Mercado chino de automóviles supera las expectativas

Mercado chino de automóviles supera las expectativas

A medida que las autoridades implementen medidas que incluyen la flexibilización de las restricciones para el acceso a las matrículas en las grandes ciudades y la promoción de automóviles eléctricos en las vastas áreas rurales del país, este año las ventas de vehículos en China deben experimentar un crecimiento positivo.

“El mercado de vehículos se ha estado recuperando constantemente, e incluso está superando en algunos aspectos el nivel anterior al coronavirus (COVID-19)”, informó Wang Bin, funcionario del Ministerio de Comercio de China.

Las estadísticas de la Asociación China de Fabricantes de Automóviles indican que en los primeros ocho meses del año se vendieron 16.56 millones de vehículos nuevos, un 13.7% más que el año anterior y un 2.8% superior al 2019.

Los vehículos de nueva energía, que incluyen automóviles eléctricos e híbridos enchufables, están experimentando ventas récord. De enero a agosto se vendieron 1.8 millones de unidades, casi el doble que, en el mismo periodo del año pasado, representando casi el 11% del total de vehículos nuevos vendidos en dicho período.

Según nuestro estudio y exhaustivo análisis, se estima que las ventas de vehículos verán un crecimiento positivo este año y, por lo tanto, revertiremos la espiral descendente de tres años”, destacó Wang.

La industria automotriz es un pilar de la economía nacional. En este sentido, el ministerio ha emitido una serie de directivas para impulsar la compra de automóviles.

Entre otros factores, se está alentando a las autoridades locales de las grandes ciudades a flexibilizar las restricciones actuales para el acceso a las matrículas y cambiar el enfoque en la compra de vehículos.

Para aliviar la contaminación y los atascos de tráfico, ciudades como Beijing, Shanghai, Tianjin, así como Guangzhou y Shenzhen, han mantenido un férreo control sobre la entrega de nuevas matrículas.

Beijing ahora está ofreciendo cuotas más grandes que en años anteriores, especialmente para el lote de automóviles eléctricos.

El Ministerio de Comercio también está organizando vías para que los fabricantes de automóviles exploren oportunidades para vender vehículos eléctricos en áreas rurales.

En este sentido, se inició una campaña en la segunda mitad del 2020 y se lograron buenos resultados en el año: más de 200,000 vehículos vendidos, de acuerdo a la Asociación China de Fabricantes de Automóviles.

La campaña está programada para ejecutarse de marzo a diciembre de este año, y está ganando impulso con la lista de fabricantes de automóviles que participan, incluidos Wuling, BYD, Changan y Geely.

Las estadísticas del Ministerio de Comercio muestran que sus ventas de mayo a julio alcanzaron las 430,000 unidades.

Xu Haidong, ingeniero jefe de la Asociación China de Fabricantes de Automóviles, dijo que la campaña de ir al campo jugará un papel importante en el sector de vehículos de nueva energía de China.

La Asociación de Vehículos de Pasajeros de China es aún más optimista, esperando que las entregas de este año alcancen los 3 millones de unidades.

“La tendencia al alza continuará en los próximos meses, ya que son cada vez más aceptados por los consumidores”, aseguró Cui Dongshu, secretario general de la asociación.

Cui estima que sus ventas en el segmento de automóviles de pasajeros alcanzarán los 2.75 millones de unidades. Cuando se incluyan los autobuses y camiones eléctricos, el total alcanzará los 3 millones.

La creciente popularidad del sector es impulsada por varios fabricantes de automóviles importantes incluidos BYD, Tesla y SAIC-GM-Wuling.

BYD de China entregó en agosto 60,500 autos eléctricos y enchufables, más del triple de la cifra del mismo mes con respecto al año pasado.

SAC-GM-Wuling, conocido por sus asequibles modelos eléctricos de tamaño mini, vendió un récord de 41,852 unidades, un aumento del 140% interanual.

El fabricante de automóviles estadounidense Tesla vendió más de 44,000 vehículos fabricados en su planta de Shanghai. Del total, más del 70% de ellos se exportaron a otros mercados.

Tesla completó en julio la transición para hacer de la planta de Shanghai su principal centro de exportación de vehículos. De enero a agosto, Tesla entregó más de 152,000 vehículos a clientes chinos, más que el total rendido en el 2020.

Las marcas de volumen, incluida Volkswagen, también están presentando sus vehículos eléctricos en el mercado.

Los vehículos eléctricos de Volkswagen construidos en base a su plataforma dedicada, comienzan a ser populares en el país, con sus ventas aumentando de junio a julio desde 3,500 unidades a 5,800 unidades y más de 7,000 unidades adquiridas en el mes de agosto.

Beijing
China Daily

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias