Gobierno de Maduro aprueba uso de vacuna rusa contra COVID-19

Gobierno de Maduro aprueba uso de vacuna rusa contra COVID-19
Maduro anunció que llegarán a Venezuela 10 millones de dosisVOA

El Ministerio de Salud del gobierno de Nicolás Maduro aprobó el uso de la Sputnik V, la vacuna rusa contra el COVID-19, convirtiéndose en el tercer país latinoamericano en registrar el medicamento, a pesar de la preocupación de la comunidad científica venezolana que ha denunciado “una gran opacidad en relación a la naturaleza de la vacuna”.

Huníades Urbina, presidente de la Sociedad Venezolana de Pediatría y miembro de la Academia Nacional de Medicina, alerta que las personas podrían tomar la decisión de no vacunarse por desconfianza “porque la población no conoce en detalle cosas que son importantes”.

“Sabemos que todavía no está precalificada por la Organización Mundial de la Salud, hasta donde sabemos solamente está certificada en Rusia, obviamente si la hacen ellos la certifican ellos”, dijo.

Hemos escuchado por la radio que van a llegar 10 millones de dosis pero no se sabe en el gremio médico cuál es la estratificación que debe haber hecho previamente el Ministerio de Salud para decir: ‘se le va a poner a estas personas”. Nada de eso se sabe oficialmente o por lo menos en las sociedades científicas”, agregó.

Sobre la posibilidad de que privados importen otras vacunas, Urbina sostuvo que requeriría de autorización de las autoridades sanitarias.

El medico infectólogo, Julio Castro, quien ha insistido en que no “ha habido publicación científica sobre la eficacia de la vacuna”, elemento que incide en la confianza para su uso, destacó que se están haciendo esfuerzos para lograr que Venezuela entre al sistema COVAX, una alianza internacional para la adquisición y financiamiento de vacunas.

“Mi sugerencia es que cuando venga la primera vacuna que usted tenga cerca, póngasela. Si es la rusa y tenemos los estudios publicados de la efectividad y seguridad de la vacuna rusa, que yo aspiro que estén publicados relativamente pronto, yo diría en las próximas semanas, uno o mes y medio en el peor de los casos, y demuestre que es segura y efectiva y usted está en la lista, póngase la vacuna”, expresó durante un conversatorio virtual.

“La vacuna que esté disponible es la que tenemos que ponernos, COVAX garantiza la aplicación o la distribución de algunas de las vacunas que están en el sistema, no te dan exclusividad de que tú escojas sino la vacuna sobre la cual haya disponibilidad, y no va a haber disponibilidad de muchas, es la vacuna que uno tiene que ponerse”, manifestó.

Pese a la recomendación de especialistas, ciudadanos consultados por la Voz de América dicen no estar dispuestos a someterse a la vacuna rusa.

“Porque al ser la rusa no conozco la procedencia de la marca y esa sería la razón por la cual no me la estaría poniendo”, dijo Nicolás, un venezolano que prefirió no identificarse por temor a represalias.

Una opinión similar tiene Leandro, otro venezolano que sostiene que tampoco se arriesgaría a ponerse la vacuna: “No tengo información ni conocimiento de ella”.

Maduro anunció que “pronto” estarán llegando a Venezuela 10 millones de dosis de la vacuna Sputnik V para iniciar “una vacunación masiva de los sectores más necesitados”, luego de que en diciembre su gobierno firmara un contrato con Rusia. El mandatario en disputa reiteró que en octubre científicos venezolanos hallaron un medicamento que “anula al 100% el coronavirus”.

“Se ha comprobado en los ensayos clínicos, en los ensayos de laboratorio y en todas las pruebas científicas su efectividad 100% para anular el virus del COVID-19, estas dos medicinas ya han sido enviadas a la Organización Mundial de la Salud, la medicina conocida como el DR10, creado por científicos venezolanos”, especificó Maduro el martes durante la presentación de su Memoria y Cuenta, un discurso anual ante el parlamento de mayoría oficialista.

Respecto al impacto de la pandemia dijo que “hay un crecimiento lento y ligero de las cifras de contagio por coronavirus” en el país, donde se mantiene el denominado esquema “7+7”, que consta de 7 días de confinamiento “radical”, seguidos de 7 días de “cuarentena flexibilizada”.

Voz de América

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias