¿Habrá rally de fin de año en las bolsas?

Perspectiva positiva para el 2015, pero se espera más volatilidad en el 2016

Market, marketing, stock.

El flujo de noticias económicas ha mejorado en las últimas semanas. En China, vimos una aceleración en datos del consumo, préstamos bancarios y gastos públicos. También hay evidencia que las fuertes caídas de las importaciones empiezan a estabilizarse.

En Estados Unidos (EE.UU), los fuertes datos del mercado laboral en el mes de octubre abren la puerta para una subida de tasas. De hecho, la probabilidad de alza de tasas en diciembre ha subido de 30% hace un mes a casi 70%, actualmente.

La posibilidad de una subida de tasas ha frenado un poco la recuperación de los índices principales y causó  una pequeña corrección a principios de noviembre. Pero, es notable que en los últimos días (y a pesar de la tragedia de Paris), el mercado ya ha recuperado niveles técnicos importantes, lo que nos hace bastante optimistas de tener un buen desempeño hasta el final del año. Sin embargo, pensamos que la volatilidad se va a mantener elevada. Sobre todo, pensamos que el año 2016 se va a parecer mucho más al segundo semestre de 2015, y mucho menos al primer semestre del 2015, cuando vimos muy poca fluctuación en las bolsas.

Por lo tanto, inversionistas que no han participado en el fuerte rebote que vimos desde principios de octubre, seguramente van a tener otras oportunidades de compra.

El dólar se fortalece

Mientras hay más evidencia que EE.UU. pronto va a empezar a disminuir el estímulo monetario, lo contrario pasa en Europa y Japón.

En las últimas conferencias de prensa, Mario Draghi, indicó que el Banco Central Europeo (BCE) está dispuesto a aumentar el estímulo monetario, a través de más recortes en la tasa de depósito, de una compra de bonos más agresiva o una prolongación del programa de compra de bonos.

También en Japón hay especulaciones de una política más agresiva, ya que la recesión técnica en  el país  demuestra que hasta ahora las medidas monetarias no han dado los resultados deseados.

Por lo tanto, esperamos más debilidad del euro frente al dólar. Sin embargo, el posicionamiento actual de muchos inversionistas y gestores de fondos demuestra que una gran parte de esta divergencia monetaria ya está descontada, y no nos sorprendería ver más volatilidad y repuntes fuertes en estas divisas contra el dólar.

Inversionistas no deben olvidar que a largo plazo (aproximadamente, cinco años) esperamos que el euro frente al dólar se aprecie hacia su valoración fundamental alrededor de 1,30.

Estrategia de inversión

A pesar de las turbulencias en los últimos meses no vemos ninguna razón para cambiar nuestras estrategias.

En la renta variable, preferimos Europa y Japón sobre EE.UU. Los sectores que más nos gustan son la tecnología, bancos, salud y energía. Seguimos negativos sobre prácticamente todos los activos ligados a precios de metales y minería.

En la renta fija, recomendamos reducir riesgos (duración y crédito, sobre todo en emergentes). La única excepción es high yield en EE.UU. donde vemos más valor actualmente y todavía muy bajas tasas de morosidad.

En general, recomendamos aumentar la exposición a inversiones alternativas líquidas en una manera prudente y diversificada, para reducir la exposición al mercado de renta fija y renta  variable. Finalmente, recomendamos mantener suficiente liquidez para aprovecharse de futuras correcciones.   

Pascal Rohner, CFA
Director Inversión Panamá
prohner@pim-sa.com.pa

Más informaciones

Comente la noticia