Empresa suiza Geobrugg crece en Panamá

Ha participado en proyectos realizados en el Canal

malla web

Desprendimientos de rocas, taludes, avalanchas en pendientes y flujos de escombros son los accidentes  más comunes que pueden registrarse   en un proyecto de construcción  y  en las operaciones mineras.

Las mallas de acero de alta resistencia representan una solución para evitar estos  riesgos, además  de  ahorro de hasta de 50%  en tiempo frente a otras soluciones tradicionales.

La compañía suiza Geobrugg es uno de los principales fabricantes y diseñadores a nivel mundial de soluciones para prevenir peligros geológicos, y entre sus productos se encuentran las  mallas de alta resistencia que protegen a las personas e infraestructuras de cualquier tipo de deslizamiento.

Esta empresa, con más de 60 años en el mercado,  mantiene operaciones  en Panamá  hace cinco años.

Ricardo De Stefano, gerente regional  para América Central y Caribe de  Geobrugg AG, informó que desde Panamá la compañía suiza ofrece servicios de soporte técnico a consultores y de asistencia en la instalación a contratistas toda  Centroamérica.

Los principales proyectos en los que ha participado  Geobrugg son: La estabilización de taludes con mallas romboidales de alta resistencia y pernos de anclaje en taludes en el Canal de Panamá y en el  PH Miraflores, entre otros.

De acuerdo con De Stefano, las mallas de Geobrugg son fabricadas con acero de alta resistencia, sin dejar de ser elásticas, lo que permite un mejor desempeño y una óptima transferencia de esfuerzos a los anclajes.

Resistente y segura

El acero de alta resistencia garantiza una menor cantidad de material  por metro cuadrado de superficie, lo que hace que la malla sea  más liviana y fácil de instalar, reduciendo el impacto visual y ambiental, significativamente.

Reinaldo Bareyns, gerente general de Geobrugg Andina, sostiene que  a igual diámetro, la malla Geobrugg es cuatro veces más resistente  que  otras, por eso, resulta mucho más liviana y manejable, permitiendo  un avance más rápido en su instalación

Bareyns indicó  que gracias a su bajo peso y a las características de su tejido se pudo mecanizar su instalación en El Teniente de Chile, la mina subterránea de cobre más grande del mundo,   que es operada por la empresa estatal Corporación Nacional del Cobre de Chile (Codelco).

En la mina El Teniente la malla fue  instalada  por una máquina Jumbo de dos brazos, uno de los cuales desenrollaba el alambre y  el otro lo sujetaba a la superficie con pernos. Esto se logra gracias a que la malla no es rígida, sino adaptable y  tiene un sistema de anudado que impide que se enrede, explicó Bareyns.

Precisó que en una prueba certificada, la red de anillos Geobrugg soportó el impacto a 103 km/hora de un bloque de hormigón de 20 toneladas.

Empresa mundial

Geobrugg cuenta con fábricas en Romanshorn (Suiza), donde  se encuentra la sede principal, y también tiene fábricas en Estados Unidos, China, Japón y Australia.

Orlando Rivera
orriver22@hotmail.com

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL