Empresas con programas de inclusión están 33% por encima

Empresas con programas de inclusión están 33% por encima
Dell cuenta con más de 140 mil trabajadores, de los cuales, 37 mil pertenecen al grupo de diversidad e inclusión| Cortesía

En un mundo cada vez más globalizado, el tema de la diversidad e inclusión dentro de las empresas, cada día toma más protagonismo.

Y es que, de acuerdo con estadísticas de Mckinsey, las compañías que cuentan con un sistema de inclusión social en términos de etnia y cultura, tienen un 33 % de posibilidades de llegar al cliente final.

Si se mira en temas de género, estas posibilidades son del 21%.

Sin embargo, aquellas empresas que no mantienen un programa activo de inclusión están 29% por debajo de sus iguales.

De acuerdo con Brian Reaves, jefe global de diversidad e inclusión de Dell, para poder llegar realmente al nivel empresarial que en la actualidad se requiere hay que mantener trabajando constantemente mantener un personal diverso y que se sienta incluido.

Reaves se encarga de las estrategias de inclusión para que, según él, Dell sea un empleador para todo el mundo sin distinción de género ni raza.

En entrevista con Capital Financiero, el especialista aseguro que la diversidad dentro de una compañía es de suma importancia porque se transforma en rendimiento, en mejor manejo de la innovación y a su vez, en mejor rendimiento del empleado.

Se trata de saber cómo asemejarnos a los clientes”, aseguró Reaves.

“Para nosotros poder vender, tenemos que ser casi iguales a nuestros clientes y de esta manera poder entender que podemos ofrecerles un mejor servicio”.

Para ello, actualmente Dell se enfoca en tres diferentes áreas: Traer y adquirir nuevos talentos, desarrollar este talento y lograr que las personas apuesten por un crecimiento constante dentro de la compañía.

Cuenta, por ejemplo, con un programa que permite identificar e incluir mujeres a la compañía, sin importar de qué parte del mundo provengan.

De igual manera, trabajan en promover siempre las disciplinas académicas de ciencia, tecnología, ingeniería y matemática (Stem, por sus siglas en inglés), asistiendo a las escuelas tratando de incentivar a los niños y niñas, tratando también de llegar a las personas de bajos recursos.

Brian Reaves, jefe global de diversidad e inclusión de Dell

Employee Resource Groups
Dell a nivel global tiene ERGs (Grupos de Recursos de Empleados), que han sido creados para fomentar mentores, liderazgo, así como para esfuerzos de reclutamiento.

Estos grupos son comunidades que proveen oportunidades de desarrollo profesional y personal conectando a los colaboradores en áreas de género, etnicidad, orientación sexual y antecedentes.

Dell cuenta con más de 140 mil trabajadores, de los cuales, 37 mil pertenecen al grupo de diversidad e inclusión y que participan activamente en los 13 ERGs y, hoy por hoy, cuentan con más de 300 capítulos en 60 países del mundo por lo que han sido reconocidos por DiversityInc por la solidez de este programa.

“En Panamá tenemos 6 de esos grupos, en el cual el 61% de nuestros colaboradores pertenecen a uno de ellos y participan de las actividades que se realizan internamente a externamente con las comunidades”, dijo el especialista.

Quien además resaltó que en la compañía no hay ningún rol especifico, todas las personas tienen las mismas oportunidades, todo el mundo es igual.

“Debemos cambiar el chip y la gente debe comenzar a entender que para poder triunfar se deben romper los parámetros que nos decían que estamos hechos solo para un rol”.

Sassha Fuenmayor Yépez
sassha.fuenmayor@capital.com.pa

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias