Panamá busca convertirse en Puente digital de las Américas

Panamá busca convertirse en Puente digital de las Américas

En América Latina se pagan unos $ 2.000 millones  por costos internacionales de tránsito, por la  ausencia de una infraestructura de interconexión de IXP regional

DSC01329webb

Panamá busca convertirse en punto de intercambio de Internet regional  (en inglés IXP, Internet Exchange Point), aprovechando su posición geográfica y el paso de  siete de los principales cables submarinos de fibra óptica que comunican a Norte y  Suramérica con el Caribe y el resto del mundo.

Convertir a Panamá en un IXP regional es una de las principales propuesta del X Foro Nacional para la competitividad 2016.

El administrador general de la Autoridad Nacional para la Innovación Gubernamental (AIG), Irvin A. Halman, informó que el foro se planteó continuar los estudios para que Panamá Se convierta en un IXP regional, lo que permitirá reducir significativamente el costo de transporte de datos a través de los cables de fibras ópticas que pasan por este país, lo que se traduciría en reducción de los costos de servicios de Internet para los panameños.

La meta de las autoridades locales  como la  de los representantes del sector privado es convertir al país en Puente digital de las Américas y aprovechar el potencial de los siete principales cables submarinos de fibra óptica que convergen en el Istmo de Panamá y comunican Norte y Suramérica con el Caribe y el resto del mundo (Maya, Arcos, SAC, PAC y Panamericano), garantizando el ancho de banda, la redundancia y seguridad que se requiere para servicios de telecomunicaciones e informática.

Halman informó en el 2014 Panamá suscribió un acuerdo con el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), donde se establece que el  país es ideal para poner un IXP regional.

El estudio Expansión de infraestructura regional para la interconexión de tráfico de Internet en América Latina de CAF, revela que Panamá es el país más atractivo del clúster Andino/Centroamericano/Norteamericano para la localización del IXP interregional, mientras que en el Cono Sur, Brasil resulta la ubicación óptima para el IXP intrarregional.

Estos IXP interregionales se posicionarán como sustitutos al NAP de las Américas (localizado en Miami), orientándose a capturar el tráfico de Internet regional que se interconecta en este último.

El análisis del flujo de tráfico de Internet identifica dos comunidades de interés (clústeres) en la región: Andina/Centroamérica/Norteamérica (integrada por México, Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Colombia, Venezuela, Bolivia y Ecuador) y Cono Sur (compuesta por Argentina, Chile, Brasil, Uruguay, y Paraguay), interconectadas por Perú (país que juega un papel doble en ambas comunidades).

Para seleccionar las sedes intrarregionales, el estudio de  CAF  tomó en cuenta cinco factores (regulación, neutralidad geopolítica, conectividad de redes, costo energético, costo de tránsito y aranceles para importación de equipamiento) de  cada uno de los países que componen el clúster.

Julio Jolly, socio de Global Advisory Solutions, considera que un IXP en Panamá abrirá las puertas a nuevos negocios, pero es necesario adecuar los protocolos de seguridad de forma constante para que no sufran daños ni afecten la reputación.

Para Salvador Vega y Robert James, expertos en informática, un IXP regional en Panamá fortalecerá la competitividad de este país, abaratando costos y generando una serie de negocios conexos que crearán nuevos  empleos, pero se requiere que el actual gobierno sea más rápido en la consecución de esta meta, añadió.

CAF entró en la segunda fase del estudio, donde se va a  escoger el modelo a aplicar en Panamá.

Mauricio Agudelo, ejecutivo principal de CAF, explicó que actualmente el 49% del tráfico de Internet es internacional, del cual 85% tiene como destino Estados Unidos (EE.UU.); además aproximadamente el 14% del tráfico de Internet hacia EE.UU. representa flujos de comunicación entre los  países de América Latina. Esto aumenta los costos del servicio y afecta la velocidad de la conexión a Internet, detalló.

En América Latina se pagan unos $2.000 millones  por costos internacionales de tránsito, por la  ausencia de una infraestructura de interconexión de IXP regional, y eso repercute en la tarifa final del servicio que paga el usuario, apuntó Agudelo. 

Orlando Rivera
Orriver22@hotmail.com

Más informaciones

Comente la noticia