de Bancos de Panamá (SBP) reportan que al cierre del 2014,  15 bancos contaban  con un índice de adecuación superior al 17%, 23 bancos se mantenían entre  el 12% y 17% y cuatro bancos con  menos de 12%, pero todos  por encima del mínimo exigido por la ley.

En cuanto a la rentabilidad, las cifras de la SBP reportan que es 1,8 veces los ingresos sobre gastos operativos, lo cual generó utilidades de $1.549 millones, representando un  incremento del 9% con respecto al año anterior. (Ver gráfica: Crecimiento porcentual de la utilidad y participación de mercado).

Estas cifras las reveló Gustavo Adolfo Villa, secretario general de la SBP, quien manifestó que el saldo de los activos del CBI alcanzaron, al cierre del año 2014, los $108.661 millones, lo que representó un incremento de 10,9% en comparación  con el monto registrado durante el mismo periodo del año anterior, cuando totalizaron $97.922 millones.

Dentro de este monto, el saldo de los activos del Sistema Bancario Nacional (SBN) (bancos de licencia general) creció 12,5% en este periodo, totalizando   $90.196 millones.

Esto significa que de enero a diciembre del año pasado el CBI logró inyectarle a su  saldo de activos $10.739 millones y el SBN $10.023 millones, de acuerdo con las estadísticas de la SBP.

Villa aseguró que los resultados del CBI fueron  positivos y satisfactorios, lo que fue impulsado  principalmente por  la cartera crediticia que sumó $66.040 millones, representando un incremento de 8,9% con respecto al mismo periodo del año anterior.

Mientras que  los depósitos alcanzaron los $78.163 millones con un alza de 11,4%, lo cual originó un incremento  en la liquidez y la capitalización, poniendo de manifiesto la solidez y estabilidad del centro bancario, aseguró Villa.

Debido a estos resultados nos sentimos positivos en cuanto a las perspectivas de la economía y al  hecho de que los bancos de la plaza cuentan con  suficiente solvencia y liquidez para poder respaldar ese crecimiento, puntualizó el funcionario.

Las estadísticas de la entidad reguladora de bancos reportan que el Grupo Bancolombia, seguido por Banco General, Banco Nacional de Panamá (BNP), Grupo Aval, Banco Latinoamericano de Comercio Exterior (Bladex), Global Bank, Banesco, Banco de Crédito de El Perú, Bank of China y Multibank fueron los diez bancos que reportaron el mayor crecimiento porcentual de activos y participación de mercado durante el  pasado. (Ver gráfica: Crecimiento porcentual de activos y participación del mercado).

Por su parte, Alberto Diamond, ex superintendente de Bancos de Panamá, señaló que el buen desempeño del CBI es un  reflejo del crecimiento económico de todo el país, tomando en cuenta que la intermediación financiera representa un porcentaje significativo del Producto Interno Bruto (PIB).

Este crecimiento está respaldado por nuestro sistema financiero, que ha logrado con dinamismo y prudencia, realizar importantes aportes a la economía panameña, destacó Diamond.

Durante la presentación de los resultados del CBI del año 2014, la SBP reiteró  que la principal actividad del sector sigue siendo el otorgamiento de crédito, que  representa el 60% del total de los activos del centro.

Según el superintendente, en los últimos años se ha registrado  un crecimiento  continuo de los préstamos locales, motivado por el crecimiento de la economía panameña.

Por otro lado, el nuevo superintendente de Banco de Panamá,  Ricardo Fernández, aseguró que trabajará con miras a mantener un CBI competitivo, que contribuya significativamente a la economía del país  y que sea garantía de la estabilidad del sistema económico y monetario.

Para lo cual se requiere modernizar  algunos de los productos y servicios que ofrece el Centro Bancario como es el caso del  comercio electrónico, los medios de pagos y la digitalización, además de cumplir con los estándares internacionales, para  elevar la competitividad del sector bancario  panameño, destacó Fernández.

Explicó que se enfocará en trabajar para que haya mayor transparencia, lo que incluye que las multas y las sanciones sean públicas, con el objetivo de que haya mejores prácticas, para  contar con un sector bancario confiable.

Cabe resaltar que Fernández cuenta con más de 30 años de experiencia en el área de mercadeo, crédito corporativo y gerencia de productos bancarios, al igual que en el manejo de relaciones bancarias tanto con  clientes corporativos como con  instituciones financieras.

Para Amauri Castillo, asesor de la SBP,  las cifras reveladas  demuestran que el sistema bancario panameño marcha al  ritmo de la economía.

Ciertamente hay algunos elementos que de alguna manera han identificado  áreas que se deben  mejorar en términos de controles internos, debido a los temas de corrupción que han sido publicados en los últimos  meses, advirtió.

En mi opinión el sistema bancario ha funcionado, ya que de no ser así los temas de corrupción no hubiesen salido o no hubiesen podido ser investigados como se está haciendo, preció Castillo, para  quien la exclusión  de Panamá en la lista gris del Grupo de Acción Financiera  Internacional (Gafi),  es un tema  prioritario para el país.

En cuanto las medidas que  se adoptarán para lograr la  exclusión del país de esta lista sobresale la aprobación del proyecto  de ley sobre Prevención del Blanqueo de Capitales, Financiamiento del Terrorismo y Financiamiento de la Proliferación de Armas de Destrucción Masiva, al igual que el reforzamiento de la independencia de la Unidad de Análisis Financiero (UAF) y los cambios en materia penal sobre tipificación de delitos precedentes.

También se trabaja en  nuevo marco de regulación para la  clasificación de inversiones en valores, activos ponderados por riesgo, actualizaciones sobre la normas de oficial de cumplimiento y uso indebido de  los servicios bancarios.

El continuo crecimiento de los depósitos y de la cartera crediticia es muestra fehaciente de la confiabilidad que brinda el CBI a sus depositantes, detalló Castillo y aseguró que la actividad bancaria en Panamá tiene características que le permiten ser una plaza confiable, como es el caso de la regulación y una supervisión eficiente y confiable, además de la adopción de estándares internacionales y la seguridad del sistema.

En cuanto a las perspectivas para el 2015, Castillo dijo que el CBI continuará acompañando el crecimiento de la economía, no solamente a nivel local, sino a nivel regional.

Y sobre el tema de la modernización, Castillo coincidió con el nuevo  Superintendente en la necesidad de mejorar  áreas como la compensación de  pagos, los medios de pagos, la digitalización, el monedero móvil, que convierte al teléfono celular en  medio de pago. 

Karelia Asprilla
karelia.asprilla@capital .com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL