Panamá mejora su desempeño en política financiera sostenible

Panamá mejora su desempeño en política financiera sostenible
El 80% de la banca panameña está suscrita al Protocolo de Finanzas Sostenibles, prueba del compromiso con una gestión de vanguardia| Archivo

El documento, con fecha octubre de 2019, considerado “la referencia más completa en materia de iniciativas sobre finanzas sostenibles en mercados emergentes”, señala que Panamá, junto con otros siete países (Camboya, Ecuador, Georgia, Nepal, Pakistán, Paraguay y Sri Lanka) pasó de la etapa de preparación a la etapa de implementación, con un cambio de visión hacia una acción de política financiera sostenible.

La SBN, respaldada por la Corporación Financiera Internacional (IFC), por sus siglas en inglés), miembro del Grupo Banco Mundial, se define, de acuerdo con la Federación Latinoamericana de Bancos (Felaban), como “una comunidad de aprendizaje voluntario, establecida en 2012, que representa a 53 reguladores financieros y asociaciones bancarias de 38 países comprometidos con las finanzas sostenibles”. Los miembros de la SBN, del cual forma parte  la Asociación Bancaria de Panamá (ABP) desde el año 2017, cubren, de acuerdo con Felaban, “el 86% de los activos bancarios de los mercados emergentes”.

Al evaluar los hitos  que demuestran el compromiso de Panamá con una nueva manera de gestionar las finanzas, el estudio destaca el lanzamiento del Protocolo de Finanzas Sostenibles de Panamá por parte de la ABP en 2018; las recomendaciones publicadas para la implementación del Protocolo de Finanzas Sostenibles de Panamá, también a cargo de la ABP, y la organización del primer taller de capacitación sobre la financiación sostenible como una oportunidad para los bancos.

IFC “ha brindado servicios de asesoramiento a la ABP para el desarrollo, implementación y desarrollo de capacidades, en asociación con el gobierno de Canadá”, indica el informe.

De igual modo, a través de la SBN, la ABP “ha compartido su experiencia con otros miembros de SBN y se beneficiaron de la base de conocimiento colectiva”.

Valeria Rosales, gerente de Sostenibilidad de Banistmo, en la pasada Semana Anual de la Sostenibilidad del BID Invest, miembro del Grupo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), anunció  que el 80% de la banca panameña está suscrita al Protocolo de Finanzas Sostenibles, prueba del compromiso con una gestión de vanguardia a favor del ambiente.

Temístocles Valdés, gerente de Gestión de Riesgo Ambiental, Social y Capacitación de Multibank, explicó a Capital Financiero que desde esta visión una de sus principales metas es financiar la creación de urbanismos verdes por medio de la Banca de Construcción.

La idea, “es que nuestros clientes puedan crear viviendas bajo los estándares internacionales de normas de manejo de energía, cosecha de aguas y materiales sostenibles y amigables con el ambiente”,  expresó Valdés.

En general, trabajan para manejarse con una cartera verde de productos sostenibles.

Multibank estructura su política verde conforme a los Principios de Ecuador (EP, por sus siglas en inglés), lanzados en 2003 y que permiten a las “instituciones financieras determinar, evaluar y administrar los riesgos sociales y ambientales de sus proyectos”.

De igual modo se guían por las Normas de Desempeño de IFC, “referencia internacional para la detección y la gestión del riesgo ambiental y social” que además “ofrecen orientación técnica con ejemplos generales y sectoriales de buenas prácticas”.

Multibank proyecta destinar más de $11 millones a financiamientos que apuestan a un mundo sustentable: Préstamos de autos (híbridos y eléctricos, con una tasa de 5.75%) y préstamos personales (paneles  y calentadores solares con una tasa de 8.75%).

En el caso de Banca Agropecuaria (para financiar biodigestores y paneles solares) y Banca Empresas (paneles solares), establecen 0.5% por debajo de la tasa fija vigente por productos.

Por otra parte, han estructurado financiamientos especiales con las tarjetas de crédito para productos Inverter.

Para Valdés las finanzas sostenibles constituyen una buena oportunidad de negocios que favorecen el apoyo a los clientes, mejoran la rentabilidad y a la vez cuidan el entorno.

Explicó que el financiamiento a una mejor tasa es solo parte de su sistema de control que los lleva a medir las buenas prácticas de sus clientes y a procurar que Panamá se inserte en esta perspectiva global.

Unibank, en su Reporte de sostenibilidad 2018, destaca que es firmante del Protocolo de Finanzas Sostenibles, liderado por la ABP.

Como parte de sus estrategias, suscribieron un convenio con Sigma Ratings (con sede en Nueva York, Estados Unidos), “primera agencia calificadora no crediticia” que ayuda a las instituciones financieras “a crear nuevas relaciones comerciales”.

También desarrollan políticas de riesgo ambiental y social con el apoyo de la consultora Steward Redqueen.

IFC, citado por Felaban, estima que existen “$23 billones en oportunidades de inversión climática en 21 países de mercados emergentes”.

Para lograrlo es necesario aumentar la participación en los llamados préstamos climáticos, del 7% actual, al 30% en 2030.

En la región, de acuerdo con el IFC, son Brasil, Colombia y México “los países latinoamericanos que mayores esfuerzos han realizado para promover las finanzas sostenibles. 

Violeta Villar Liste
violeta.villar@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias