Para desarrollar el turismo de cruceros se requieren tarifas aéreas atractivas

Para desarrollar el turismo de cruceros se requieren tarifas aéreas atractivas
Representa una inyección económica muy importante en Panamá y beneficia a todos sus residentes| Cortesía

La temporada de cruceros representa una inyección económica importante para Panamá y beneficia a todo el país, en particular a los que hacen del turismo su principal fuente de ingresos.

Colón es uno de los tres puertos de embarque en la región, lo que supone cada semana el movimiento de miles de pasajeros provenientes de distintos puntos del continente y otras latitudes.

Algunas de las ventajas de Panamá son las distancias cortas entre un  lugar a otro, lo que permite que los turistas puedan visitar varios  lugares diferentes.

Los cruceristas, por lo general, ven a Panamá como un destino nuevo y poco conocido, por lo que  no se imaginan que se trata de  una ciudad moderna y llena de historia.

Un crucerista gasta aproximadamente $150  durante sus  horas de estadía en el país, en consumo de alimentos, transporte y compras.

Capital Financiero conversó con Richard J. Vogel, presidente y CEO de Pullmantur Cruceros, sobre el crecimiento y el desarrollo que ha experimentado el mercado desde que la naviera inició operaciones en el Puerto Colón 2000.

-¿Cómo ha sido el crecimiento y  el desarrollo de la actividad de cruceros desde que la naviera entró en operaciones en el Puerto Colón 2000?
-La presencia de Pullmantur Cruceros en Panamá se ha consolidado paulatinamente, tanto como país de  destino,  como país emisor.

“Al día de hoy, llevamos operando de forma ininterrumpida en Colón desde octubre de 2016. Hemos destinado un equipo comercial concentrado  100%  en el mercado local y hemos duplicado el número de clientes panameños desde el 2016 a la fecha. Somos líderes, con una cuota de mercado que sobrepasó el 60% en 2018”.

-¿Qué cree usted que hace falta para impulsar  aún más esta actividad  en Panamá?
-Más allá de la estabilidad política y económica, como en cualquier otro país, es fundamental promocionar esta opción vacacional, poniendo en valor sus innumerables ventajas y derribar los estereotipos que le rodean. Y es que, todavía es frecuente encontrarse con personas que asocian un crucero a un gran presupuesto y a personas mayores, pero ambas afirmaciones están hoy lejos de la realidad.

“Si queremos estimular la demanda, es absolutamente necesario que los agentes directamente implicados en esta industria, como navieras, puertos y destinos, así como la Autoridad de Turismo de Panamá (ATP) y el Fondo de Turismo de Panamá, trabajemos de forma unida y en la misma dirección”.

-¿Qué tipo de excursionistas son los que más se embarcan?
-Debido a la propia naturaleza de nuestra oferta, la mayor parte de nuestros pasajeros que embarcan proceden de Latinoamérica, siendo los nacionales de Colombia, Brasil, Panamá y Argentina los más numerosos.

En cuanto al reparto por sexos, el número de mujeres suele ser ligeramente superior al de los hombres. Por edades, es posible encontrar todos los rangos a bordo: Desde niños, adolescentes, jóvenes, personas de mediana edad y seniors”.

-¿Qué tanto beneficia el hecho que Panamá sea un hub aéreo para que los turistas se embarquen desde Colón 2000?
-Una de las variables que las navieras analizamos a la hora de establecer nuestros puertos de embarque es su conectividad. En el caso de Panamá, es de suma importancia, puesto que en Colón emprenden su viaje con Pullmantur Cruceros no solo pasajeros panameños,  sino también llegados de otros puntos de la región, quienes  se benefician del hub aéreo.

“Sin embargo, y si bien la infraestructura es una cara de la moneda, las tarifas se encuentran en el otro lado: Es imprescindible que estas sean atractivas para facilitar la movilidad”.

-¿Considera que con el nuevo incentivo decretado por el expresidente Varela de exonerar el paso por el Canal de los cruceros, hará crecer el sector?
-Cualquier ayuda siempre es un aliciente, no obstante, nosotros no nos podemos beneficiar porque operamos desde Colón.

-¿Tiene Panamá potencial para que el turismo de crucero  siga creciendo?
-Por supuesto. Estamos ante una industria relativamente joven y a la que aún le queda mucho recorrido, no solo en Panamá, también a nivel mundial.

-¿Tienen planes de introducir innovaciones en la próxima temporada de cruceros?
-Sí, la innovación forma parte de nuestro ADN. Así, en 2020 estrenaremos el itinerario Ritmos de Jamaica y el Caribe, una ruta que se une al exitoso itinerario Antillas y el Caribe Sur, ambos con embarque en Colón.

Mientras, por el lado del producto, Gastrolab –nuestra plataforma gastronómica- continuará trabajando para introducir nuevos platos con los que alcanzar la excelencia culinaria y, por supuesto, tendremos novedades en términos de experiencia a bordo”.

-¿Hay proyecciones de aumentar las frecuencias de sus cruceros en Colón 2000?
-Por el momento, no tenemos proyecciones de aumentar nuestras escalas en Colón porque tenemos presencia todas las semanas con el Monarch, nuestro buque insignia.

-¿A cuánto asciende el número de pasajeros transportados en lo que va del año?
-Tras experimentar un espectacular crecimiento en 2017 frente a 2016, que nos llevó a casi duplicar los pasajeros panameños, nuestro objetivo para los próximos  años es consolidar esta magnitud y continuar nuestro crecimiento poco a poco.

“Al día de hoy, el volumen de reservas que manejamos es positivo y se sitúa en niveles semejantes a los del ejercicio anterior”.

Leoncio Vidal Berrío M.
[email protected]
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias
PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com