Productividad laboral será objeto de debate en la Comisión de Salario Mínimo

Productividad laboral será objeto de debate en la Comisión de Salario Mínimo
Un tema que históricamente ha sido fuente de polémica entre trabajadores y empleadores| Archivo

La decisión de la Comisión Nacional de Salario Mínimo de incorporar la productividad laboral como uno de los indicadores económicos que ayudarán a determinar el salario mínimo que entrará a regir a partir del 1 de enero de 2020, por primera vez permitirá a empresarios y trabajadores desarrollar un debate más profundo para definir un posible aumento y el rango del mismo.

La ministra de Trabajo y Desarrollo Laboral, Doris Zapata,  señaló que “en la última reunión de la Comisión Nacional de Salario Mínimo nosotros pudimos lograr que se incluyera el tema. “Pudimos lograr que hubiese un acuerdo y que se pueda discutir sobre la productividad en el país. Decimos discusión, pero de lo que se trata es que cada sector presente su visión sobre el tema”, enfatizó.

La productividad
El tema de la productividad ha sido históricamente una fuente de polémica entre trabajadores y empleadores, sin embargo, un estudio publicado este año por  CAF –Banco de Desarrollo de América Latina– y presentado con el apoyo de la Secretaría de Competitividad y Logística de la República de Panamá, reveló que el producto por trabajador de Panamá relativo a Estados Unidos (EU) es de 39%, siendo el tercero más alto entre los países de la región (Año 2014).

El Reporte de Economía y Desarrollo (RED) 2018 “Instituciones para la Productividad: Hacia un mejor entorno empresarial”, señaló que la productividad total de los factores de Panamá relativo a EU es la segunda más alta de la región (58%), detrás de Argentina (61%), siendo el promedio de América Latina de 37% (Año 2014).

El estudio concluye que el rezago en Latinoamérica, respecto a EU, se debe, principalmente, a una muy baja productividad de todos los sectores que conforman sus economías, más que al hecho que la región tenga, en comparación con países desarrollados, una fuerte concentración de sus recursos en sectores de particularmente baja productividad.

En esta línea, América Latina tiene un nivel de ingreso per cápita de alrededor de 26% en relación al de EU, cifra que indica que el comportamiento de la región en los últimos 50 o 60 años ha mostrado avances, pero insuficientes para impactar de manera positiva el desarrollo, ya que en la década de 60 el Producto Interno Bruto (PIB) per cápita de la región fue, en promedio, 19% al de EU.

De hecho, los datos del crecimiento económico registrados en los últimos 20 años en Panamá y el incremento promedio revela que la producción agregada ha estado por encima del 7.5% anual, mientras que, en el mundo, el mismo indicador registra un aumento promedio de 5.6%, esto según un informe del Centro Nacional de Competitividad (CNC).

Para el CNC esto se debe principalmente a una mayor inversión en bienes de capital y a la aplicación de nuevas tecnologías en la producción de bienes y servicios, y en menor grado a la mano de obra, ya que los bajos niveles de formación académica del Recurso Humano obliga a las empresas a invertir gran cantidad de tiempo y recursos en su capacitación laboral, pero la brecha entre las capacidades de los trabajadores y la demanda de conocimiento y habilidades de las empresas se ha incrementado. 

Opiniones
Para el presidente del Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), Julio De La Lastra, la medición de la productividad es fundamental para hacer más predecible la necesidad o no de hacer ajustes al salario mínimo y los montos del mismo, sin que esto impacte negativamente los precios que los consumidores van a tener que pagar por los bienes y servicios a futuro y sin que afecte la competitividad del país.

Indicó que es imperativo que nuestros trabajadores tengan un salario digno, y si empresarios y trabajadores logran ponerse de acuerdo en utilizar todas las herramientas que hay para determinar si es necesario un aumento del salario mínimo, todo el país va a salir ganando al reducir la incertidumbre sobre el tema.

En tanto, Genero López, representante de la Coordinadora Nacional de Unidad Sindical Independiente (Conusi) ante la Comisión Nacional de Salario Mínimo, destacó que ninguna economía puede crecer de forma sostenida durante tres lustros si su mano de obra no es productiva, por lo que es evidente que los trabajadores panameños son altamente productivos, pese a contar con salarios precarios, que nos les permiten cubrir el 100% de sus necesidades básicas y las de sus familias.   

López destacó que afortunadamente ya existen estudios como el de CAF, que demuestran que los trabajadores panameños son los segundos más productivos de América Latina, superados solo por los argentinos, lo que abre la oportunidad para que este tema sea incorporado a los indicadores que se analizarán en la Mesa Técnica. 

Finalmente, Zapata adelantó que con el fin de facilitar la labor de la Mesa Técnica de la Comisión Nacional de Salario Mínimo le ha solicitado tanto al Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) como al Instituto Nacional de Estadística (Inec), la proyección de los otros indicadores fundamentales para determinar la necesidad o no de un incremento al salario mínimo (crecimiento económico, desempleo, inflación y costo de la Canasta Básica Familiar de Alimentos) al mes de agosto de 2019, con el fin de contar con una visión más exacta de la realidad. 

Hitler Cigarruista
hcigarruista@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias