Portobelo se pintará de colores y exaltará la cultura afro

Portobelo se pintará de colores y exaltará la cultura afro

Iniciará en mayo próximo la primera fase del proyecto “Portobelo de Colores” como parte de los acuerdos del Gabinete Turístico que se celebró en diciembre 2019 en el distrito de Portobelo, provincia de Colón.

Para tal fin, el gerente general de la Zona Libre de Colón, Giovanni Ferrari, entregó al administrador general de la Autoridad de Turismo de Panamá (ATP), Iván Eskildsen, una cantidad simbólica de pinturas que serán utilizadas en este proyecto impulsado por la Autoridad de Turismo de Panamá ( ATP) por iniciativa de la Fundación Bahía de Portobelo.

En ese Gabinete Turístico al que asistió el presidente Laurentino Cortizo se suscribió un memorándum, que plantea un plan de acción interinstitucional con el fin de planificar una estrategia integral para este destino, que permita el desarrollo sostenible de su patrimonio natural y cultural, vinculando a la comunidad local como beneficiaría.

Este proyecto, que además fortalece el Plan de Conservación de la identidad afro, tiene como objetivo resaltar la belleza de Portobelo haciéndolo más atractivo para el visitante, así como también reconectar a la comunidad con su patrimonio cultural.

En esta primera fase se intervendrán unas 85 casas de madera y cemento, que en su exterior serán embellecidas.

El administrador de la ATP, Iván Eskildsen, indicó que “Portobelo de Colores es otro proyecto bajo la estrategia Turismo, Conservación e Investigación (TCI), con un turismo sostenible enfocado en atraer viajeros conscientes que aprecien el trato de comunidades locales que conserven su patrimonio natural y cultural”.

Por su parte, el ministro de Cultura, Carlos Aguilar, manifestó que este proyecto es parte del compromiso que adquirió el Gobierno Nacional no solo en el Gabinete Turístico sino también en el Plan de Gobierno, cuya premisa fundamental es “la lucha contra la sexta frontera”, lanzada por el presidente Cortizo a su equipo de trabajo y a la población en general, a fin de construir un país más justo y equitativo.

En tanto Ferrari dijo que la Zona Libre de Colón es realmente una evolución de lo que fueron las ferias de Portobelo que se dieron hace 500 años, en donde compradores y vendedores se reunían para una actividad en común, después de medio milenio se puede decir que en Portobello todavía sigue vigente esa actividad económica que se ha traslado a lo que es la Zona Libre de Colón.

“Que podamos con este proyecto rendir honor a nuestro pasado en la manera de poder contribuir y aportar estos materiales nos llena de orgullo y estamos seguro que los resultados serán provechosos no sólo para Portobelo sino para toda la provincia y la Zona Libre que forma parte de ella.”

Para la selección de los colores se evaluaron los tonos predominantes en la cultura afrocolonial, y se acordó que las casas desocupadas se pintarán de blanco para que sirvan de lienzo a intervenciones artísticas.

El presidente de la Cámara de Turismo de Portobelo, Jesús Lemus, señaló que con la ejecución de este proyecto se ayuda al distrito a desarrollarse como polo turístico, al tomarse en cuenta las necesidades de la población. “Al pintar las casas se mejora la apariencia del lugar y se concientiza a la gente sobre la importancia de conservar el lugar donde residen limpio y conservado, que es la imagen que queremos proyectar y es lo que exige el turista consciente de esta época”.

Sostuvo que Portobelo está tomando mucho auge y que en la medida que se conozcan sus virtudes irá aumentando el turismo, porque este destino tiene mucho valor en historia, cultura y en lo físico sus espectaculares playas y naturaleza.

En tanto que Rui Diniz, director ejecutivo de la Fundación Bahía de Portobelo, con más de 11 años de realizar junto a esta fundación programas que buscan el progreso a través de la cultura y el arte, expresó que cuando se presentó  este proyecto al Gabinete  Turístico, en conjunto con la comunidad, se hizo con la idea de cambiar la cara del lugar y dar alegría a través del color, mejorar la vida cotidiana de las familias beneficiadas  y con ello contribuir al desarrollo del turismo comunitario.

“Portobelo de Colores es un proyecto inclusivo del cual la comunidad debe empoderarse y desarrollarlo, para atraer a más visitantes, lo que favorecerá notablemente el poder económico, comercial y social de la población, así como en la creación de nuevas plazas de trabajo”.

Con un parque natural de más de 35 mil hectáreas, cristalinas playas del Caribe y una historia y cultura que son patrimonio de la UNESCO, Portobelo tiene todo el potencial para ser uno de los destinos turísticos más visitados y promovidos de Panamá.

Más informaciones

Comente la noticia