Panamá busca abrirse paso en la implementación de la tecnología 5G

Panamá busca abrirse paso en la implementación de la tecnología 5G

Panamá en los últimos años ha asumido retos mayúsculos al trazar una hoja de ruta que abra el camino a la evolución de la banda ancha móvil conocida como 5G, ante escenario y con el objetivo de generar un espacio de reflexión acerca de las necesidades, retos y prioridades para la apropiación de esta tecnología en Panamá, CAF-banco de desarrollo de América Latina-, la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos y la Autoridad de Innovación Gubernamental, llevaron a cabo el taller sectorial una mirada prospectiva hacia el 5G en Panamá.

El evento fue propicio para que conferencistas y panelistas nacionales e internacionales, debatieran sobre los retos, oportunidades y despliegues que enfrenta el país centroamericano con la implementación de una nueva red móvil de quinta generación, con lo cual se busca no solo impactar la educación, salud y la economía, el mismo está destinado a producir una transformación en toda la sociedad mediante nuevas y mejores formas de comunicación y adopción digital, reformulación de las mallas productivas, modernización del sector público y de su relacionamiento con los ciudadanos, consolidación de comunicación entre dispositivos electrónicos como herramienta para mejorar la calidad de vida, entre otros. 

La tecnología 5G, juega un rol fundamental en la transformación digital para las empresas de los distintos sectores económicos de un país, se estima que el 5G impactará la economía global de manera más contundente que las generaciones previas de dicha tecnología, como consecuencia de la transformación digital soportada en la tecnología 5G de una gran variedad de industrias haciéndolas más eficientes, productivas, competitivas, seguras, confiables y sostenibles en el mediano y largo plazo.

Lucía Meza representante de la Oficina de CAF en Panamá, detalló que una de las lecciones aprendidas es que en el siglo XXI el bienestar social se apalanca en lo digital y particularmente en los servicios ubicuos de la conectividad. El nivel de conectividad digital habilita el acceso al teletrabajo, a la tele educación, a la tele salud y otros importantes servicios públicos; La ausencia de conectividad segrega una población que usualmente correlaciona con la de menores ingresos, resulta crítico repensar el rumbo de nuestras agendas digitales, priorizando la importancia de la inversión en infraestructura en tres dimensiones mejor cobertura, mayor acceso y mayor asequibilidad. 

Panamá debe avanzar hacia una política pública moderna para el cierre de la brecha digital, la cual pasa por el despliegue de la tecnología 5G, que ya comienza a ser una realidad a nivel mundial; Para esto es fundamental que la industria, el gobierno y la sociedad en general apalanquen la conectividad y el desarrollo de capacidades digitales de la población en general y que se alineen, entre otros temas, un marco regulatorio adecuado para la economía digital, la eliminación de trabas y facilitación de procedimientos para simplificar la burocracia regulatoria para la innovación, el despliegue de mayor infraestructura digital de clase mundial donde la tendencia clara ya es la 5G y una mayor capacitación y sensibilización para la apropiación digital, destacó Meza. 

Según la representante de la oficina de CAF en Panamá, a finales del 2019, Panamá se situaba en un desarrollo digital cercano al promedio de los países de América Latina y rezagado de manera significativa en relación con el promedio de países de la OCDE y otras regiones de mayor desarrollo. A su vez, manifestó que en los últimos diez años ha habido una mayor cobertura y penetración de la conexión en la población a través de redes móviles, políticas de masificación del Internet y digitalización del Estado. ¡Tal es el caso del desarrollo de la red nacional de Internet, “Internet para todos!”, la cual ha logrado que se alcance coberturas cercanas al 86% de la población con importantes impactos en reducción de pobreza. 

Hoja de ruta. Beneficios, perspectivas y realidades relacionadas a la tecnología 5G.

El administrador general de la Autoridad de los Servicios Públicos (ASEP), Armando Fuentes Rodríguez manifestó que, como institución fiscalizadora y reguladora de los servicios públicos, que incluye precisamente las telecomunicaciones, su rol se centra en enmarcar acciones, propiciar y promover la modernización del sector de las telecomunicaciones.

Rodríguez, resaltó la puesta en marcha del taller sectorial puesto que sirve para examinar las necesidades, retos y oportunidades que requiere la estructuración de una hoja de ruta para la implementación de la tecnología 5G en Panamá.

“Como institución nos enfocamos en establecer una normativa que permita la implementación de nuevas estrategias y modernas tecnologías, con el objetivo de enfocar esfuerzos y propiciar un ecosistema de telecomunicaciones dirigido al cierre de la brecha digital, que, sin lugar a dudas, representa un compromiso del Gobierno de Panamá”, sostuvo el administrador general de la ASEP. 

Para Luis Oliva, administrador general de la Autoridad Nacional para la Innovación Gubernamental (AIG), el 5G hoy van más allá de llevar comunicación a las personas, es una inversión que no solo los proveedores de telefonía celular deben de hacer enfocados en adquirir nuevos clientes y tener nuevos servicios, sino que, también se debe  pensar que es la apertura a nuevos servicios que podemos brindar a investigación, a mercados de innovación, a nuevos mercados que nos pueden hacer crecer y tener aún mayores réditos. Nuestro país necesita invertir en estas tecnologías para que todos aquellos científicos que tenemos puedan apoyarse en las mismas.

A juicio del funcionario, “Panamá, tiene que montarse en esta revolución industrial y el 5G es la autopista en donde vamos a llevar ese capital humano, teniendo en cuenta que nos encontramos en la llamada economía del conocimiento”. De igual forma aseguró que el país necesita de la tecnología 5G para la creación de más innovaciones, más desarrollo, generar resiliencia, reactivación económica y, sobre todo, hacer que el capital humano se fortalezca, cuyo objetivo se enmarque en convertir al Istmo en una vitrina para la región. 

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias