La FED retrasa la subida de tasas

La FED retrasa la subida de tasas

Un factor muy importante sigue siendo China y su impacto sobre las materias primas

U.S.-Federal-Reserve

La Reserve Federal (FED, por sus siglas en inglés) decidió mantener la tasa de interés en el rango de 0% y 0,25%, en el que se encuentra desde 2008. Su decisión se esperaba con máxima expectación, ya que el banco central estadounidense lleva meses preparando a los mercados para una subida de tasas.

Las recientes turbulencias en los mercados financieros, preocupaciones sobre el crecimiento económico global y la falta de presiones inflacionistas han empujado a la FED a retrasar los cambios en la política monetaria. Sin embargo, la mayoría de los miembros del comité prevén al menos una subida de tasa en el 2015. Solo 4 de 17 miembros prefieren no subir la tasa en las próximas dos reuniones faltantes en este año, 7 prevén una subida de 0,25% y 6 miembros esperan una subida de 0,5% o más.

Obviamente, la presidente de la FED, Janet Yellen, reafirmó que todos los pronósticos económicos y el futuro de la política monetaria dependen de los datos económicos y las condiciones de los mercados financieros.

Aunque no podemos descartar por completo una subida de tasas en octubre, por ahora, lo más probable parece ser una subida de 0,25% en diciembre. Para el final del 2016, el pronóstico mediano de la FED para la tasa de interés es de 1,4%, ligeramente por debajo de 1,6% pronosticado el pasado mes de junio.

Adicionalmente, el comité revisó sus pronósticos económicos: El crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB de Estados Unidos (EE.UU.)) fue elevado de 1,9% a 2,1% para el 2015, pero se redujo de 2,5% a 2,3% para el 2016. Al mismo tiempo revisaron a la baja la tasa de desempleo para el 2015 (de 5,3% a 5,0%) y el 2016 (de 5,1% a 4,8%). Finalmente, el comité redujo su pronóstico para la inflación subyacente por solo 10 puntos básicos, de 1,8% a 1,7% para el 2016. En resumen, el reporte no incluye grandes sorpresas, ya que se esperaban revisiones moderadas por las recientes inseguridades económicas.

Posibles correcciones en las bolsas ofrecen oportunidades

La reacción de los mercados financieros fue mixta, aunque con bastante volatilidad. Por un lado, tasas cerca de cero por más tiempo deberían de apoyar a los mercados, pero por otro lado, el hecho de que la FED se preocupe por la economía global se puede interpretar como una razón que llama a la prudencia para los activos de riesgo, como las acciones y las materias primas.

Por lo tanto, en la bolsa estadounidense, por ejemplo, avances iniciales se revirtieron hacia el final de la sesión. Los beneficiarios principales fueron el oro con un aumento de 1,1%, los bonos del tesoro estadounidense y otros proxies (apoderados) de los bonos, como acciones de servicios públicos con incremento de 1,3%.

Pero la conclusión principal es que vamos a tener más volatilidad en los próximos meses y después de los recientes rebotes, no nos extrañaría ver nuevas correcciones.

Y es que a parte de la trayectoria de las tasas de interés en EE.UU., un factor muy importante sigue siendo China y su impacto sobre las materias primas. Todavía pensamos que posibles correcciones ofrecen oportunidades de compra, sobre todo para países y sectores que no dependen mucho de China, de las materias primas y de los mercados emergentes en general. Y con una subida de tasas todavía a la vista, hay que enfocarse en empresas de buena calidad, con balances financieros sólidos.    

Pascal Rohner, CFA
Director de Inversión Panamá
Private Investment Management
Especial para Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia