Economía panameña generó más de 23.000 empleos

Economía panameña generó más de 23.000 empleos

Falta de mano de obra calificada afecta negativamente la competitividad de las empresas

Construcción

pesar de que la tasa de crecimiento de la economía registró en 2014 una disminución respecto a años anteriores, no hay dudas de que Panamá sigue siendo uno de los países más pujantes en la región. Y los niveles de globalización y competitividad alcanzada por su economía en  los últimos años han beneficiado a sus múltiples sectores e impactado positivamente el mercado laboral, el cual se mantiene en constante crecimiento.

De hecho, diversos organismos internacionales han llegado a considerar que Panamá está en pleno empleo y ubican al país  como el que mantiene la   menor tasa de desempleo de la región, logros por el que fue reconocido, recientemente,  por el Centro de Pensamiento en Estrategias Competitivas (Cepec) de la Universidad del Rosario de Colombia y la consultora Inteligencia de Negocios (IdN) de  Chile, que, además, de valorar el atractivo del mercado laboral, destacaron la calidad del destino para atraer inversiones a nivel de la región.

Según un estudio del Centro Nacional de Competitividad (CNC), estos factores son determinantes para que el país continúe creciendo y que su población se mantenga ocupada, lo cual eleva los niveles de calidad de vida de la población, que al mantenerse empleada incrementa sus niveles de ingresos, así como el acceso a servicios  básicos (salud, alimentación, vivienda y educación), que a su vez permiten promover los niveles de competitividad del país.

Situación del mercado

La Encuesta de Hogares de agosto de 2014, realizada por el Instituto de Estadística y Censos (Inec) muestra un incremento en la población ocupada del 1,4% si se compara con agosto de 2013. Es decir, se crearon 23.009 nuevos puestos de trabajo, de los cuales el 100 % se concentró en las áreas urbanas, mientras para las áreas rurales se destruyeron 6.492 empleos. (Ver gráfico Crecimiento económico vs. desempleo).

El informe indica, además, que aún cuando el número de nuevos puestos de trabajo ha disminuido en comparación con los últimos años, se continúa demostrando un dinamismo positivo del mercado laboral impulsado por el buen desempeño económico.

Sin embargo, el crecimiento económico se ha desacelerado desde el 2012, provocando un aumento en la actual tasa de desempleo total en 0,7%. En el mismo sentido, el sexo femenino fue el más afectado con un  aumento que se sitúa en 6,0% y en el caso de las mujeres jóvenes (15-24 años de edad) se colocó en un  14,9%  la tasa de desempleo.

Según la Encuesta de Hogares de agosto de 2014, la desocupación abierta aumentó, explicado por el hecho de que más personas buscaron trabajos en la semana de referencia de la encuesta y en las últimas cuatro semanas.

El desempleo oculto, que incluye a los desalentados, muestra un incremento considerable de 7.443 personas en comparación con la encuesta pasada que fue 380 (cifra que agrupa a quienes buscaron antes y esperan noticias y aquellos que buscaron trabajo la última semana o las últimas cuatro semanas). Además, la población no económicamente activa (NEA) se incrementó en 24.787 personas, principalmente en aquellos que no buscaron trabajo, ni tenían intenciones de buscar (inactivos puros) que se incrementó en 37.043 personas.

Por su parte, el empleo privado creció 0,2% muy por debajo de los años anteriores y es responsable del 7,4% de la creación de nuevos empleos, lo cual indica que hay una desaceleración en el ritmo de ocupación laboral en este segmento. En cambio, el empleo público creció el 2,1% y de la misma manera es responsable del 23,5%, lo cual señala que el flujo de ocupación laboral se desvió para el sector público. Esta permuta se le puede aunar al cambio de la administración del Estado.

En cuanto, a los ocupados no asalariados o informales, muestran un aumento marginal de 2,6%, en los cuenta propia y los trabajadores familiares o aquellos que ejercen una ocupación no remunerada se observa una caída del 3,7%. Además, un aumento significativo del 17,1% de los patronos.

Escasez de talento

Pero no todo es positivo en el mercado laboral panameño y así lo evidencia la Encuesta de Escasez de Talento de ManPower 2014, de acuerdo con la cual los dos puestos más difíciles de cubrir son los oficios manuales calificados (técnicos) e ingenieros. La encuesta indica que en el caso de Panamá, la dificultad para cubrir puesto de trabajo no es tan aguda, como el caso de Perú y Argentina. Sin embargo, se tiene que prestar atención a este problema, ya que Panamá pasó del 38% al 58% en el porcentaje global de las dificultades de cubrir puestos entre los países encuestados. (Ver recuadro: Principales ocupaciones por cubrir).

Entre los puestos más difíciles de cubrir, la categoría de técnicos e ingenieros (Ver recuadro: Principales dificultades para la contratación).

Para el ministro de Trabajo y Desarrollo Laboral, Luis Ernesto Carles, si bien es cierto la desaceleración de la economía ha implicado una merma en la cantidad de puestos de trabajo generados en el país, lo importante es que Panamá sigue generando un gran número de puestos de trabajo tomando en cuenta que se trata de una población de 3,4 millones de personas.

Indicó que si el número de puestos de trabajo generados anualmente bajó de 25.000 a 23.000 esto no se debe únicamente a que el país no está generando la misma cantidad de puestos de trabajo disponibles para ocupar de forma inmediata (vacantes), sino más bien a que la poca población que se encuentra desocupada en este momento carece en muchas ocasiones de las competencias necesarias para ocupar las miles de plazas de empleo disponible en la empresa privada local, razón por la que el gobierno nacional adelanta diversos programas para dotar a la mano de obra actualmente disponible de los conocimientos y destrezas necesarias para poder incorporarse exitosamente al mercado laboral.

Destacó que tan solo en la feria de empleo celebrada el pasado miércoles en la Plaza Víctor Julio Gutiérrez de la Lotería Nacional de Beneficencia (LNB), unas 50 empresas locales ofertaron un total de 1.000 vacantes, logrando atraer a ese evento a un total de 2.887 postulantes, lo que evidencia que el mercado laboral mantiene un alto nivel de dinamismo y que los panameños siguen teniendo opciones para acceder a un empleo formal, algo que seguramente es un sueño inalcanzable en muchos países del mundo en este momento.

Para el director ejecutivo del CNC, el ex presidente Nicolás Ardito Barletta, si bien el mercado laboral sigue dando muestras de dinamismo, el principal problema que enfrentan las empresas al momento de contratar mano de obra es la falta de personal capacitado, especialmente en carreras de carácter técnico.

Reconoció que este desencuentro entre la demanda y la oferta ha permitido que extranjeros que cuentan con los conocimientos y habilidades que demanda la empresa privada hayan podido aprovechar algunos espacios que los panameños no pueden llenar debido a su falta de formación, sin embargo, adelantó que en este momento el Instituto Nacional para el Desarrollo Humano (Inadhe) se encuentra rediseñando sus cursos y talleres para fortalecer la formación técnica dual y garantizar la mano de obra que demanda el mercado laboral.

Ardito Barletta agregó que de igual manera el Ministerio de Educación está realizando nuevos ajustes a su oferta académica, considerando el fortalecimiento de institutos técnicos con base a la experiencia del sector privado.

No obstante, recomendó la posibilidad de explorar otras alternativas a corto, mediano y largo plazo como son las reformas educativas, el coaching empresarial, el intercambio cultural, fomentar la educación dual (universidad-empresa-gobierno) y la flexibilización de las leyes de trabajo.

Las universidades están haciendo un esfuerzo a nivel profesional para suplir mejor la demanda actual de trabajo (Ver recuadro: Políticas y recomendaciones). 

Hitler Cigarruista
hcigarruista@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL