Panamá preside la Asamblea General de la OIT

Panamá preside la Asamblea General de la OIT

Panamá preside, a partir de este lunes 5 de junio de 2017, la 106ª Conferencia Internacional del Trabajo, órgano supremo de decisión de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que se lleva a cabo en Ginebra, Suiza, hasta el próximo 16 de junio.

Esta conferencia se realiza cada año, en el mes de junio, y congrega a las delegaciones tripartitas de los 187 Estados Miembros que componen la organización internacional, informó la OIT.

El ministro Luis Ernesto Carles, en calidad de titular de la cartera de Trabajo por Panamá, asumió la presidencia de la conferencia con el respaldo de los países miembros.

Durante su intervención, tras tomar posesión del cargo, Carles resaltó la importancia de la protección laboral para las mujeres, migrantes y desplazados.

Migración, tema central

La conferencia en Ginebra se compone de sesiones plenarias y sesiones de las comisiones técnicas. Las plenarias tienen lugar en la Sala de Asambleas del Palacio de las Naciones, donde se llevó a cabo este lunes la sesión de apertura y en donde también se realizará la sesión de clausura.

Durante los diez días de trabajo, el tema central de la Conferencia Internacional del Trabajo será la mujer y el trabajo, con enfoque especial en las migraciones.

De acuerdo con estimaciones de la OIT, los trabajadores migrantes constituyen un 73% de los 206.6 millones de migrantes en edad de trabajar (mayores de 15 años), y la creciente feminización de la migración laboral se refleja en el hecho que alrededor de 44% de todos los migrantes son mujeres. Entre los trabajadores domésticos, la proporción de mujeres supera el 73%.

El director general de la OIT, Guy Ryder, manifestó en su intervención que “nadie puede, ni debe, concebir el futuro del trabajo sin la migración”.

En la sesión de apertura también se destacó a Uruguay como el primer país en el mundo en ratificar el convenio sobre las 8 horas de trabajo.

Durante su intervención, el presidente uruguayo, Tabaré Vásquez, señaló que el “crecimiento sin desarrollo no es crecimiento, sólo acumulación de unos en detrimento de otros”.

“Si no hay justicia social no hay desarrollo sostenible”, destacó el presidente Vásquez.

Puntos clave

Previo a la la 106ª Conferencia Internacional del Trabajo, Ryszard Cholewinski, especialista de política migratoria de la OIT, sobre las tendencias actuales y la importancia de abordar los desafíos de gobernanza en un contexto de migración laboral en rápida transformación, dio a conocer el organismo internacional.

Cholewinski adelantó que este año, del 5 al 16 de junio, la discusión general se enfocará en la gobernanza de la migración laboral y la contratación equitativa.

“La migración laboral beneficia a los trabajadores migrantes y a sus familias, en particular los que provienen de los países más pobres, gracias a un aumento considerable de sus ingresos y a la posibilidad de enviar remesas a sus países”, dijo el especialista, citado por la OIT.

Las remesas, que en 2016 alcanzaron la cifra de 429 mil millones de dólares en los países en desarrollo, pueden ayudar a financiar la educación y la atención médica donde existen deficiencias en los países de origen”.

Ryszard Cholewinski, especialista de política migratoria de la OIT

Según Cholewinski, los migrantes contribuyen también al desarrollo sostenible de su país de origen de otra manera, a través de las inversiones financieras y el capital humano y social que adquieren en el exterior, como nuevas competencias, ideas y conocimientos técnicos.

Indicadores

Los indicadores de la OIT dan cuenta de que hay una tendencia significativa en el aumento de la migración dentro y entre las regiones del hemisferio sur. “En la actualidad, la mayoría de los trabajadores migrantes (51.5%) vive en los países del Sur”.

Estas cifras demuestran que la migración por motivos de trabajo hoy día es la causa principal de la mayor parte de la migración internacional, continúa el organismo internacional en sus documentos de referencia sobre la conferencia 2017.

“Esta realidad, por lo tanto, debe quedar plenamente reflejada en los compromisos que los Estados miembros de las Naciones Unidas estén dispuestos a asumir con el Pacto mundial para una migración, segura, regular y ordenada que debería ser adoptado por un conferencia intergubernamental en 2018”, destaca la OIT a través de su especialista de política migratoria.

 

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias