Comer para vivir, no para dormir

Comer para vivir, no para dormir

Diana Lucía Salas Víquez

Corresponsal

en Costa Rica

 

Comer saludable se convierte cada vez más en una preocupación para las familias. Moda o genuino interés, lo cierto es que el reto se traslada a empresarios gastronómicos, quienes deben prestar atención a la tarea de informar detalladamente sobre los alimentos que preparan.

Los consumidores que comen fuera del hogar sienten especial interés por la procedencia de los alimentos, la preparación y el valor nutricional, de acuerdo con un estudio realizado por Unilever Food Solutions a 3.500 personas en siete países.

El contenido energético y de grasas fueron también dos variables solicitadas.

Detrás del deseo informativo se encontró la aspiración por un estilo de vida más saludable.

Pero ¿como mezclar un menú nutritivo con uno rentable?

Enrique Olvera, chef mexicano y dueño de uno de los 50 mejores restaurantes del mundo, según la revista británica Restaurant Magazine, detalló algunas de sus prácticas.

Un menú del día en su restaurante incluye, por ejemplo, una combinación adecuada de ingredientes (particularmente proteicos) que aseguren una buena digestión. 

Las opciones alimentarias no solo valoran la calidad del ingrediente o de los sabores, sino también los términos nutricionales.

Ese análisis involucra las cantidades, pues lo que me interesa cuando alguien come en Pujol es que salga revitalizado. Que salga con ganas de vivir, no de dormir, dice el mexicano.

Olvera considera que el secreto para atender a un cliente o a un invitado de la mejor forma, es complacer de manera genuina, disfrutar cuando se nota que los demás están disfrutando.

Ingredientes para el éxito

Más que ingredientes indispensables, el chef mexicano destaca como primordial la tarea de buscar proveedores serios, honestos y profesionales, que tengan, por ejemplo, consideraciones ambientales y de responsabilidad social y que valoren y cuiden su producto.

A cumplir 10 años de existencia (2010), el restaurante de Olvera fue calificado como el mejor del Distrito Federal de México. Conozca una de sus recetas.

¿El secreto para mantener calidad y popularidad?

Buscar la mejora continua, la evolución constante. No conformarse ni creerse el éxito.

Para liderar una cocina, aconseja estar ahí por gusto, y saber lo que se está haciendo.

Agrega el respeto por los ingredientes, ser consistente y disfrutar cuando los demás disfrutan, como claves para una gastronomía exitosa.

Los hábitos alimentarios cambiaron más en los últimos años que en los 500 años anteriores, principalmente por la popularidad de la comida rápida y los alimentos congelados.

El cuidado en las decisiones alimentarias se convierte casi en un requisito indispensable, pues datos de la Caja Costarricense de Seguro Social indican que los males digestivos más comunes en Costa Rica se relacionan con gastritis, divertículos, reflujo gastroesofágico, hernia hiatal, esofagitis, colitis y hemorroides.

Más informaciones

Comente la noticia