Puertos chinos reciben el primer embarque de arroz comercial procedente de EE.UU.

Puertos chinos reciben el primer embarque de arroz comercial procedente de EE.UU.

A pesar de las perturbaciones causadas por la pandemia de coronavirus (COVID-19), el primer arroz estadounidense cultivado con fines comerciales se ha descargado en los puertos de China. Este hecho significa la determinación de Beijing de aplicar el acuerdo comercial de la primera fase y el papel clave que los vínculos comerciales interdependientes han estado desempeñando como estabilizador, indicaron los expertos.

El envío de arroz estadounidense a China despejó las aduanas, tuiteó Sonny Perdue, secretario de Agricultura de Estados Unidos (EE.UU.).

China es el principal consumidor de arroz del mundo. Se espera que esta venta sea la base de otras entregas futuras. Este es un buen primer paso para lo que esperamos que sean muchos más envíos de arroz estadounidense de alta calidad, nutritivo y asequible”, añadió Perdue.

El arroz Calrose, de grano mediano Premium, fue cultivado en California y vendido por ADM Rice Inc. a un importador privado bajo la marca “Sungiven” para la distribución minorista, informó la Federación de Arroz de EE.UU.

El arroz fue recibido en el puerto de Xiamen, provincia de Fujian, y ahora está en manos de los importadores.

Las importaciones de arroz estadounidense son un gesto por parte de China para demostrar que la nación está expandiendo la variedad de productos agrícolas estadounidenses que importa, de acuerdo al acuerdo de la primera fase, detalló Jiao Shanwei, redactor jefe de cngrain.com, un portal digital especializado en la industria de los granos.

Es probable que China importe de EE.UU. más soja, maíz, sorgo y trigo, especialmente trigo de alta calidad, añadió.

En los últimos años, la producción de algodón de China ha sido insuficiente y hay una creciente demanda interna. Dado que EE.UU. tiene algodón de alta calidad y es también el mayor exportador de algodón del mundo, las perspectivas de importación del algodón son prometedoras, dijo el Global Times la Administración Nacional de Alimentos y Reservas Estratégicas de China.

“Nos complace ver que el primer envío a China de arroz cultivado en EE.UU. se lleva a cabo después de la firma del acuerdo comercial de la Fase 1 entre EE.UU. y China, en el que se pide la compra de productos básicos estadounidenses, incluido el arroz”, precisó Bobby Hanks, presidente del Comité de Política Comercial Internacional del Arroz de EE.UU., citado por el portal digital USA Rice.

“Esperamos ver a más compradores, tanto privados como gubernamentales, dar un paso adelante para comprar arroz estadounidense. Como proveedor confiable con grano largo, medio y corto de alta calidad, EE.UU. están bien posicionados para ayudar a llenar parte de la demanda de importaciones futuras de China.”

Los analistas resaltaron que es innegable que los lazos comerciales y económicos entre China y EE.UU. siguen actuando como estabilizadores clave para mantener las relaciones bilaterales.

EE.UU. es un importante exportador de alimentos y la agricultura es un área importante para equilibrar el comercio entre China y EE.UU.

Las ventas de soja de EE.UU. para la campaña de comercialización del 2021 arrancaron con el ímpetu más fuerte de su historia, con ventas pendientes a China por el doble de los niveles del 2017. De enero a agosto, las ventas de sorgo totalizaron $617 millones, frente a $561 millones para el mismo período del 2017, indicaron datos oficiales de EE.UU.

Por otra parte, los datos aduaneros chinos evidencian que las importaciones totales de China procedentes de EE.UU. se dispararon un 24.7% anual, hasta los $13,200 millones en septiembre, la nota más alta desde agosto del 2018.

“La relación comercial y económica interdependiente y complementaria entre China y EE.UU. se ha hecho más evidente durante la crisis sanitaria mundial. En estas circunstancias, ambos países se han encontrado con una presión económica a la baja, pero su comercio ha mantenido un impulso”, detalló Liu.

Aparte del comercio tradicional, la inversión también ha demostrado signos optimistas. Y hay más empresas chinas que buscan OPI en EE.UU., aseveró.

En una declaración conjunta publicada este viernes, la Oficina del Representante Comercial de EE.UU. y el Departamento de Agricultura de EE.UU., afirmaron que la primera fase había dado resultados “históricos” para la agricultura estadounidense y señalaron progresos en la aplicación del acuerdo.

China es el mayor productor y consumidor de arroz del mundo, y sólo superado por Filipinas en las importaciones mundiales de arroz. Sus países vecinos representan la mayor parte de sus fuentes de importación. Estos proveedores incluyen países del sudeste asiático como Tailandia y Camboya, así como Pakistán.

China produce más de 100 millones de toneladas de arroz anuales y sus importaciones de arroz son mucho menores. Los datos aduaneros demostraron que, en el período de enero a septiembre, las importaciones de arroz ascendían a 1.66 millones de toneladas, en comparación con las 1.7 millones de toneladas del año anterior.

“Sin embargo, desde una perspectiva mercantil el arroz estadounidense tiene poca ventaja en comparación con el arroz de los países del sudeste asiático, que se dirigen principalmente al mercado de alta gama en China”, recordó Jiao.

Y agregó que es poco probable que eso cambie.

Los analistas agregaron que China puede alimentarse sin necesidad de importar arroz. Es por ello por lo que no hay una demanda inelástica de importaciones de arroz estadounidense.

Beijing
China Daily

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias
PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com