Escasez de autobuses en Oeste: Un tema real

Escasez de autobuses en Oeste: Un tema real

Migdalia Casorla

Capital

 

Después de media hora y más de un largo recorrido caminando, Maribel de Sánchez finalmente puede abordar un bus en Arraiján cabecera. Se puede decir que ella está en muy buenas condiciones, porque el mismo recorrido lo ha hecho puntualmente por 25 años desde las 6:00 a.m. que sale de su casa. Nada ha cambiado, todos los días es lo mismo. Y pensar que después de tanto caminar debo viajar a la ciudad capital parada, porque todos los buses pasan completamente llenos, dice.

Sánchez piensa que la solución está en mejorar la flota de autobuses en Arraiján y agregar muchas más unidades.

Dos horas antes, Ariel Barrios intenta hacer lo mismo pero en La Chorrera. Caminar es lo de menos, dice. Ya se acostumbró. Pero lo que le incomoda es la demora por un expreso y el tranque que le espera cada mañana.

La gente viene a trabajar a la capital porque son gente trabajadora, pero realmente no dan ganas de trabajar con un transporte tan pésimo, dice David Ramírez, representante de la Asociación de Usuarios del Transporte Público.

Lo que ocurre todos los días en Calle 25 Calidonia, es el reflejo del verdadero caos que se ha convertido la situación, y en la mañana es mucho peor.

El dirigente dijo que está en espera que se haga público el estudio que se levantó de la situación del sector, a raíz de la solicitud de un incremento en el pasaje para las rutas de Panamá Oeste, para evaluar el contenido del mismo con sus especialistas, y se determine realmente si esta alza es justa o no, legal o no, o si tiene una sustentación técnica o contundente.

En teoría no es solo la consideración del incremento del costo del pasaje, sino cuál es la demanda, porque lo que nosotros entendemos es que una vez concluya el estudio en Panamá, al menos con las 19 rutas que hacen falta, las paradas y demás, se debe pasar al área Oeste para las mismas consideraciones e implementar el Metro Bus en esa área que la población así lo desea, señaló Ramírez.

La realidad es que en el sector Oeste el transporte público es escaso, asegura Esperanza Mena, vicepresidenta de la Fundación para la Protección de los Usuarios, tanto en el servicio selectivo y colectivo como en las rutas internas, producto de los desarrollos habitacionales y los asentamientos informales en el área.

En estos momentos existe una necesidad real de transporte para movilizar a las más de 300.000 personas que viajan a la ciudad capital, y no hay quién resuelva el problema.

Mena dice que han sido ignorados, y no se les ha tomado en cuenta dentro de los estudios que se han hecho para analizar la situación del transporte en Panamá Oeste, para presentar sus propuestas de soluciones y demandas.

Cada sector es distinto del otro, y por ende sus necesidades no son iguales, responde la dirigente.

Otro problema que destaca Mena es la situación que se vive todos los días en la terminal de Albrook, especialmente pasada las 10:00 p.m. en donde muchas rutas dejan de prestar el servicio, con lo cual muchos usuarios, o duermen en esas instalaciones, o buscan otras alternativas para trasladarse a sus hogares.

La vicepresidenta de la fundación dice que a las prestatarias no les conviene agregar más unidades a la flota, porque ello involucra menos vueltas y recorridos, pero sin importarles que con ello tengan a los pasajeros todos apretados dentro del bus.

De acuerdo con Agustín Raúl Ara, representante de la prestataria de Chapala, la solución no está en agregar más buses, al insistir en que el problema obedece a los tranques vehiculares. Qué hacemos con meter 1.000 unidades si al final todos vamos a quedar metidos en el tranque. Al final del mes cuando hay que cumplir con los compromisos financieros sigue siendo el mismo monto que hay que pagar.

El dirigente transportistas sostiene que la ampliación de la autopista y el mejoramiento de la vía Interamericana no va aliviar el problema, porque al final los espera el mismo embudo para ingresar a la ciudad.

Con el tema del aumento temporal de pasaje, Ara dijo que con respecto al área de Chapala, han esperado 31 años para que se registrara un incremento y que lo mismo ocurre con las vías algunas en estado desastroso y los interminables tranques.

Mena también destaca la necesidad que se habilite nuevamente la parada de la avenida de los Mártires, porque los cambios les están ocasionando a los usuarios más gastos y desgaste físico.

 

Más informaciones

Comente la noticia