DGI aumentará exigencia en precios de transferencia

DGI aumentará exigencia en precios de transferencia

ban-dgi

Ahora que la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (Ocde) mantiene sus ojos sobre Panamá, la Dirección General de Ingresos (DGI) será más exigente y revisará a fondo todos los casos de precios de transferencias, advirtió la mexicana Gabriela Hernández, socia de la empresa Transfer Pricing International Tax, quien dictó en Panamá un seminario sobre este tema, organizado por la empresa  consultora Camero, Camero & Asociados.

El precio de transferencia es el precio que pactan dos empresas para transferir entre ellas bienes, servicios o derechos.

Las normas tributarias de la Ocde sobre precios de transferencia tratan de evitar que empresas vinculadas (casa matriz y filiales) manipulen los precios bajos los que intercambian bienes o servicios.

Mediante la ley 33 del 30 de junio del 2010, sólo las empresas ubicadas en los países con los que Panamá ha suscrito tratados o convenidos de doble tributación deberían presentar el informe y preparar el estudio de precios de transferencias.

Pero con la aprobación de la Ley 52 del 28 de agosto del 2012, ya no sólo las empresas ubicadas en países con los que  Panamá mantiene convenios de intercambios de información tributaria deben preparar el Estudio de Precio de Transferencia (PT), sino que ahora lo aplicarán todas las empresas que mantienen operaciones en Panamá y que su casa matriz o controladora esté ubicada en otra jurisdicción.

Los contribuyentes obligados a presentar el formulario 930 de precios de transferencia, deben contar con un Estudio de Precios de Transferencia, dentro de un plazo de 45 días, contado a partir de la notificación de dicho requerimiento.

La no presentación de este informe causará una multa equivalente al 1% del monto total de las operaciones con partes relacionadas; y para el cómputo de la multa se considerará el monto bruto de las operaciones, independientemente que estas sean representativas de ingresos, costos o deducciones.

A criterio de la especialista mexicana, la DGI se enfocará en que el contribuyente presente el formulario 930 cuando tiene operaciones con parte relacionada, más ahora con la presión que está ejerciendo sobre Panamá la Ocde.

No obstante, la directiva de la empresa Transfer Pricing International Tax, explicó que en el caso de México el tema ya está avanzado, se recauda mucho dinero por precio de transferencia, se hacen muchas revisiones y se aplican muchas multas.

En su opinión, Panamá podría mejorar las recaudaciones y evitar que el dinero se vaya otro país, por lo que las empresas deben prepararse y asesorarse para la presentación del formulario 930.

Orlando Rivera
orrivera@ hotmail.com

Más informaciones

Comente la noticia