Compra de Mi Bus, otro atraco al Estado

Compra de Mi Bus, otro atraco al Estado

MetroBus

He sido muy crítico con Mi Bus desde que entró al sistema de transporte público en Panamá y lo seguiré siendo más ahora que el Gobierno anunció la compra de la empresa Transporte Masivo de Panamá, S.A. (Tmpsa) encargada de administrar el sistema Metrobús, a través del Metro de Panamá, S.A.

Cómo todos sabemos el peor administrador de una empresa es precisamente el Gobierno, que a lo largo de nuestra vida republicana, ya que en lo que se refiere a los servicios públicos, nunca los ha brindado de manera eficiente.

El Metro de Panamá será responsable del sistema de Metrobús y se contempla pagar $49,7 millones a los vendedores. El Estado, a través de la Autoridad del Tránsito y Transporte Terrestre (Attt), y los vendedores acordaron además los términos de un finiquito sobre cualquier reclamación presente o futura entre las partes, con relación a la concesión para la operación del sistema de transporte masivo del área metropolitana de Panamá.

También, según lo estipulado en el acuerdo firmado con los trabajadores de Mi Bus el 20 de enero de 2015, la indemnización de los trabajadores se pagará de conformidad con lo previsto en el artículo 225 del Código de Trabajo y hay que sumarle a esto la compra de la flota de 1.236 buses.

A todo esto el Gobierno no ha dado a conocer quiénes son los accionistas de esta empresa, que con esta transacción nuevamente lesionan el patrimonio del país, al hacer estos millonarios desembolsos a una empresa que en nada ayudó a mejorar el sistema masivo de transporte.

¿Por qué pienso que es otro atraco al Estado? Sencillamente porque nada justifica tener que pagar tanto dinero a una empresa que incumplió lo prometido por la administración anterior. Otro punto es que esta es la primera vez que por el cambio propiedad de las acciones de una empresa privada, los nuevos dueños tendrán que indemnizar a sus colaboradores bajo la premisa de que estos serán recontratados inmediatamente a pesar de haber sido liquidados.

De igual forma, la flota de buses con que cuenta Mi Bus está ya en franco deterioro, y lo digo con propiedad ya que en las dos últimas semanas me ha tocado ver como ocho unidades de esta empresa se han quedado varados por diferentes desperfectos técnicos.

Si estos ocho buses, a los que supuestamente le dan mantenimiento, se han quedado varados, qué será de las otras unidades cuando pasen a manos del Estado, que como lo dije al principio de esta columna, no es el mejor de los administradores de la cosa pública.

Leoncio Vidal Berrío M.
lberrio@capita.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL