Finanzas y su incidencia en los mercados de capitales

La transparencia atrae a más inversores

bolsa-valores-mercados

La información financiera es un recurso estratégico de toda organización. De la información disponible para los diferentes usuarios, depende la eficiencia en la toma de decisiones oportuna. Es en este sentido que la transparencia de la información financiera adquiere cada día mayor relevancia, tanto para la parte que genera la información, como para aquellos que la utilizan para decidir sobre dónde canalizan sus inversiones.

Un funcionamiento eficiente del mercado requiere una transparencia informativa en el mismo, capaz de mantener la confianza de sus partícipes al convertirse la cotización en un fiel reflejo de la información relevante, fiable y públicamente accesible para todos los inversores. En este orden de ideas, al incrementarse las exigencias informativas en los mercados de capitales, tanto en términos de cantidad como de calidad, mayor es su grado de eficiencia.

La teoría del mercado eficiente pretende explicar cómo se comportan los precios en los mercados financieros en función del grado de información disponible. Así, se define la eficiencia en el mercado como aquella situación en la que los precios reflejan toda la información disponible, cumpliéndose tres condiciones: El reflejo se produce en todo momento, de manera insesgada, y de forma completa.

Si conforme a lo anterior la eficiencia es la respuesta de los precios a la información, se pueden distinguir tres niveles correlativos de eficiencia atendiendo al grado de cumplimiento de las condiciones anteriormente enunciadas .

1. Débil, si los precios de los títulos únicamente reflejan la información relativa a su valor histórico.

2. Semifuerte, cuando las cotizaciones registran no sólo el comportamiento pasado, sino también cualquier otra información pública, entre la que se encuentran los estados financieros preparados por las entidades emisoras.

3. Fuerte, si los precios de los valores reflejan toda la información, incluso la privada o confidencial.

La calidad de la información presentada contribuye a reducir el problema de la asimetría de la información, evitando que una parte resulte favorecida, y otra parte obtenga pérdidas por la ausencia de información o por falta de información suficiente. Por consiguiente, lo más óptimo sería disponer de la mayor cantidad posible, de modo que una regulación básica que no retrase, por su complejidad o nivel de exigencia, el suministro de información al mercado. Las estrategias utilizadas por las organizaciones, pudieran ayudarles a estas, a mantener la competitividad, anticipándose a la incertidumbre del mercado.

La transparencia en la información se ha convertido en un mecanismo para atraer inversores, ya que esta genera confianza en el mercado; especialmente por las experiencias vividas en cuanto a los escándalos financieros de las últimas décadas, donde se han visto afectados clientes e inversionistas. El colapso de Enron ha sido, en parte, una historia donde el escrutinio pudiera mostrar un manejo inadecuado frente a diferentes situaciones, como exceso nivel de confianza en los altos niveles de la organización. Esto conduciría a la suspensión de los controles por los analistas, auditores, reguladores y la junta de directores. Se trataría de una excesiva arrogancia ejecutiva y transparencia insuficiente. La deficiencia en cuanto a transparencia, así como la falta de control y fiscalización, pudieran haber provocado las graves crisis mundiales, que aún pudieran seguir afectando la economía de los países.

Actualmente, y quizás por las presiones del mercado, existe la tendencia de revelar informaciones adicionales por parte de las organizaciones empresariales. En este sentido, la divulgación de información financiera de un país, sería determinada no sólo en función de los requisitos reglamentarios y el grado de cumplimiento, sino también de las presiones del mercado para cumplir con la divulgación.

Esto, porque el crecimiento de las necesidades de información de los inversionistas y la complejidad del mercado, afectaría tanto el volumen como la calidad de la información divulgada. Se trataría no solamente de revelar informaciones, se requeriría informar sobre aquellos aspectos relevantes, que pudieran servir de herramienta para aquellos que tendrían intereses en el desempeño de las organizaciones en el mercado.

La revelación de información corporativa pudiera ayudar para el buen funcionamiento de los mercados de capitales. Esto, porque generaría confianza en los accionistas, con respecto a la situación financiera de las organizaciones. En la medida en que la información disponible por cada inversionista sea diferente, sus decisiones en cuanto a inversión también serán diferentes.   

Edila Herrera, PhD
eherreradeleon@hotmail.com

Más informaciones

Comente la noticia