Ministro Finanzas alemán quiere usar el superávit para reducir deuda 

Su monto ascendió en 2016 a 6.200 millones de euros

El ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble, quiere emplear el superávit en los presupuestos germanos para reducir la deuda adquirida durante la crisis financiera, pero no todos en el Gobierno alemán lo ven de la misma manera, informó hoy su Ministerio.

El superávit presupuestario del Estado alemán ascendió en 2016 a 6.200 millones de euros ($6.580 millones). Para el político cristianodemócrata y firme defensor de la política de austeridad en la Unión Europea (UE), es importante dar ejemplo y destinar este dinero a amortizar la deuda pública en lugar de aumentar de nuevo la partida destinada a hacer frente a los costes de los refugiados, actualmente fijada en casi 13.000 millones de euros.

Desde el Ministerio de Finanzas indicaron que ahora no es el momento de abrir un debate sobre los impuestos, como intentan algunos políticos de cara a las elecciones generales seguramente a finales de septiembre, ni de despertar nueva codicia en otro sitio. La reducción de la deuda es una medida sensata y una señal a los socios internacionales, agregaron.

El Estado debe cerca de 1,27 billones de euros, recordaron. “Por eso no hace daño comenzar a amortizar la deuda”, apuntaron.

La Oficina Federal de Estadística de Alemania informó de que el Estado registró un superávit de 10.400 millones de euros. Sin embargo, esta cifra no incluye el gasto adicional fijado en 2016 de 3.500 millones de euros destinado a inversiones en municipios y que aún no han salido de las arcas del Estado.

Es posible contar con consolidación, excedente y al mismo tiempo dar un impulso a las inversiones, indicaron desde el Ministerio de Finanzas.

Entre otros, la deuda que se quiere reducir incluye las antiguas cargas del fondo de inversiones y liquidación (ITF) creado durante la crisis financiera y económica en 2009, que ya se ha reducido ligeramente. En la actualidad asciende 18.700 millones de euros, frente a 21.022 millones de euros de 2015.

Desde el Partido Socialdemócrata (SPD), socio de la Unión Crisitanodemócrata (CDU) en el Gobierno de coalición, criticaron los planes de Schäuble de destinar este dinero a reducir la deuda en lugar de usarlo para llevar a cabo más inversiones en el país.

Schäuble debe destinar dinero para sanear los descuidados colegios y los puentes en ruinas, así como para lograr un Internet rápido en el país, indicó a DPA la secretaria general del SPD, Katarina Barley.

“En tiempos de tipo de interés cero es completamente tremendo permitir que siga aumentando la lista de necesidades de saneamiento e inversiones hasta que los tipos vuelvan a subir”, opinó Barley.

DPA
Capital Financieror

Más informaciones

Comente la noticia