“Las mujeres encuentran en las plataformas una forma segura de moverse en horarios, que antes no se movían”, DiDi

“Las mujeres encuentran en las plataformas una forma segura de moverse en horarios, que antes no se movían”, DiDi

Contrario a muchas plataformas digitales, la china DiDi, no se describe a sí misma como una herramienta digital disruptiva sino más bien como innovadora.

Se trata de un hecho importante porque describe cómo esta aplicación de movilidad, a pesar de estar inmersa en lo que se conoce como las economías colaborativas, lo que busca es integrarse de manera armónica con los sistemas de transporte público, cumpliendo con las normas establecidas, pero ofreciendo un servicio que se ajuste a las necesidades tanto de los usuarios como de sus socios conductores.

Para Paula Bernal, directora de Asuntos Gubernamentales de DiDi para Panamá, Colombia y Ecuador, se trata de una visión de negocios centrada en un 100% en las necesidades del usuario, algo que a su juicio cobra mayor valor cuando hablamos de la movilidad de las mujeres y su incorporación a la vida económica, deportiva, cultural y social de este segmento de la sociedad.

Bernal, es abogada especializada en Derecho de Seguros de la Pontificia Universidad Javeriana en Bogotá, Colombia y cuenta con más de 10 años de experiencia en asuntos regulatorios, legales, gubernamentales y corporativos.

Fiel creyente de la igualdad de género y cómo las plataformas tecnológicas posibilitan que las mujeres puedan movilizarse más seguras y así acceder a más oportunidades, ella misma es un ejemplo de que las mujeres en cargos gerenciales logran sensibilizar a la sociedad, así como alcanzar grandes resultados para sus congéneres.

Con ella conversó Capital Financiero para conocer la experiencia y los planes futuros de DiDi en un mercado dinámico y cambiante como es el panameño.

También abordamos la experiencia de la empresa durante la pandemia de coronavirus (COVID-19) y los retos que esta coyuntura ha puesto a la movilidad ciudadana.

Paula Bernal, directora de Asuntos Gubernamentales de DiDi para Panamá, Colombia y Ecuador

-¿Desde cuándo operan en Panamá y cuál ha sido la experiencia porque Panamá no siempre es un mercado fácil?

Vamos a cumplir un año ininterrumpido porque cuando habíamos lanzado inicialmente nos coincidió con las cuarentenas más estrictas. Hemos encontrado en Panamá un mercado muy interesante, donde estamos muy emocionados de despegar nuestra propuesta, porque es un mercado, como en muchos de esta región, que tiene una sociedad que acepta la innovación y la tecnología.

“En Panamá, como en muchos países de la región y el mundo, tenemos el reto de la movilidad que estas plataformas abordan de una manera muy rápida muy adecuada, y nos coincide nuestro lanzamiento con todo el tema de la pandemia de COVID-19 y en medio de la cual estas plataformas juegan un papel muy importante, como cumplir con las medidas de bioseguridad, ayudar a la reactivación económica y la generación de ingresos para las personas, entonces estamos muy felices de estar en Panamá.

Es un mercado que nos ha dado una muy buena bienvenida y queremos seguir apostándole para quedarnos mucho tiempo más”.

-¿Está preparado DiDi para explosión que puede venir cuándo definitivamente lleguemos a la inmunidad de rebaño y las personas comiencen a movilizarse con mayor normalidad, pero buscando más seguridad en las plataformas digitales?

Claro que estamos preparados. Creo que la razón de que las plataformas digitales están teniendo un boom en esta pandemia es que las plataformas en general, no solo las de movilidad, sino todas las demás, es porque la tecnología le soluciona los problemas a la gente, entonces cuando nos vimos en la necesidad de quedarnos en encerrados por las cuarentenas, las plataformas se adaptaron de manera muy rápida a las nuevas necesidades.

“Nunca nos habíamos visto en una situación así, de no poder salir de tu casa, y eso es lo que tiene la tecnología que no tienen otras aristas de la vida cotidiana, y es que se adapta muy rápido a las necesidades de las personas, entonces esa capacidad de las plataformas digitales de solucionar los problemas de la gente, esa capacidad de la tecnología de responder rápidamente a situaciones coyunturales como las que vivimos con el COVID-19 hace que encuentren un espacio muy importante en la realidad que nos enfrentamos con esta pandemia”.

Y qué pasa con las plataformas de movilidad como DiDi son unas plataformas tecnológicamente bien robustas y diseñadas poniendo al usuario en el centro como todas las economías colaborativas, ese es el gran valor agregado de todas las economías colaborativas”.

-¿Qué tan importante es la seguridad del usuario en este complejo escenario?

“Hay sectores empresariales e industriales que no necesariamente están enfocados a los usuarios 100%. Las economías colaborativas tienen al usuario en el centro de manera tan efectiva y satisfactoria a las necesidades de las personas y más allá de eso, el tema de la seguridad es primordial, la seguridad en DiDi es la prioridad, la seguridad de nuestros usuarios, la seguridad de nuestros socios que se conectan a la plataforma.

“Y por qué te digo con mucha seguridad que estamos listos no solo para afrontar lo que ya hemos venido afrontando, sino para lo que venga porque ya los usuarios conocimos, porque soy usuaria también, los beneficios de estas plataformas y de estas economías colaborativas.  Ya los socios conductores se dieron cuenta de cómo estas plataformas generan ingresos de forma autónoma, de forma flexible y rápida, y ya los usuarios también entienden que a través de la plataforma tienen un control de pánico, porque pueden saber que van de una forma segura, vemos el tema de género, como las mujeres nos sentimos más seguras con las plataformas.

Las plataformas conectan la oferta y la demanda, somos un intermediario, y mientras la oferta y la demanda estén contentos y se sientan seguros, nosotros como plataforma estaremos más que listos para seguir intermediando”.

-¿Cómo maneja DiDi el tema de la regulación y la resistencia de los transportistas tradicionales para que no se generen conflictos?

-DiDi en esto tiene una ventaja muy grande, porque nace como plataforma para taxistas en China, está en armonía con el ecosistema tanto con los sistemas tradicionales de transporte como los sistemas que se conectan por las plataformas. Y lo que nuestra plataforma demuestra en muchos mercados donde tenemos la opción de auto particular, en Panamá tenemos una regulación.

“Pero incluso con una regulación lo que nuestra plataforma demuestra es la coexistencia, esto no se trata de que lleguen nuevas modalidades para eliminar viejas modalidades de transporte, es que son opciones en donde las ciudades donde crecen y crecen, pero las infraestructuras no crecen.

“En la medida que crece la población necesitamos muchas alternativas de movilidad y, por ejemplo, en Panamá hemos visto con mucha satisfacción como los usuarios de la plataforma DiDi se conectan con otros mecanismos de transporte.

“Hay muchos viajes con destino al Metro, por ejemplo, y a eso es que debemos apuntarle como ciudades modernas, una interconexión entre diferentes modalidades de movilidad que al final del día le dan al usuario la oportunidad de decidir cómo quiere llegar a su destino, si quiere pedir un taxi está perfecto, si quiere hacerlo en un carro particular está perfecto, si quiere hacerlo en patineta o en bicicleta está perfecto, si quiere hacerlo en metro o en bus, esa es la idea, como usuario queremos eso, más alternativas.

Mientras más completo sea nuestro sistema de movilidad para los usuarios es mejor, y para las autoridades también porque es más fácil manejar una ciudad bien conectada, con una estructura de movilidad bien pensada y operativamente funcional, entonces eso es lo que traen estas plataformas, beneficios por todos lados”.

-Para muchos gobiernos el problema está que al ser personas particulares las que realizan la movilidad de las personas no cuenta con los mismos requisitos que un transportista. ¿Cómo maneja DiDi este tema porque al final es esto lo que lleva a muchos gobiernos a tratar de regular algo, que desde mi punto de vista es difícil de regular?

-No solo es difícil de regular, sino que yo creo que como sociedad nos tenemos que hacer la pregunta y apuntar a que la regulación en tema de tecnología sea la necesaria. No es que nos opongamos a la regulación, bienvenida la regulación necesaria, lo que si es cierto es que si se sobre regulan algunos aspectos de la innovación, pues se limita un poco el avance tecnológico.

“Yo creo que eso está bien entendido en Panamá, por eso es un mercado que regulatoriamente hablando está bien organizado, tenemos un Decreto que norma las plataformas, hay algunas iniciativas que las analizamos y le damos la bienvenida, eso depende de cada sociedad, de cada realidad, es saber qué tanta regulación necesita una actividad específica.

“Me gustaría hacer énfasis en una cosa, cuando se hicieron las regulaciones de transporte tradicional, de transporte selectivo en Panamá, se hicieron con una realidad propia de hace unos años y como una realidad propia de ese esquema de transporte.

“Estas plataformas de movilidad son diferentes al transporte selectivo. Qué tiene la tecnología, que genera, que soluciona muchos de los aspectos que a veces se tienen que abordar desde el punto de vista regulatorio, entonces que ofrecen las plataformas, herramientas tecnológicas que hacen que los usuarios como los socios conductores vayan seguros, hay trazabilidad, es una cosa muy importante para las autoridades. En el caso de la pandemia de COVID-19, vimos como funcionó el cumplimiento de llevar la mascarilla puesta, un sinfín de cosas que a través de la tecnología generan ese valor agregado.

“Pero más allá de eso, lo que es importante entender a qué universo pertenecen estas plataformas, pertenecen al universo de las empresas colaborativas. Es un mercado de oferta y demanda, pero que tiene sus particularidades, una de las particularidades de las economías colaborativas es el perfil de la gente que acude a ofrecer sus servicios en esas las economías colaborativas, el perfil de la persona que maneja un auto particular y que ofrece el servicio y que se conecta a la plataforma para que el usuario que necesita trasladarse de un punto a otro, pues no necesariamente es el perfil de una persona que conduce un transporte selectivo.

“Muchas veces estas personas se conectan a las plataformas un par de horas, incluso un par de horas a la semana, no son personas que se dedican solamente a esta actividad, son personas que compaginan con otras actividades u otras fuentes de generación de ingresos, o son amas de casa que no pueden trabajar todo el día porque tienen que cuidar su hogar, entonces encuentran en estas las actividades colaborativas una forma de generar ingresos, por ejemplo, chicos que se conectan cuando están en vacaciones de la universidad, o gente que se conecta cuando sale de la oficina para ganar un ingreso extra, y por eso es importante entender que los requisitos no necesariamente tienen que ser los mismos.

Pero claro, entendemos, y más que entender estamos dispuestos a colaborar para que los Estados y las personas encuentren el mejor esquema posible para todos y entendemos que la seguridad es una preocupación, y que hay que abordar esa preocupación, pero no siempre las preocupaciones se tienen que resolver con temas regulatorios, a veces si, y a veces no.

“La tecnología permite llenar esos vacíos, e incluso le permite al Estado hacer una vigilancia más cercana, en tiempo real, que eso es algo que en otros esquemas no esta fácil, y por eso nosotros siempre estamos listos y super dispuestos a desarrollar todas las herramientas incluso a conversar con las autoridades para ver como puede haber intercambio de mejores prácticas, como desarrollar una interconexión entre las herramientas de seguridad con las autoridades de seguridad”.

¿Qué tan importantes son estas plataformas para la seguridad de las mujeres cuando se movilizan de un lado a otro?

Acá si hay un tema muy relevante para las plataformas y para las mujeres. En la mayoría de nuestros mercados al menos el 50% de los usuarios son mujeres, en muchos mercados son un poco más del 50% de los usuarios. Entonces, las plataformas tienen que entender esa realidad, que se dirigen a un público que no es solo masculino, que es equitativamente masculino y femenino, y algunas veces más femenino.

“Muchas de las razones por las cuales las mujeres nos excluimos de espacios académicos, deportivos, recreativos, laborales, es porque no encontramos una forma segura de llegar a esos espacios, en los contextos latinoamericanos mucho más. Los vehículos familiares la mayoría de las veces son propiedad de los hombres, y hay muchos mitos sobre que las mujeres no pueden manejar, eso, aunque suena arcaico, todavía falta mucho, y por eso ha pasado que las mujeres nos restringimos tanto de estudiar, de ir a divertirnos, de ir a cualquier actividad, digamos cultural, porque no tenemos como llegar, mucho más en las noches.

“Entonces identificamos un patrón muy claro, y es que las mujeres encuentran en las plataformas una forma segura de moverse en horarios, que antes no se movían, lo que era impensable antes de una salir sola por la noche a una comida, a una reunión y por qué, porque es que yo abro la plataforma y tengo la información de quién me va a recoger, qué calificación tiene ese conductor, puedo ver cuán cerca está el carro, cuando llega puedo reconocer si es la persona, la placa etc. Además, tengo control de pánico, reconocimiento facial a ciertas horas, etc. entonces yo sé que mi viaje a ser más seguro.

“Pero más allá incluso de la seguridad hay temas muy particulares de las mujeres que las plataformas abordan de buena manera, y es la capacidad de hacer varias paradas, y es que las mujeres tenemos que hacer muchas cosas, hay un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que dice que en Latinoamérica las mujeres llevamos mucho más a los niños al colegio que los hombres, entonces muchas veces el recorrido es paso al colegio a dejar al niño y me voy a la oficina, o salgo de la oficina y paro a comprar el desayuno. Y esas paradas son mucho más flexibles y accesibles en una plataforma que un sistema de transporte público.

También los trabajos de cuidado como las enfermeras, las cuidadoras de niños, las fisioterapeutas, que son por lo general fuerza laboral femenina que tienen que trasladarse a las casas de los clientes, de los pacientes, y que muchas veces esas casas quedan lejos de la red de servicio público, lejos del metro o de la parada del bus, etc. Y las plataformas les permiten insertarse en la economía.

“Para las socias conductoras también hay un gran punto de empoderamiento femenino porque las mujeres tienen muchas barreras sobre qué carreras pueden tener, entonces es una oportunidad. Cuando observamos la parte demográfica, observamos muchas mujeres de edad avanzada que  no tienen espacio laboral fácilmente y hay mujeres que  no pueden tener un trabajo de todo el día de 8 de la mañana a 5 de la tarde porque tienen actividades que hacer en sus casas, ven por sus niños, y entonces estas plataforma que tienen flexibilidad de turnos, que tu decides cuando te conectas, pues son espectaculares para el empoderamiento femenino y la generación de ingresos de las mujeres de manera también segura”.

-¿Qué tan importante tener a una mujer en un cargo tan clave e como el que tiene Paula Bernal en DiDi para que esa visión de empoderamiento de la mujer tanto a nivel de clientes, usuarios, como de socias conductoras se proyecte en el quehacer de la empresa día a día?

Yo creo que es muy importante, nuestra CEO es mujer, yo respiro en DiDi esa realidad, que la mujer se está empoderando y que está liderando, y no solo el tema de la mujer, sino de la diversidad en realidad, como te decía el 50% o más del 50% son mujeres, y tenemos que tener también a mujeres pensando en cuál es el beneficio de la actividad tecnológica como una herramienta de seguridad, porque los hombres piensan de una manera y las mujeres pensamos de otra.

De pronto muchas cosas podrán ser similares, pero tenemos necesidades particulares, formas particulares de abordar los temas. Entonces yo sí creo que debemos tener mujeres en el equipo laborando y digamos que es muy importante para nosotros acercarnos a esas necesidades, talves no se nos hubiera ocurrido eso, por ejemplo, es importante el tema de las personas porque una necesita hacer cosas de un punto a otro.

“En  China hicieron hace poco un estudio en DiDi de cómo las mujeres socias tenían una calificación muy alta por los usuarios porque tienen su carro limpio, porque atienden bien al usuario, porque respetan las señales de tránsito, porque conducen a una velocidad inferior, todas esas cosas son importantes al pensar en una plataforma, a pensar en un negocio, en una empresa, y tener mujeres pensando pues implica esa diversidad y digamos un poco visión no tan masculinizada que a veces tenemos y que además tenemos mucho en el sector de tecnología”.

-¿En qué ciudades están operando en Panamá y si tienen planes de expansión en Panamá?

-En Panamá, San Miguelito y Panamá Oeste, queremos expandirnos lo que se pueda, pues mucho, nosotros nos tomamos siempre muy en serio los conocimientos de los lugares donde llegamos. DiDi es una compañía global, está en el mundo entero pero nuestra aproximación es siempre entender las necesidades locales, y nos tomamos un tiempo entendiendo esas necesidades locales, culturales, demográficas, sistema de movilidad de las ciudades, etc., para emprender ese proceso de expansión que de seguro viviremos en Panamá, ojalá.

-¿Dentro de esos planes está la movilidad verde, ese tema de la movilidad eléctrica lo tienen en la agenda?

-Claro que sí, ojalá todos como sociedad, gobiernos y personas vayamos más hacia tecnologías más limpias, pero ahí nos falta desarrollar unas capacidades para que eso pueda ser una realidad, pero evidentemente nosotros entendemos y queremos siempre estar presentes en todas las soluciones que se puedan dar para que tengamos un ambiente más sano y una capacidad como sociedad de generar mayor sostenibilidad a futuro.

-Hemos hablado del papel de las plataformas digitales en la pandemia de COVID-19. ¿Cómo abordó DiDi este tema específicamente?

-Comparto unas campañas que hemos desplegado en Panamá que yo creo que tienen mucho valor. Cuando empezó la pandemia, nosotros como compañía lanzamos un fondo de $10 millones para ayudar a los socios conductores afectados por COVID-19, hemos lanzado 5,000 cupones para trasladar a las personas en los centros de vacunación.

“Hay pocas actividades que compaginan muy bien con el cuidado de la salud y cuidado del contagio y al mismo tiempo la reactivación económica, hemos apoyado a los socios a cumplir con las medidas de bioseguridad con la entrega de insumos como equipos de desinfección para que puedan cuidarse y cuidar a los usuarios.

Estamos abiertos para que los socios puedan conectarse y puedan generar ingresos que ayuden a su vez a reactivar la economía.

“Además, hicimos un estudio en junio y vimos con mucha satisfacción, por ejemplo, que los viajes en las plataformas muestran cómo se está empezando a reactivar la economía porque los destinos están cambiando antes eran a centros médicos o al supermercado, hoy en día las personas han empezado a movilizarse a oficinas y a centros comerciales porque la gente no estaba saliendo a actividades económicamente rentables, y ahora en este estudio vimos con satisfacción que Panamá comienza a dar señales de recuperación, de reactivación económica, y nosotros estamos muy felices de poder ser parte de eso”.

Hitler Cigarruista
[email protected]
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias