Trump recurre a la economía para estimular su menguante campaña

Trump recurre a la economía para estimular su menguante campaña

 Las propuestas sobre el comercio y los impuestos se producen en momentos en que la señora Clinton gana terreno en las encuestas

trump

Donald Trump intenta reorientar su campaña en medio de la alarma en el Partido Republicano, con un nuevo plan económico que incluye afirmaciones de que puede duplicar el crecimiento económico mediante la imposición de nuevos aranceles a China y la renegociación de las regulaciones del comercio mundial.

En Detroit, Michigan, el señor Trump presentará una propuesta para estimular el mediocre crecimiento económico del país mediante incentivos comerciales y fiscales destinados a forzar a las empresas estadounidenses a crear y producir en Estados Unidos (EE.UU.) los empleos y las ganancias que actualmente se crean y producen en el extranjero, dijeron sus asesores al Financial Times.

Es un intento del señor Trump y su personal de reenfocar su campaña en el tema de la economía, una de las pocas áreas en las que las encuestas habían mostrado que el promotor inmobiliario superaba a Hillary Clinton, pero en la que la candidata demócrata ha ido ganando terreno.

El decreciente desempeño del señor Trump en las encuestas ha alarmado a los republicanos después de que criticó a la familia de un soldado musulmán-estadounidense caído y se enfrascó en una flagrante batalla política con los líderes de su propio partido. El señor Trump tomó medidas para reparar el daño, respaldando al presidente de la Cámara Paul Ryan y a los senadores republicanos John McCain y Kelly Ayotte, después de titubear inicialmente en brindar su apoyo a sus reelecciones.

Sin embargo, ha cedido bastante terreno ante la señora Clinton desde las convenciones de ambos partidos en julio, pues un promedio de encuestas de Real Clear Politics ahora muestra que la señora Clinton tiene una ventaja de 7 puntos ante el señor Trump a nivel nacional.

Una encuesta de CBS News mostró que la señora Clinton tenía una ventaja de 12 puntos sobre el señor Trump en Virginia, un estado pendular. El gobernador republicano de Ohio John Kasich, ex candidato presidencial, dijo que creía que al señor Trump le sería difícil ganar su estado.

Habrá secciones que ganará porque la gente está enfadada, frustrada y no ha recibido respuesta alguna, dijo el señor Kasich a CNN. «Pero aún pienso que es difícil ganar Ohio con esas políticas divisorias. Creo que es muy, muy difícil.

Los partidarios del señor Trump señalan que los números de las encuestas de principios de agosto no son necesariamente un presagio de lo que sucederá el día de las elecciones. En agosto de 1988 la encuesta de Gallup mostró a George HW Bush con una desventaja de 7 puntos frente a su rival demócrata Michael Dukakis.

Los asesores del señor Trump dicen que el magnate neoyorquino puede recuperar el terreno perdido refiriéndose a temas como el empleo y la economía. Según una encuesta de NBC News-Wall Street Journal realizada la semana pasada, el 46 por ciento de los votantes registrados consideran que el señor Trump es más versado en el tema de la economía, en comparación con el 42% que favorecen a la señora Clinton en este aspecto. Una encuesta dominical de Washington Post-ABC News le daba a la señora Clinton una ligera ventaja en el tema de la economía.

Dos de los asesores económicos del señor Trump le dijeron al Financial Times que la base de su plan para impulsar el crecimiento estadounidense seguía siendo su doctrina comercial y obligar a China y otros socios comerciales a renegociar su relación económica con EE.UU. mediante la imposición de aranceles defensivos.

Compararon su enfoque a la postura firme de Ronald Reagan contra Japón en la década de 1980, la cual llevó a la firma del Acuerdo Plaza en 1985 y la revalorización del yen.

Pero también ofrecieron una rama de olivo a los grupos empresariales como la Cámara de Comercio de EE.UU., los cuales, aunque son tradicionalmente pro-republicanos, este año han desafiado abiertamente la postura del señor Trump en contra del comercio.

En el discurso en el Club Económico de Detroit, el candidato republicano detallará propuestas sobre la reforma tributaria, la energía y la reducción de regulaciones que muchos grupos como la Cámara verían con buenos ojos, dijo Dan DiMicco, ex presidente ejecutivo de la corporación siderúrgica estadounidense Nucor.

La clave es que él va a facilitarles a los directores ejecutivos optar por construir sus instalaciones aquí, dijo el señor DiMicco, uno de los 14 asesores económicos presentados por la campaña de señor Trump.

En los 15 años desde que China se unió a la Organización Mundial del Comercio (OMC), EE.UU. ha crecido a una tasa promedio del 1,8%, por debajo del 3,5% entre 1947 y 2001, dijo Peter Navarro, otro asesor.

El señor Trump intentaría restablecer esas tasas históricas de crecimiento, dijo, revirtiendo la actual contribución negativa de las exportaciones netas al cálculo del Producto Interno Bruto (PIB), aumentando la inversión de las empresas, y utilizando métodos además de los aranceles defensivos a China, incluyendo exigir una renegociación de las regulaciones de la OMC.

El señor Navarro es un economista graduado de Harvard, quien produjo Death by China, un documental de 2012 que muestra aviones chinos animados bombardeando EE.UU.

Lo que es importante es que el mundo verá a Donald Trump y dirá: Mira, este tipo va en serio, sabe cómo hacer negocios y tenemos que dejar de aprovecharnos de EE.UU. y empezar a tratarlo con equidad, dijo el señor Navarro al FT.

La señora Clinton pronunciará su propio discurso sobre el tema de la economía con el fin de refutar el del señor Trump, también en Michigan, según anunció su campaña este fin de semana.

Shawn Donnan y Courtney Weaver
Financial Times

Más informaciones

Comente la noticia

Ver todas las noticias

Patrocinado por BANCO GENERAL