Startup alemanas reciben menos dinero de inversores por la pandemia de COVID-19

Startup alemanas reciben menos dinero de inversores por la pandemia de COVID-19
Las Fintech se están beneficiando de la digitalización de la industria financieraArchivo

Las empresas emergentes recibieron, por primera vez en mucho tiempo, menos dinero de los inversores durante la crisis genera por la pandemia de coronavirus (COVID-19), reveló un estudio realizado por banco Comdirect con la consultora Barkow Consulting y el inversor de Commerzbank Main Incubator.

Según el estudio, las startup de tecnología financiera o Fintech recibieron 953 millones de euros (unos $1,100 millones) en capital de riesgo de enero a septiembre, lo que supuso casi un tercio menos (29%) que en los primeros nueve meses del año pasado, cuando los fondos y grupos empresariales invirtieron alrededor de 1,300 millones de euros en ese sector.

El informe pone de manifiesto que la crisis desencadenada por el COVID-19 frenó las fases de financiación en el tercer trimestre y pronostica para fin de año un descenso de las inversiones en comparación al fuerte trimestre del año anterior.

“Aunque el año 2020 será el segundo mejor año en cuanto a las inversiones realizadas en el sector Fintech en Alemania, el menor número de inversiones con un volumen de más de 100 millones de euros está teniendo un impacto claramente negativo”, dijo Matthias Hach, miembro de la junta directiva de Comdirect.

La caída de la financiación representa un punto de inflexión para las Fintech, que quieren utilizar la tecnología intuitiva para hacer más rápido y conveniente el ahorro, la inversión, los seguros o los servicios inmobiliarios.

Desde que comenzó el estudio en 2012, las inversiones en las empresas emergentes fueron en aumento cada año, incluso en 2018 y 2019 hubo tasas de crecimiento de más del 50% en comparación con el año anterior.

Durante el largo auge económico y en vista de los bajos tipos de interés, los inversores no reparaban en el dinero, y las empresas de nueva creación recibían cantidades récord por sus ideas de negocio.

Según el estudio, más de 6,000 millones de euros en capital de riesgo fluyeron en este sector desde 2012, a los que hay que sumar las inversiones por adquisiciones y capital de deuda.

En el año en curso, la industria siguió creciendo hasta llegar a 946 empresas de tecnología financiera a finales de septiembre, aunque se crearon menos.

En opinión de Hach, la innovación en el sector financiero sigue siendo alta: “En tiempos de tasas de interés bajas, se observa una mayor tendencia por las oportunidades de inversión sencillas y móviles”.

Las Fintech se están beneficiando de la digitalización de la industria financiera. Sin embargo, según un estudio de la consultora PwC, en los últimos años, una serie de quiebras y adquisiciones puso de manifiesto que son relativamente pocas las que sobreviven.

Entre las empresas financieras emergentes de más éxito se encuentran los portales sobre tipos de interés, que permiten a los ahorristas elegir los bancos que ofrecen las mejores condiciones entre las numerosas ofertas.

También han crecido algunos robots que invierten el capital de forma diversificada en el mercado de valores, así como en banca móvil el banco N26.

DPA

 

 

 

 

 

 

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias