Evasión de impuestos

invierte-en-bolsa-sin-impuestos-21746

Desde hace tres años venció el plazo para la implementación de las cajas registradoras fiscales en negocios como abarroterías, panaderías, refresquerías, restaurantes, peluquerías y lavanderías, sin embargo, aún hay propietarios y colaboradores de estos comercios que le sacan la cuenta a los consumidores con calculadoras, cobran el total del servicio o producto adquirido en efectivo y no entregan la factura, aunque la verdad sea dicha la factura tampoco es exigida muchas veces por el cliente.

Esto significa que aún algunos comerciantes siguen evadiendo el pago de impuestos en el mercado panameño y los clientes continúan demostrando desinterés en este tema que es de importancia para el desempeño económico del país.

Especialmente en la provincia de Panamá Oeste se observa un gran número de comerciantes que  incumplen lo establecido en la Ley 72 de 2011, que exige que todas las personas naturales o jurídicas requieren equipos fiscales para cobrarle a los consumidores y entregarle su factura, con el fin de controlar tanto los ingresos gravables como el Impuesto de Transferencia de Bienes Corporales Muebles y la Prestación de Servicios (Itbms).

En esta norma se incluyen a todas las zonas libres y francas, con excepción de la Zona Libre de Colón (ZLC), debido a que reportan con el sistema denominado Declaración de Movimiento Comercial Electrónico (Dmce).

Según lo establecido en la reglamentación en el caso de los compradores la sanción pecuniaria corresponderá al monto que resulte mayor entre las siguientes opciones: Un dólar o el 7% del valor del bien o servicio no facturado.
En el caso de los comerciantes, quienes incumplan, serán sancionados con multas que van de $1.000 a $5.000  la primera vez y con multa de $5.000 a $15.000 en caso de reincidencia. Al tiempo que se eliminó del documento original, los dos días del cierre del establecimiento comercial la primera vez.

Ante esta preocupante situación es indispensable que las autoridades competentes den la milla extra tomando cartas en el asunto ejecutando operativos a nivel nacional en horas de la tarde y noche, que es cuando los comerciantes dejan de facturar en la caja fiscal y lo hacen por medio de calculadoras, aunque en horario de 7:00 a.m. a 3:00 p.m. también lo hacen.

Aunado a esto les exhorto a que, sin contemplaciones, emitan las sanciones correspondientes, por todo el tiempo que estos vienen evadiendo el pago de los impuestos.

Karelia Asprilla
karelia.asprilla@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL