Empresas podrán utilizar créditos fiscales y cuentas por pagar del Estado para cancelar impuestos

Empresas podrán utilizar créditos fiscales y cuentas por pagar del Estado para cancelar impuestos
La norma aprobada por el pleno legislativo es producto de un amplio consenso entre especialistas tributarios.| Cortesía

La Asamblea Nacional de Diputados aprobó en tercer debate el proyecto de ley 78 de 2019 por el cual se establece una Amnistía Tributaria que no sólo busca que los ciudadanos se pongan al día en el pago de sus obligaciones tributarias, sin ser objeto de multas y recargos, sino que les permitirá a las empresas utilizar las cuentas por pagar al Estado para la cancelación de impuestos.

La norma aprobada por el pleno legislativo es producto de un amplio consenso entre especialistas tributarios, representantes de la empresa privada, miembros de la Asamblea Nacional de Diputados y del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y, de acuerdo con estimaciones preliminares, le permitirá a la Dirección General de Ingresos (DGI) recaudar unos $250 millones. De acuerdo con el viceministro de Finanzas, Jorge Almengor, el proyecto fue producto de un consenso de varias iniciativas que tenían como finalidad la condonación de los intereses, recargos y multas de tributos morosos y adeudados por los contribuyentes.

“Nosotros como MEF aplaudimos la iniciativa de los diputados en consensuar un proyecto de manera adecuada, que al final del día, ofrezca una solución integral a la situación que tenemos de los ingresos pendientes de pago o los ingresos morosos que hay en la DGI, a nivel general”, destacó Almengor.

La norma permitirá que más contribuyentes panameños se encarguen de regularizar su situación ante la DGI, y puedan apoyar las necesidades de flujo de caja que tiene el Estado para poder hacerle frente a las obligaciones para el 2019 y el 2020, tomando en cuenta que el proyecto de amnistía tributaria brinda beneficios para los que paguen.

El periodo de amnistía tributaria se concede hasta el 29 de febrero de 2020 y debe tener las siguientes condiciones: El 100% de condonación en intereses, recargos y multas, si el pago se realiza en los meses de octubre y noviembre de 2019; 95% si se efectúa en diciembre 2019; 90% si se realizan en enero 2020 y para aquellos que lo hagan efectivo en febrero de 2020, se condonará el 85% de la totalidad de los intereses, recargos y multas.

Para el especialista en temas tributarios, Osvaldo Lao, explicó que este proyecto de ley, una iniciativa del diputado Gerardo Herrera, es una amnistía tributaria general y se diferencia de una moratoria fiscal porque no se limita a exonerar al contribuyente del pago de intereses, multas y recargos, sino que, además, le permite el uso de los créditos fiscales o deudas por cobrar al Estado para la cancelación de sus obligaciones tributarias.

Esto, a juicio de Lao, tendrá un impacto positivo en la economía ya que conforme a las leyes vigentes las empresas que tienen cuentas por cobrar al Estado no las pueden hacer efectiva si no tienen un Paz y Salvo emitido por la DGI, sin embargo, este proyecto de ley les permitirá a los contribuyentes cancelar sus impuestos y limpiar su escenario tributario, mientras el Estado reduce sus cuentas por pagar.

Hitler Cigarruista
hcigarruista@capital.com.pa
Capital Financiero

 

Más informaciones

Comente la noticia