SBP: Moratoria bancaria se rige por regulación de préstamos modificados

SBP: Moratoria bancaria se rige por regulación de préstamos modificados
Los bancos mantendrán medidas de alivio como parte de acuerdos de las instituciones afiliadas a la ABP| Archivo

La Superintendencia de Bancos de Panamá (SBP) explicó que la moratoria adicional establecida por la Asociación Bancaria de Panamá (ABP) “no constituye un acuerdo bancario dictado por la entidad reguladora. Esta extensión adicional hasta el 31 de diciembre de 2020 se rige por la regulación bancaria vigente en materia de préstamos modificados”.

En comunicado de prensa, el regulador panameño reiteró que se trata de “un compromiso que se ha concretado con la banca privada y la banca oficial, como resultado del consenso entre dicho sector y el Órgano Ejecutivo, incluyendo mayores beneficios en pro de los clientes bancarios, sin necesidad de sujetarse al apremio de una ley que comprometía la imagen y confianza en nuestro centro bancario, y que podría provocar una seria e irreparable afectación ante la compleja y dinámica situación económica que vive el país y el mundo”.

La SBP apela “a la solidaridad y buen juicio de los clientes y consumidores bancarios” y, en este sentido, recuerda que “en caso de no estar afectado por el coronavirus (COVID-19) actuales, realice el pago de sus obligaciones bancarias”.

La SBP señala que este compromiso es adicional a la prórroga anunciada por la ABP en el mes de marzo de 2020 con vencimiento en el mes de junio del mismo año “y con él, se reafirma la solidaridad y empatía de la banca para con sus clientes”.

La extensión de la moratoria hasta el 31 de diciembre de 2020 incluye a aquellos clientes que sigan afectados por la crisis económica causada por el COVID-19, ya sea, por la suspensión o cese de sus contratos de trabajo, o trabajadores independientes y comercios cuya actividad se haya visto suspendida debido a las medidas sanitarias establecidas por el Órgano Ejecutivo, como consecuencia del Estado de Emergencia Nacional decretado”.

De igual modo, reitera que aplica para préstamos hipotecarios residenciales, personales, de auto, tarjetas de crédito, a la pequeña y mediana empresa, comerciales, al sector transporte y al sector agropecuario.

La moratoria, resalta la SBP, conlleva el aplazamiento del pago de las cuotas de capital e intereses de dichos préstamos, por lo cual no se aplicarán cargos de penalidad de intereses, ni cálculo de intereses sobre intereses.

“Ello representará un alivio financiero para los clientes, y los bancos podrán adecuar mediante la modificación de los préstamos, los términos y condiciones de pago de los mismos frente a la difícil situación de la economía nacional”.

A su vez, subraya el regulador, el acuerdo mantiene el compromiso de que ningún panameño afectado económicamente por el COVID-19 va a perder su vivienda durante el resto del año 2020.

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias
PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com