Empresas planifican mayores incrementos salariales en Panamá y AL para 2022, revela reporte de Willis Towers Watson

Empresas planifican mayores incrementos salariales en Panamá y AL para 2022, revela reporte de Willis Towers Watson

Las empresas en América Latina (AL) muestran poco a poco una recuperación en los presupuestos de incremento salarial en 2021 a pesar de las implicaciones económicas derivadas de la pandemia de coronavirus (COVID-19) a lo largo de la región, de acuerdo con un estudio de Willis Towers Watson.

En el más reciente Reporte de Planeación de Presupuesto Salarial (Salary Budget Planning Report) efectuado anualmente por la firma líder en soluciones de consultoría y corretaje, los incrementos salariales en América Latina muestran en su mayoría un crecimiento en comparación a los incrementos salariales realizados en 2021. Aún, cuando la mayoría de los países latinoamericanos participantes en el estudio muestran un ligero crecimiento en los porcentajes de incremento, hay algunas excepciones como el caso de Argentina que ha reducido el presupuesto en un 3.8% en comparación con el incremento ejercido en 2021.

Brasil y Uruguay se encuentran en la misma posición que Argentina, reduciendo el porcentaje de los incrementos salariales en un 1.1% y 0.3%, respectivamente, en comparación con el ejercicio anterior. El resto de los países contemplados en este estudio reportan un crecimiento en el presupuesto general de incrementos salariales proyectados para el 2022 de entre el 0.3 y 0.7%, siendo Costa Rica (0.3%) y Puerto Rico (0.3%) quienes registran una menor modificación, seguidos por Chile, México y Panamá que reportan un 0.5% de crecimiento en presupuesto, Perú (0.6%) y Colombia (0.7%) son quienes registran un mayor incremento en sus porcentajes.

El impacto en la economía de la región latinoamericana derivada por la pandemia de COVID-19 ha limitado el crecimiento en el porcentaje de incrementos generales prospectados, priorizando los incrementos que se otorgan con base en mérito.

Las consecuencias económicas continúan siendo el principal detonador para los ajustes en la prospección de incrementos salariales, y aunque el porcentaje de inflación continúa mostrándose bastante controlado, e incluso de reducción para la mayoría de los países, el Producto Interno Bruto continúa siendo el elemento que mayor impacto ha registrado.

A nivel global muchos sectores reportan una recuperación económica y la proyección de incrementos salariales para el 2022 es un reflejo de la perspectiva de recuperación de los mercados en gran medida, y acorde a las diferentes industrias y como continúan desarrollando estrategias de operación de cara a la pandemia. El ajuste a una nueva forma de operación con modelos de trabajo híbridos, un mercado laboral pujante y el desafío de mantener comprometidos a los empleados sin el entorno de oficina, posiblemente significará en estrategias de crecimiento salarial más agresivas para conservar a los mejores talentos.

Por otra parte, la guerra por el talento está impactando en los incrementos salariales, Rich Luss, economista senior de Willis Towers Watson asegura: “Si la demanda de mano de obra sigue siendo alta y el crecimiento de la oferta es lento, esperaríamos que las organizaciones sientan la presión de aumentar la compensación para atraer a los empleados que necesitan”.

A medida que el mercado del talento continúa transformándose, los líderes empresariales consideran que la retención del talento es fundamental para lograr el éxito de las organizaciones, por lo que, a pesar de los desafíos económicos impuestos por la pandemia, las organizaciones buscan recuperar los niveles de incremento planeados antes de COVID-19.

Bajo el panorama actual los incrementos congelados muestran una tendencia favorable reduciéndose en todos los países participantes en el estudio, con reducciones de hasta 8.5% de las compañías que consideran congelar incrementos salariales, en comparación a los incrementos congelados en 2021. Argentina, Panamá, Puerto Rico y Uruguay esperan no congelar incrementos salariales, Brasil (0.5%) y Colombia (0.8%) esperan que menos del 1% de las compañías participantes congele incrementos. Por su parte Perú (1.2%), Chile (1.6%), México (1.7%) y Costa Rica (1.9%) son los países que planean congelar arriba del 1% de incrementos salariales, versus hasta el 8.5% que se implementó en este año.

 

 

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias