El corazón que pone a latir el arte

El corazón que pone a latir el arte
Las piezas de las subastas se podrán observar en físico, desde el 23 de julio y hasta el 3 de agosto, en la BMW de calle 50Violeta Villar Liste

Que el corazón de un niño siga latiendo y, al latir, se salve, es la causa justa que da razón a la Subasta Arte Salvando Vidas, en su segunda edición, durante la cual se podrán apreciar, y al comprar colaborar, las obras de 53 artistas panameños.

Esta causa late en nombre de los 440 niños panameños que cada año nacen con una cardiopatía congénita y requieren una intervención quirúrgica, o procedimientos, que los ayuden a recuperar su salud.

La iniciativa integra los esfuerzos de la Fundación Obsequio de Vida J. Thomas Ford, de Bavarian Motors (BMW) y de la plataforma cultural Menú creativo, que gestionó la participación de los 53 artistas, quienes apoyan de manera solidaria este esfuerzo.

Las piezas de las subastas se podrán observar en físico, desde el 23 de julio y hasta el 3 de agosto, en recorrido guiado en la BMW de calle 50, empresa que cedió sus espacios, convertidos en una galería con lo mejor del arte panameño, en un espacio sincrético de propuestas visuales, en armónica integración con el paisaje de la línea automotriz.

De igual modo, desde este 23 de julio se puede visitar el catálogo en el sitio de Menú creativo (https://www.menucreativo.com/) para las pujas virtuales que le permitirán adquirir una obra y ayudar a sanar un corazón. La subasta será online con inicio a las 8:00 a.m. del jueves 29 de julio y se extenderán hasta las 8:00 p.m. del martes 3 de agosto de 2021.

La historia motivadora de J. Thomas Ford

Mark Thomas Ford, el hijo de J. Thomas Ford, durante el acto de presentación de la Subasta Arte Salvando Vidas, que contó con la presencia del viceministro de Cultura, Gabriel González, recordó que su padre siempre tuvo empatía hacia el más necesitado y la Fundación Obsequio de Vida es la consolidación de su preocupación por servir.

Karla García, directora ejecutiva de la Fundación Obsequio de Vida J. Thomas Ford, destacó la figura de Ford “un filántropo panameño, con un corazón enorme, quien comenzó a ayudar por su cuenta a los niños con problemas cardíacos”.

De hecho, los enviaba al exterior para operarse a corazón abierto y sufragaba los gastos.

Fallece en 2017 “pero su legado y sus esfuerzos continúan”, destaca García, quien recuerda que la alianza con el Club Rotario de Panamá, permitió desde el año 1992 convertir este entusiasmo de Ford por servir, en la actual Fundación Obsequio de Vida.

Esta labor ha hecho posible operar y tratar a más de 700 niños, en centros médicos de Panamá, España, Colombia y Estados Unidos, ofrecerles una mejor calidad de vida y ayudar a reducir la mora quirúrgica.

Cada año nacen cerca de 440 niños con problemas cardiacos y la Fundación es una ventana de luz en apoyo a los padres, quienes luego de comunicarse con la institución (https://www.facebook.com/obsequiodevidaJTF/),  son citados para el estudio de cada caso. En su mayoría son referidos por el Hospital del Niño.

Juan Carlos Canavaggio, presidente de la Fundación Obsequio de Vida J. Thomas Ford, recordó que en 2020, la primera edición de la Subasta Arte Salvando Vidas, en plena crisis de la pandemia, permitió conseguir recursos y seguir apoyando la causa de la salud del paciente pediátrico con enfermedad cardiaca congénita.

Reinier Rodríguez, Karla García, Gustavo De Luca, Juan Carlos Canavaggio y Gabriel Wong

Consistió en una serie de mascarillas de edición limitada, 150 por cada uno de los 26 artistas que participaron y quienes también estarán en esta segunda edición de Arte Salvando Vidas.

“Esta campaña nos abrió la puerta para trabajar con increíbles artistas. También permitió a la Fundación involucrarse con la comunidad artística de Panamá. Ahora, estos 53 artistas nos brindan talento y pasión para recaudar fondos, lograr que los niños sean tratados y conseguir el obsequio de vida”.

Gustavo De Luca, gerente general de Bavarian Motors, reflexionó, por su parte, que la empresa privada debe apoyar desde dos visiones: en ayudar a crear oportunidades para que las personas se desarrollen y en apoyar a quienes tienen un problema de salud y necesitan recursos.

“Cuando la Fundación nos llamó con esta idea, el sí fue inmediato porque buscamos generar alianzas estratégicas en apoyo a la comunidad”.

El arte y la cultura, expresó, pasa a convertirse en vehículo para ser agente de cambio en la vida de estos niños.

De lo abstracto a lo figurativo

Reinier Rodríguez, director de Menú Creativo, el espacio artístico digital que apoya la Subasta Arte Salvando Vidas, de la cual es curador, comentó que la plataforma nació con la idea de potenciar el arte de Panamá y como una especie de puente entre organizaciones que desean desarrollar proyectos de arte y el gremio de los artistas.

A la Fundación Obsequio de Vida la apoyaron con la primera edición de Salvando Vidas (de hecho las mascarillas profondos todavía se pueden conseguir en la plataforma) y ahora mantienen la alianza en esta segunda edición que permitirá a los coleccionistas de arte, y en general al público amante de la experiencia plástica, conocer propuestas de arte digital, paisaje, paisaje urbano, acuarela, collage y escultura, de los 53 artistas que participan.

En un análisis general de las tendencias plásticas en el país, Reinier Rodríguez considera que predomina una fusión de lo abstracto con lo figurativo.

Del lado del público, observa que aprecia desde el auge del papel como soporte creativo, hasta las propuestas en escultura o la tendencia del arte digital. “Estamos caminando en una buena dirección”, afirmó.

La pandemia, por otra parte, nos encerró pero no así el espíritu creativo, que incluso, advierte, consigue nuevos modos de proyección a través de las redes sociales.

Gabriel Wong, cuya obra alegórica a un corazón que late (y late, véalo y escúchelo en el link siguiente) es la portada del catálogo, expresó en nombre de los artistas que el espíritu común de quienes participan es el de salvar vidas.

https://fb.watch/v/1eRUfxPvp

Coqui Calderón, artista referente de las artes plásticas panameñas, también celebró esta oportunidad de estar presente en una muestra que expone el arte y ayuda a la vida en un latido común: el de hacer el bien.

Violeta Villar Liste
[email protected]
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias