Chiricanos presentan agenda de competitividad

Incluye proyectos en logística, turismo, agroindustria e inclusión social

Chiriqui

Nadie puede dudar que el excesivo centralismo que caracteriza al Estado panameño se ha convertido en un freno para el desarrollo de diversas regiones del país, pero si existe una región del interior que ha dado pasos agigantados para que las autoridades tomen en cuenta sus necesidades y opiniones a la hora de afrontar los problemas que limitan su crecimiento económico y social es la provincia de Chiriquí.

Una prueba más de esa voluntad por establecer su propia agenda de desarrollo es la conformación de una comisión integrada  por la Asociación Panameña de Ejecutivos de Empresa (Apede), la Cámara de Comercio de Chiriquí y la Fundación Pro Chiriquí con apoyo de la CAF (Banco de Desarrollo  de América Latina) y el establecimiento del Centro de Competitividad de la Región Occidental (Cecom-Ro), entidad que ofrecerá un acompañamiento institucional a la agenda de competitividad.

Camilo Brenes, presidente de Apede Capítulo de Chiriquí, explicó que la agenda de Competitividad de esa provincia está contenida en el documento Visión Chiriquí 2025, que  contiene lo que el sector empresarial de esa provincia ha definido como una verdadera estrategia para el desarrollo sostenible, la cual se basa en cuatro pilares fundamentales: Inclusión, productividad y sostenibilidad, gobernabilidad e integración económica.

En cuanto a la competitividad, Brenes aclaró que esta estrategia incluye el desarrollo de diversos proyectos orientados a mejorar la productividad y sostenibilidad de cuatro áreas fundamentales para el crecimiento económico y social del occidente del país como son las actividades logísticas,  el turismo, la agroindustria y la Zona Franca del Barú, actividades que, a su juicio. están interconectadas.

Los proyectos apuntan a mejorar la producción agropecuaria mediante el uso de nuevas tecnologías, el desarrollo de infraestructura para facilitar el transporte de mercancías, fomentar el crecimiento del turismo, eliminar las barreras a la circulación de carga con Centroamérica y establecer programas de capacitación de mano de obra, todo lo cual incrementará la competitividad no solo de la provincia de Chiriquí, sino de toda la región occidental del país, lo que incluye a las provincia de Bocas del Toro y la Comarca Nögbe Buglé.

Por su parte, Susana Pinilla, directora representante de CAF en Panamá, explicó que ese banco multilateral está apostando a identificar y potenciar el desarrollo de sectores estratégicos para garantizar el crecimiento económico y el bienestar de las comunidades del occidente del país.

Como un ejemplo de lo que se busca con esta estrategia de competitividad explicó que se han identificado importantes oportunidades de inversión en el sector agropecuario, a fin de que empresarios locales e internacionales puedan contar con una guía de aquellos rubros agrícolas en los que existen opciones de negocio interesantes tanto en el mercado local como en los mercados internacionales.

En tanto, Felipe Rodríguez, de la fundación Pro Chiriquí, destacó que quizás el proyecto más importante que contempla esta estrategia de competitividad es el desarrollo de una moderna terminal portuaria multipropósito en Puerto Armuelles  y un canal seco que la una a un puerto en la provincia de Bocas del Toro, lo que permitiría no solo el trasbordo de mercancías del Pacífico al Atlántico, sino que reduciría, además el costo de exportación de los productos agropecuarios que se producen en el occidente del país.

Explicó que esta iniciativa responde a la necesidad de reducir el alto costo logístico (que ronda los $1.400 por contenedor, solo en trasporte terrestre), que implica para los empresarios de la región occidental del país exportar sus productos a los mercados internacionales, debido a que actualmente estos deben embarcarse en los puertos ubicados en la región metropolitana, específicamente en las provincias de Panamá y Colón.     

En tanto, Brenes destacó que otros proyectos importantes para mejorar la competitividad de Chiriquí y el occidente del país es la construcción de facilidades de almacenamiento y transporte de mercancías en el aeropuerto de la ciudad de David y la eliminación del actual sistema de aduanas y migración en Paso Canoas, lo que permitiría ser más eficientes en el transporte de mercancías perecederas como las legumbres y las flores, así como incrementar el intercambio comercial entre Panamá y Centroamérica.

Finalmente, Pinilla recordó que todas estas iniciativas deben ser acompañadas por una serie de políticas públicas orientadas a fomentar la inclusión social mediante el acceso universal a los programas de salud y educación, de manera que los beneficios del crecimiento económico que acompañará al incremento de la competitividad de la región occidental lleguen a las poblaciones marginadas de esa zona del país, para lo cual se requiere que cuenten con los conocimiento y las competencias que demanda el mercado laboral. 

Hitler Cigarruista
hcigarruista@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia