Coma bien en las fiestas de oficina

Coma bien en las fiestas de oficina

¿Tiene actividades todas las semanas? Planifique su estrategia

small turkey and vegetables,from above and blank space. christm

En  esta época, las actividades sociales se incrementan y también la comida. Es importante disfrutar de todos los platillos y los momentos con los  compañeros de trabajo y seres queridos, pero es fundamental mantener un adecuado balance.

La moderación y el ejercicio son la clave para el control del peso. La mayoría de las comidas navideñas son densas en calorías y, cuando asistimos a múltiples reuniones, hay más razones para mantener actividad física.

Si sabemos que en la noche vamos para una cena de Navidad de la empresa, o actividades similares con clientes, proveedores y socios estratégicos, donde la comida no es light, lo más recomendable es cuidarnos durante el día con las porciones del desayuno, almuerzo y meriendas.

Evite los carbohidratos como purés o arroces arreglados, tamales, reposterías y queque.

Arme su estrategia

En estas semanas, los platillos gourmet se nos presentan como una tentación deliciosa: Diferentes combinaciones de comidas acompañadas de vinos exquisitos y un ambiente agradable que fácilmente nos lleva hacia el disfrute.

No obstante, estas comidas suelen ser altas en calorías, pues tienen un aporte alto de grasas y azúcares. Puede comer platillos
gourmet, pero con moderación. No coma doble ni repita, escoja solo un plato fuerte con entrada de ensalada o vegetales.

Es importante aumentar el consumo de vegetales crudos en ensalada o cocidos. Estos no deben ser cocinados en excesos de grasa ni tampoco añadirles aderezos grasosos; es mejor consumirlos cuando están cocidos al dente, al horno y con especias naturales para sazonar: Pimienta, albahaca y tomillo.

Cuando esté en la fiesta o reunión, acérquese a la mesa de comidas para ver las opciones, una vez observado el panorama, le será más fácil seleccionar.

Evite los platos grasosos que tienen salsas blancas o están a la mantequilla.

Es común encontrar como base del menú el cerdo, y si esa es su única
opción de proteína, consuma una porción que no sobrepase el tamaño de la palma de su mano, con un grosor de dos dedos en promedio.

Si se topa con otras opciones, como pollo o pavo, cerciórese de que no esté frito ni lo sirvan en alguna salsa grasosa.

De ser posible, lleve a la fiesta un  dip bajo en calorías, preparado con yogur natural y vegetales en palitos como zanahoria, chile, brócoli, pepinos o vegetales en miniatura.

Otra idea de  dip saludable es el aguacate, combinado con palmito y zanahoria. Será delicioso y tendrá un aporte de grasas saludables. A pesar de ello, ¡no se descuide! aunque estos  dips tienen grasas saludables, siempre aportan calorías. Sírvase media taza y evite estar picando; así tendrá un mejor control.

Con respecto a las bebidas, escoja las que no tengan azúcar. Si va tomar bebidas alcohólicas, intercálelas con bebidas sin alcohol. Tome con lentitud, no se exceda, no es recomendable tomar más de dos o tres tragos en la noche. Las compañías usualmente ofrecen cerveza, en este caso, la mejor es la versión light. Si tiene la posibilidad de otras bebidas, opte por whisky .

Para el postre, seleccione la opción natural, como las frutas. Si selecciona un queque u otro postre calórico, comparta la mitad con su acompañante.

Recuerde que la filosofía de El que peca y reza, empata no es una mentalidad correcta, lo conveniente es ser conscientes de las cantidades de alimentos que vamos a ingerir y tratar de llevar una alimentación balanceada.   

Carlos Palacios
Corresponsal
Costa Rica

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL