Productores de cucurbitáceas buscan romper tendencia negativa

Productores de cucurbitáceas buscan romper tendencia negativa
Proyectan sembrar unas 1,150 hectáreas | Archivo

La producción de cucurbitáceas empieza a dar signos de recuperación y los productores se preparan para iniciar el proceso de siembra a finales del próximo mes de noviembre, con el objetivo alcanzar cifras similares al pasado periodo y frenar la tendencia negativa de los últimos años.

El asesor de la Gremial de Agroexportadores de Productos no Tradicionales de Panamá (Gantrap), Ricardo García, señaló que el panorama será muy parecido al periodo anterior en cuanto al número de hectáreas sembradas.

Y es que proyectan sembrar unas 900 hectáreas de sandía y 250 hectáreas de melón, cifras muy similares a las alcanzadas en el presente año, pero aún por debajo de las 4,000 hectáreas que se sembraron en el 2010.

La única preocupación de los productores es el clima, porque temen que la estación lluviosa pueda extenderse y retrase el inicio de la siembra, lo que afectaría la comercialización en los mercados internacionales.

Entre un 85% y un 90% de las exportaciones tienen como destino Europa y el resto Estados Unidos (EE.UU.).

El año pasado el precio en el mercado internacional estuvo a niveles positivos, algo que los agroexportadores esperan que se mantengan durante el 2019.

García considera que la fortaleza del dólar no tendrá un impacto negativo en las exportaciones de cucurbitáceas, ya que el cambio aún sigue siendo favorable al euro, agregó.

El periodo de siembra y cosecha de cucurbitáceas se registra entre los meses de noviembre y abril, finalizando cuando empiezan las lluvias.

Durante el periodo 2017-2018 las exportaciones de sandías alcanzaron los $9.2 millones y de melón $976,000, lo que representó una caída de 0.2%  y 64.8%, respectivamente, de acuerdo con cifras de la Contraloría General de la República.

García, quien también es propietario de la empresa Agro Export Pacific , S.A., ubicada en la región de Azuero,  indicó que tiene contemplado aumentar en un 10% el número de hectáreas sembradas este periodo que se avecina.

Sin embargo, le preocupa que el Gobierno no ha cumplido con la entrega de los incentivos a todos los agroexportadores, pese a estar próximos a iniciar la siembra.

Si se cumpliera a tiempo con la totalidad de los pagos correspondientes al Certificado de Fomento a la Agroexportación se registraría un incremento marcado en el número de hectáreas sembradas, indicó.

En total durante la zafra pasada se exportaron 21 millones de kilos de sandía y 1.5 millones de kilos  de melón, según informó la Contraloría General de la República, lo que representó un aumento de 5.2% en el caso de la sandía y una caída de 70.3% en lo que respecta al melón, en comparación con el periodo anterior.

En lo que respecta al zapallo, la mayor parte de la producción, un 70% va dirigido al mercado interno y el restante 30% se envía principalmente a Costa Rica.

En total se siembran entre 200 y 250 hectáreas durante el transcurso del año, a diferencia del melón y la sandía que tiene una época marcada.

El dirigente hizo un llamado al Gobierno para que preste mayor atención al sector agropecuario en términos generales y advirtió que “si las políticas actuales se mantienen, el sector seguirá en retroceso”.

Tiene que controlarse las importaciones y traer sólo lo que no puede abastecer la producción local, destacó García, quien agregó que el productor agropecuario es la base de la seguridad alimentaria del país.

De acuerdo con García, es imperativo que se establezcan políticas a largo plazo para que se garantice un crecimiento continuo y se trata al sector como lo que es, la actividad primaria de la economía.

Por su parte, el director nacional de la Unidad de Agronegocios del Ministerio de Desarrollo Agropecuario, Jaime Cedeño, expresó que “esperamos como mínimo igualar la producción del periodo anterior”, y agregó que se está trabajando en la apertura de nuevos mercados, principalmente en Europa.

El funcionario expresó que la producción de cucurbitáceas ha empezado a recuperarse

Ejecutivos de la empresa holandesa Levarht visitaron recientemente el país, interesados en comprar piñas y melones, los europeos recorrieron la empresa Primero Cuarenta Group, Inc. ubicada en Chorcha, provincia de Chiriquí.

Cedeño detalló que la presencia de los empresarios holandeses fue el resultado de la gestión que se realiza en la oficina agrocomercial establecida en Róterdam, para impulsar las exportaciones panameñas.

Sobre el pago pendiente a los agropexportadores, Cedeño destacó que cada caso  es diferente, y lleva un proceso, por lo que se le va cancelando en plazos y precisó  que se aumentó el número de personal encargado de procesar las solicitudes para agilizar los pagos.

Es algo seguro, que al final termina cancelándose”, indicó.

En lo referente a la apertura del mercado de la República Popular de China tras la firma del Tratado de Libre Comercio (TLC), que ambos países se encuentran negociando,  expresó que se están brindando seminarios para capacitar a los interesados, porque una cosa es que se quiera exportar a ese país y otra que se tenga la capacidad.

“La parte más difícil es que toca unirse entre varios productores para presentar una mejor oferta y posiblemente recibir un mejor pago”, indicó.

Coclé, Herrera, Los Santos, Chiriquí y Veraguas son las provincias del país donde se registra la mayor producción de melones y sandías.

En febrero inicia el proceso de exportación, pero es en la segunda quincena de marzo donde los envíos al exterior alcanzan su pico.

Durante la última zafra el kilo de sandía en los mercados internacionales se comercializaba en alrededor de $1.50, mientras que la caja de melón de 18 kilos se vendía en unos $10.

Manuel Luna G.
mluna@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias