Cepal reitera importancia de reducir alto nivel de evasión fiscal regional

Cepal reitera importancia de reducir alto nivel de evasión fiscal regional
“La política tributaria juega un papel relevante para cumplir con la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible”, sostiene la publicación “Panorama fiscal de América Latina y el Caribe 2019”| Archivo

El costo de la evasión y elusión fiscal regional alcanzó los $335,000 millones, lo que equivale a un 6.3% del Producto Interno Bruto (PIB) de 2017, estima la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

Frente a esta realidad es clave aumentar los ingresos públicos para fortalecer la capacidad de acción de la política fiscal y apoyar en la movilización de recursos para financiar la Agenda 2020, destaca el informe anual de la Cepal: “Panorama fiscal de América Latina y el Caribe 2019”.

El informe señala “que más que nunca es necesario abordar el alto nivel de incumplimiento tributario y los flujos financieros ilícitos en la región”.

Cepal, indica que los flujos ilícitos producto de la manipulación del comercio internacional de bienes llegaron a los $85,000 millones en 2016, es decir, el 1.5% del PIB regional.

El informe será presentado oficialmente, el lunes 25 de marzo por la Secretaria Ejecutiva de la Cepal, Alicia Bárcena, durante el XXXI Seminario Regional de Política Fiscal, que se realizará hasta el martes 26 de marzo en la sede del organismo de las Naciones Unidas en Santiago de Chile.

Al evento asistirán ministros y autoridades de 10 países.

Auspicia el seminario la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid) y además contará con expertos internacionales y representantes de organismos como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (Ocde) y el Banco Mundial (BM).

El informe, indica que “el proceso de consolidación fiscal en América Latina y el Caribe continuó durante el 2018. El déficit primario para el conjunto de los países latinoamericanos pasó del 0.8% del PIB en 2017 al 0.5% del PIB en 2018. Este ajuste se debe principalmente al recorte registrado en el gasto primario (los gastos totales excluyendo los pagos de intereses), cayendo del 19.0% del PIB en 2017 al 18.6% del PIB en 2018”.

A pesar de la mejora en la posición fiscal registrada en América Latina, la deuda pública bruta está al alza y alcanzó un 42.3% del PIB en 2018, frente al 39.4% del PIB registrado en 2017, agrega el documento.

En cambio, en el Caribe el nivel de la deuda pública bruta ha bajado, aunque se mantiene elevado, pasando del 74.3% del PIB en 2017 al 72.4% del PIB en 2018.

El reporte indica que la deuda bruta del gobierno central de Panamá, se ha mantenido en los dos últimos años en 38% del PIB.

El nivel de endeudamiento de Centroamérica se mantuvo estable. Alcanzó un 39.2% del PIB en el promedio de 2018, con un leve aumento de 0.3 puntos porcentuales del PIB, y solo Costa Rica se apartó de esta tendencia, dado que registró un incremento de la deuda cercano a 4 puntos porcentuales del PIB”.

En cuanto a los ingresos públicos, el informe advierte que aunque para el conjunto de América Latina se mantuvieron en su nivel del año anterior (18.1% del PIB), esta estabilidad ocultó tendencias opuestas dentro de la región: Están reduciéndose en el grupo de países compuesto por Centroamérica y México, mientras que en América del Sur están ganando mayor dinamismo.

En el Caribe, en tanto, un incremento en la recaudación tributaria y en ingresos por otros conceptos (incluyendo de programas de ciudadanía por inversión), impulsó la evolución de los ingresos totales, que alcanzaron un 27.6% del PIB en 2018 frente al 26.3% anotado en 2017.

José Hilario Gómez
jgomez@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias