Grupo Rey migra sus procesos a la nube de Oracle

Grupo Rey migra sus procesos a la nube de Oracle
Tras la implementación, la organización aumentó la eficiencia de su operación, el manejo inteligente de inventario y redujeron errores humanos en 75%| Archivo

Con más de 109 años en el mercado, Grupo Rey migra algunos de sus sistemas críticos a la nube de Oracle, con el objetivo de ser más eficientes en sus procesos, responder proactivamente a los retos del negocio y disminuir costos.

Tras la implementación, la organización aumentó la eficiencia de su operación, el manejo inteligente de inventario y redujeron errores humanos en 75%, siendo de gran beneficio para el negocio y la estrategia.

Los procesos de envío de mercancía se optimizaron y han generado ahorros de hasta 20%.

Grupo Rey, con más de 5,500 trabajadores, 98 puntos de venta y más de 25 mil artículos en inventario, requerían de una solución de transformación digital que les permitiera estar a la vanguardia tecnológica, en beneficio de sus usuarios, su equipo de trabajo y de los accionistas.

El gerente general de Oracle Centroamérica, Leandro Ramírez, afirma que “en Oracle trabajamos para que nuestros usuarios tengan mejor calidad de vida, puedan enfocarse en su negocio mientras nosotros nos encargamos de sus sistemas”

“Nuestro propósito en Latinoamérica es transformar el mundo, empoderando personas a través de la innovación, y esto se refleja en el Grupo Rey, una organización que deja la operatividad para enfocarse en la estrategia y la innovación”, dijo.

Antes había 90% de proveedores entregando productos tienda a tienda, lo que hacía ineficiente y costoso el proceso.

El vicepresidente de Supply Chain de Grupo Rey, Christian Higa, afirma que “la implementación fue bastante rápida, se demoró tres meses y medio e incluyó un diseño de interfaces multimarcas con una solución rápida, la cual tiene bastante aceptación de los colaboradores y nos permite estar a la vanguardia, liderando el sector con tecnología para el beneficio de los usuarios”.

Hoy 40% de sus proveedores entregan tienda a tienda y, tras la reinvención de sus procesos, reciben en el centro de distribución y despachan a los diferentes puntos de atención, con lo que están en capacidad de realizar envíos cuando se detecta que están bajos de inventario, lo que aumenta la eficiencia operativa y disminuyen los procesos.

Es así como pasaron de tener un nivel de abasto de 80% a más del 92% en sus tiendas, lo que beneficia al usuario y disminuye la falta de productos en las tiendas.

La capacidad de distribución se cuadriplicó, se eliminaron las caídas de sistema, las paradas innecesarias por interrupción del mismo o por lentitud. Adicionalmente, en términos de cliente interno, el tiempo de entrenamiento para un usuario nuevo se redujo a más de la mitad y los niveles de errores se redujeron en la cuarta parte (75%).

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias