La FED mantiene sin cambios las tasas de interés

La FED mantiene sin cambios  las tasas de interés

Unos 10 de 17 funcionarios esperan que el banco eleve su tasa de referencia para diciembre

janet-yellen-04

La Reserva Federal de Estados Unidos (EE.UU.) (FED, por sus siglas en inglés) mantuvo las tasas de interés a corto plazo entre 0,25% y 0,5% el pasado miércoles, pero señalo luego de una reunión marcada por divisiones internas que espera elevarlas antes de que termine el año.

Su perspectiva es resaltada por la poca urgencia que muestran los líderes del banco central estadounidense respecto a elevar las tasas en momentos en que la inflación se encuentra por debajo de su meta de 2% y la tasa de desempleo se mantiene baja, justo por debajo de 5%.

También muestra el reto que enfrenta la presidenta de la FED, Janet Yellen, quien trata de balancear las perspectivas divergentes al interior de la FED respecto al camino a seguir. Un sector desea elevar las tasas inmediatamente, mientras que otro no ve necesidad de hacerlo este año.

La FED considera que el caso a favor de un incremento en la tasa de fondos federales se ha fortalecido, pero decidió, de momento, esperar a que haya más evidencia de progreso continuo hacia sus objetivos, dijo el banco central en un comunicado posterior a la reunión.

Las predicciones publicadas por la FED mostraron que 10 de 17 funcionarios esperan que el banco eleve su tasa de referencia para diciembre en un cuarto de punto porcentual a un rango de entre 0,5% y 0,75%. Tres funcionarios no ven la posibilidad de subir las tasas este año, lo cual subraya las divisiones internas del banco central.

Además, tres presidentes de bancos regionales de la FED -Esther George, Loretta Mester y Eric Rosengren- querían subir las tasas en septiembre, en oposición a la postura de la presidenta Yellen.

La descripción que hizo la FED de la economía fue en general optimista y demuestra que a sus integrantes les preocupan menos los riesgos para el panorama económico, lo cual podría facilitar el alza de las tasas para finales de año. Durante el año, se mostraron preocupados por un creciente conjunto de problemas mundiales, como la decisión de Reino Unido de abandonar la Unión Europea (UE) o las inciertas perspectivas de la economía china. Pero en su comunicado posterior a la reunión del pasado miércoles, la FED dijo que los riesgos se han equilibrado más o menos, lo que implica que la economía tiene las mismas probabilidades de superar las estimaciones de crecimiento de la institución como de quedar por debajo de ellas.

Cuando los integrantes de la FED ven riesgos que les preocupan, no son partidarios de subir las tasas.

La próxima reunión de política monetaria de la FED tendrá lugar el 1 y 2 de noviembre, una semana antes de las elecciones presidenciales y no es probable que se tomen medidas entonces, por lo que la reunión de mediados de diciembre es la última oportunidad del banco central de subir las tasas este año.

La mediana de proyecciones del banco central muestra que espera subir la tasa de interés de referencia, probablemente en un cuarto de punto porcentual cada vez, en dos ocasiones en 2017, hasta llevarlo a entre el 1% y el 1,25%. En 2018, lo subiría en tres ocasiones, hasta situarlo entre el 1,75% y el 2%. Y en 2019, lo incrementaría en tres ocasiones, hasta dejarlo entre el 2,5% y el 2,75%.

Jon Hilsenrath y David Harrison 
Dow Jones

Más informaciones

Comente la noticia