Tecnología digital favorece redes de grupos multidisciplinarios

Tecnología digital favorece redes de grupos multidisciplinarios

Los millennials con altas expectativas de crecimiento personal,  trabajan lado a lado con baby boomers

Internet Secured Connection

La estructura organizacional de las empresas están moviéndose de los modelos de negocios jerárquicos funcionales, hacia redes de grupos multidisciplinarios, en un esfuerzo por convertirse en más ágiles, colaborativos y enfocados en el cliente, frente a los cambios disruptivos en la tecnología digital.

Este es uno de los principales resultados de la cuarta edición del estudio: Tendencias Globales de Capital Humano 2016 de la firma Deloitte, compartido recientemente con el mercado panameño.

Un 92% de los líderes de negocios y recursos humanos han identificado la necesidad crítica de rediseñar su organización, los modelos de negocios y la composición demográfica de la fuerza de trabajo.

A pesar del interés en este cambio, sólo el 21% de los consultados se sienten expertos en construir equipos multidisciplinarios, y otro 12% entienden la forma en que la gente trabaja conjuntamente en la actualidad, señala el estudio donde Deloitte consultó a más de 7.000 líderes de negocios en 130 países.

Se documenta que la diversidad generacional aumenta, mientras que los millennials con altas expectativas de crecimiento personal, trabajan lado a lado con baby boomers. Muchos de los cuales retrasan su retiro, ante un nuevo contrato social impulsando por demandas de rápido crecimiento de carrera, acuerdos de trabajo flexible y aumento en el número de contratos y trabajadores a tiempo parcial.

Tendencias que están cambiando dramáticamente la relación patrono-trabajador, indica Deloitte.

Trabajo digital

El estudio revela que un 74% de los ejecutivos han identificados como prioridad un enfoque digital en los departamentos de recursos humanos, es decir: El rediseño completo de herramientas y servicios de recursos humanos alrededor de la tecnología digital.

Deloitte, señala que un 42% de las compañías están rediseñando sus sistemas de recursos humanos para soporte móvil y sistemas de aprendizaje justo a tiempo y un 59% están cambiando su sistema de soporte de oficina a plataforma móvil, en un esfuerzo por hacerlo más fácil para los empleados.

Nueve de cada diez encuestados (86%) calificaron los desafíos de la cultura como importante y además, el 85% calificó los desafíos del compromiso con los empleados, igualmente, importante. Para abordar estos temas, surgen nuevos roles como: Chief experience officer y el Chief Listening Officer.

A su vez, las compañías trabajan en mejorar las oportunidades de aprendizaje de los empleados y cierra la brecha de habilidades dentro de las funciones de recursos humanos. Cuatro de cada diez ejecutivos expresó que sus empresas están listas para abordar las brechas de habilidades de su talento.

En términos de aprendizaje, Deloitte manifiesta que las organizaciones de pensamiento proactivo están poniendo al empleado en el centro y adoptando tecnologías de formaciones nuevas y abiertas. El porcentaje de empresas que se siente cómodas con cursos masivos abiertos en línea (Moocs, por sus siglas en inglés) aumentó a 43% del 30% del año pasado.

La directora de consultoría en Capital Humano de Deloitte (Panamá), Jessika Malek, expresó que evolucionar a culturas dinámicas y colaborativas, que desafíen el modelo tradicional, y que permita explorar las nuevas formas de trabajo o modelos de contratación, como el freelence y el home office, nos ayudará a que el rol de los líderes de recursos humanos sea más activo, haciéndole frente a los cambios que se están dando en las organizaciones.

El reporte de Deloitte revela que la pirámide de liderazgo tradicional no está produciendo líderes con suficiente rapidez. El 56% de los encuestados reportan que sus compañías no están listas para cumplir sus necesidades de liderazgo, y más de una en cinco encuestados (22%) reportan no tener programas de liderazgo para millennials. Para abordar este tema, un 89% de los encuestados citaron el fortalecimiento, la reingeniería y la mejora del liderazgo organizacional como prioridades importantes en el año que viene.

Tanto a nivel global como en Panamá, las organizaciones están buscando ser más eficientes, mejorar sus sistemas de toma de decisiones y centrar sus esfuerzos en el cliente, con lo que estamos migrando a estructuras más colaborativas, equipos pequeños y empoderados, capaces de tomar decisiones precisas y en menor tiempo, concluyó Malek.

José Hilario Gómez
jgomez@capital.com.pa
Capital Financiero

Más informaciones

Comente la noticia