La paciencia prevalece en los mercados

mercado de

Semana tranquila en los mercados de acciones. El pasado jueves 9 de dieron a conocer las solicitudes  de subsidios por desempleo, las que  siguen siendo bajas y están señalando una suspensión importante de despidos en el mercado laboral.

Las solicitudes iniciales  subieron en la semana del 16 de mayo, pero no por mucho, para concluir tres  semanas consecutivas en el rango de  entre 260.000 y 265.000. Esta es la tendencia más baja desde el 2000.

Por el lado de América Latina, el Banco Central de Perú redujo la estimación de crecimiento económico a 3,9%, desde 4,8% proyectado en enero.

La economía peruana ha sido golpeada por la caída de sus exportaciones, menores precios de los metales y una ralentización de las inversiones.

Por otro lado, en Argentina el ICC creció 44,4% en mayo, en comparación con el mismo mes del año pasado. El análisis destacó que todos los subíndices que componen el ICC exhibieron crecimientos en la comparación mensual. La situación de los consumidores aumentó 4,2%, mientras que la situación macroeconómica del país lo hizo en un 3,9%.

En Europa, el índice Euro Stoxx 600 cerró casi neutral, pero las principales bolsas y sectores apuntan en direcciones diferentes. Mientras el  Ftse 100 terminó provisionalmente en un 0,4 % más alto y  el DAX alemán terminó extraoficialmente un 0,4% por debajo y el francés CAC se mantuvo neutral.

En Asia, las acciones de China  fueron el centro de atención el viernes, con Shanghai (+2,83%) cerrando a  un nuevo máximo de siete años, mientras que los mercados en Japón (+0,30%) subieron para terminar la semana en su nivel más alto en 15 años.

Los rendimientos de la deuda pública se mantuvieron en alza el viernes después que la Presidenta de la Reserva Federal (FED, por su siglas en inglés, Janet Yellen, dijo que un alza en las tasas de interés será apropiada este año si la economía da signos de mejoría.

Los rendimientos de la nota de referencia del Tesoro de Estados Unidos (EE.UU.) a 10 años, que se mueven inversamente a los precios, terminaron en 2,21% tras tocar un máximo de 2,23% poco después de los  comentarios de la FED. Las Notas de tres y siete años también se mantuvieron altos, pero se retiraron de sus máximos, mientras el discurso estaba en marcha.

El dólar subió el viernes por un informe de la inflación de EE.UU. que indica que presiones subyacentes están construyendo una inflación más fuerte, junto con  datos de crecimiento más fuerte, es algo que la Fed seguramente quiere ver.

El euro bajó 0,94%, pero más temprano  en la sesión cayó a un mínimo de 1,10055 por dólar. Fue el punto más bajo desde el 29 de abril y puso al euro en camino a su peor desempeño semanal desde agosto de 2010.

La presente semana  será  mucho más tranquila en términos económicos y corporativos. La temporada de resultados está terminando tanto en EE.UU. como en el Reino Unido, con sólo unos pocos rezagados en la lista.

Los índices han hecho esfuerzos para recuperar parte del terreno perdido, y los mercados de EE.UU. han vuelto a los máximos históricos. Sin embargo, no es muy probable que proporcione muchos catalizadores para conducirlos a niveles más altos esta semana, y la ausencia de cualquier acuerdo griego podría ser el inicio de una semana difícil para los mercados de valores.    

Abraham Benzadon
Trader – Trading Desk
Panama Wall Street

Más informaciones

Comente la noticia