Oportunidades y amenazas para la economía panameña en 2015

Oportunidades y amenazas para la economía panameña en 2015

Turismo-barco-Panama

Panamá termina el año 2014, una vez más, como el país con mayor crecimiento de Latinoamérica este año, estimado de entre 6,2%  y 6,6%.  La última cifra de crecimiento publicada fue de 6,2% al primer semestre a pesar de la huelga de los obreros de la construcción y la paralización de varios meses de la ampliación del Canal de Panamá. Viendo los reportes del Indicador Mensual de Actividad Económica (Imae) de Panamá hasta septiembre se nota una recuperación de la actividad económica en segundo semestre, lo cual indica que la cifra de crecimiento anual será mayor a la del primer semestre.

Mirando al 2015, vemos que la mayoría de los organismos multilaterales proyectan paraPanamá un menor crecimiento el próximo año, comparado con este año.  El Fondo Monetarios Internacional (FMI) proyecta un crecimiento de 6,4% y el Banco Mundial (BM) un crecimiento de 6,2%.  Solo la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) proyecta un incremento en la tasa de crecimiento, estimando un aumento del 7%.  El Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) proyecta un crecimiento de 6,5%.

Hay varios factores positivos que seguirán empujando el crecimiento de Panamá en el 2015. La economía regional se espera que mejore de 1,3% a 2,2% y la economía global de 3,3% a 3,8%  según el FMI.  Estados Unidos (EE.UU.), el principal usuario del Canal y principal socio comercial del país, también verá un mejoramiento en su tasa de crecimiento, estimado de 3,0% para el 2015. El precio del petróleo se espera que se mantenga por debajo de los $75,00 por barril, incluso algunos analistas piensan que puede estar cerca de los $65 por barril.  Estamos hablando de que, con una reducción de 30% al 40% del precio en el primer semestre del 2014, los consumidores panameños se estuvieran ahorrando entre $29 y $38 millones al mes. Anualmente sería entre 0,7% al 0,95% del Producto Interno Bruto (PIB).  Esto son los vientos positivos externos que ayudarán a Panamá.

Ahora, mirando los factores internos, tenemos primero que el proyecto de ampliación del Canal continuará durante todo el 2015 y posiblemente hasta mediados del 2016. Esto ayudará al indicador construcción.

También del lado público, siguen los proyectos de la nueva terminal de Tocumen, la ampliación de la Interamericana de Santiago a David, el ensanche de la Calzada de Amador y el inició de la Línea 2 del Metro (que comenzaría en el segundo semestre del 2015). El sector construcción debe seguir creciendo por encima del 20%.  En el sector privado vemos dinamismo todavía en el sector comercial y hay decenas de proyectos, ya iniciados, que siguen en construcción. También se debe iniciar la construcción de la hidroeléctrica Chan II, una inversión cerca de $1.000 millones.

El rubro de transporte, almacenamiento y comunicaciones también será otra fuente de crecimiento económico. Aquí se incluyen los movimientos del Canal de Panamá, los puertos, los aeropuertos y telecomunicaciones. El Canal presenta un aumento en el movimiento de carga de 2% hasta septiembre y los puertos de 1,6%. Sin embargo, con las perspectivas positivas de EE.UU. y un mejoramiento generalizado de la región, se espera que el Canal y los puertos crezcan más que el año pasado.  El tráfico de pasajeros en el Aeropuerto Internacional de Tocumen aumentó en 10,1% hasta agosto y con el incremento de frecuencias de rutas existentes, y la apertura de nuevas rutas, este crecimiento seguirá en doble digito. También hay que tomar en cuenta los nuevos vuelos que están llegando a Río Hato y ahora VivaColombia que está volando al aeropuerto de Panamá Pacífico.  Seguimos viendo crecimiento en comunicaciones producto de la demanda de data, tanto en telefonía móvil como en el servicio de Internet.

El comercio creció en 3,3% al primer semestre.  Esperamos que el 2015 esta cifra sea mayor por varias razones. Con la disminución esperada en el costo de la gasolina, los hogares tendrán mayores ingresos disponibles para consumo. También se espera que la situación entre Colombia y la Zona Libre de Colón (ZLC) ya esté resuelta y se eliminen los aranceles violatorios de los acuerdos de la Organización Mundial del Comercio (OMC), impuestos por Colombia a los calzados y textiles que son reexportados desde esa zona franca.

Otro aspecto positivo de la economía panameña es la solidez de su Centro Bancario. Aunque la intermediación financiera solo creció en 3,2% al primer semestre, el Centro Bancario sigue mostrando cifras muy saludables. Los créditos alcanzaron los $39.500 millones mientras que el saldo vencido y el saldo moroso representan el 0,68% y 0,94% de la cartera total, respectivamente.

La inflación ha bajado de 4,0% en el año 2013 a 2,1% al mes de octubre pasado. Se espera que la inflación al final del 2014 termine cerca del 2,2% y para el 2015 estamos estimando una inflación de entre 2,0% a 2,5%, aunque hay que ver cuál va será el impacto del ya anunciado incremento de la tarifa de la energía eléctrica a partir del primer semestre del 2015.

La Inversión Directa Extranjera (IDE) alcanzó la cifra de $2.575 millones en el primer semestre del 2014, lo cual representa un incremento del 21% comparado con el mismo periodo del 2013.

Tenemos que recordar que en el 2013, Panamá alcanzó la cifra record de $4.651 millones de IDE,  la más alta de la región en términos per cápita. Dentro de la IDE está el proyecto que está llevando adelante Minera Panamá y que representa una inversión de cerca de $1000 millones anuales hasta el 2017, cuando se espera que comience a operar la mina.

Estos son los aspectos positivos de la economía panameña. Ahora veamos los retos y amenazas que tenemos entrando al 2015.

El primer reto es el sector primario. En el primer semestre del 2014 decreció 0,5%. Todo indica que tendremos una sequía en el primer semestre del 2015 lo cual afectará el sector. El nuevo gobierno ha dicho que quiere fortalecer el sector agropecuario pero a la fecha no se ha visto ningún plan concreto y proyectos de la Administración anterior, como el proyecto de riego de Tonosí, se han suspendido.

Otro sector que atraviesa una situación complicada es el turismo. Desde un punto de vista positivo, el gasto de turista y la entrada de turistas han aumentado 5,4% y 4%, respetivamente. Sin embargo, el consumo en los restaurantes bajó 4,2% en el primer semestre del 2014 y la actividad hotelera bajó 2,3% por la disminución en la ocupación. Hay que ver cómo se logra atraer más turistas para llenar todos los cuartos de hotel que han entrado al mercado o están por entrar. Hay que seguir promocionando el país y traer nuevas aerolíneas, especialmente los charter de turistas, que todos se quedan en el país.

Otro reto para el 2015 es lograr mantener los niveles de empleo para garantizar la paz social. La tasa de desempleo subió en agosto de 4,1% a 4,8% y fue el primer aumento desde el año 2009. Todo indica que cuando se haga la medición en marzo del 2015, la misma será más alta.

Una amenaza que tiene Panamá es su relación comercial con Colombia.  Ya hablamos de los aranceles que Colombia le impuso a algunos productos de la ZLC, lo cual provocó que Panamá llevará a Colombia a un panel ante la OMC. También Colombia puso a Panamá en su lista de paraísos fiscales, aunque luego la sacó cuando Panamá se comprometió a firmar un tratado de doble tributación en un plazo de un año. Traigo a colación el tema de Colombia porque este es el país que invirtió más en Panamá en el 2013: $1.124,6 millones y cualquier roce comercial entre ambos países puede afectar la inversión colombiana.

Otra amenaza que tiene Panamá es el tema de las listas del Grupo de Acción Financiera (Gafi) y el Foro Global, lo cual genera presiones innecesarias a nuestro centro financiero. Vemos que el Gobierno le ha dado prioridad al tema de Gafi y que están haciendo el mejor esfuerzo para pasar la primera fase de revisión del Foro Global en 2015.

Otra amenaza es la eminente alza de las tasas de interés para el próximo año.  Veamos cuál será el comportamiento en las tasas locales pero sin duda tendrá un impácto en la capacidad de consumo cuando aumenten las tasas de tarjetas de crédito, préstamos personales, de auto, hipotecas, etc. En conclusión: Hay aspectos positivos y también negativos para Panamá entrando al 2015. Hay situaciones difíciles de controlar como la sequía y el aumento de las tasas de interés, pero la mayoría de los factores si pueden ser atendidos por medio de políticas públicas. Creo importante que el Gobierno presente su plan estratégico a la brevedad posible. Siento que todavía no hay claridad de parte del Gobierno de cuál será su norte y esto tiene un impacto en el inversionista privado. El nuevo gobierno debe arrancar con sus proyectos, como el habitacional de Colón, para mantener el ritmo de crecimiento y empleo. Nuestra estimación es que la economía crecerá un 6,0%, todavía el más alto de la región pero no lo esperado por todos.

Frank De Lima
Ex Ministro de Economía y Finanzas
One Consulting Inc.

Más informaciones

Comente la noticia