Construcción del nuevo centro de convenciones reinicia en enero

Hoteleros solicitan que no se siga retrasando en inicio de la obra

amador

Después de un sinnúmeros de problemas legales y financieros, el consorcio HPC-Contrata-P&V que se adjudicó la construcción del centro de convenciones de Amador por un monto de $193,7 millones podría dar en cesión el contrato de los trabajos a la  constructora china Construction América (CCA), subsidiaria de  la China State Construction Engineering Corporation Limited (Cscec), una de las compañías  constructora más grandes del mundo, con 170.000 trabajadores.

CCA, con sede en Estados Unidos (EE.UU.) y oficinas en Panamá, se ha convertido en uno de los principales contratistas de  EE.UU. con ingresos superiores a los $1.700 millones en el 2014.

Gustavo Him, administrador de la Autoridad de Turismo de Panamá (ATP), informó que el consorcio HPC-Contrata-P&V negocia con la constructora china la cesión del contrato, tras lo cual el gobierno decidirá si acepta o no a la nueva empresa.

El consorcio HPC-Contrata-P&V no tiene la capacidad, por lo que creemos que los más correcto sería aceptar a la nueva compañía, siempre que cumpla con la fianza de cumplimiento y por el precio original del contrato $193,7 millones, explicó Him.

El proyecto  fue adjudicado en octubre de 2012 al consorcio HPC-Contrata-P&V y la entrega de la obra fue pactada para el 12 de octubre de 2014, posteriormente se aprobó una adenda para el 15 de  diciembre de 2015, pero los trabajos fueron suspendidos a inicios del mes de enero del año pasado, cuando registraba un avance del 34%.

El funcionario indicó  que se tendrá que realizar  un nuevo contrato porque el diseño original será cambiado, ya que no cumple con las necesidades de la obra que es realizar  congresos y convenciones.

Tras una inspección técnica se detectó que el teatro que contempla el diseño original es chico y ,por lo tanto, afecta el tamaño del recinto principal, además tiene problemas de estacionamiento y acceso.

Trabajos reinician en enero

Para los hoteleros es imprescindible que el Gobierno defina cuando se va a construir el centro de convenciones de Amador, porque Panamá está perdiendo competitividad en el turismo de  congreso y convenciones.

No podemos hablar internacionalmente del centro de convenciones de Amador porque no hay fecha de inicio, dijo Annette Cárdenas, gerente de Mercadeo del Panamá Marriott Hotel.

Por su parte, Him dijo que espera arrancar los trabajos de construcción del nuevo centro de convenciones en enero de 2016 para terminarlo en dos años, aunque advirtió que dependerá también del refrendo de la Contraloría General de República.

Mientras se termine la obra, el Gobierno seguirá utilizando  el centro de convenciones Atlapa para congresos y convenciones, mientras que para los conciertos se usará el Figali Convention Center, que es administrado por la ATP tras la autorización de la Unidad Administrativa de Bienes Revertidos.

A criterio de Cárdenas, se necesitan centros de convenciones más amplíos  para albergar convenciones más grandes.

Tenemos Atlapa, pero requiere mucha inversión para ponerlo al día, se ha maquillado, pero no se ha arreglado, no tiene las instalaciones más modernos, explica la dirigente hotelera.

La apuesta

Para el administrador de la ATP los congresos y  convenciones  son prioridad del gobierno para hacerle frente a la baja ocupación hotelera en la capital, afectada por una sobreoferta de habitaciones, debido al incremento que se registró en la construcción de hoteles.

Tenemos 160 congresos para el otro año,  pero se necesitan realizar entre 200 y 300 congresos al año como paliativo a la  baja ocupación, admitió Him.

En un solo congreso traes 5.000 personas, llenas 5.000 habitaciones de la 18.500 que aproximadamente se tendrán para  finales del 2015, explicó Him.

De acuerdo con cifras de la Asociación Internacional de Congresos y Convenciones (ICCA), durante los últimos 10 años los eventos de turismo de reuniones se han multiplicado por tres, sobre todo en América Latina.

Las estadísticas de ICCA indican que anualmente se realizan en todo el mundo más de 7.500 eventos.

El flujo de visitantes de enero a septiembre de 2015 registró un total de 1.901.489 visitantes, con un crecimiento de 15,1% con respecto a igual periodo del del 2014, lo que representó 250.033 visitantes adicional.

Los gastos efectuado por los visitantes durante su estadía en el país en el periodo de enero a septiembre de 2015 se estimó en $3.225,4 millones (No incluye Transporte Internacional), lo que significa un incremento de 14,3% sobre el mismo periodo del año anterior y una variación absoluta de $402,3 millones.

Orlando Rivera
orriver22@hotmail.com

Más informaciones

Comente la noticia